La Tribunera: Balotelli vendió droga como parte de una broma

El delantero italiano, Mario Balotelli, vendió droga como parte de una broma, según el testimonio prestado ante la Fiscalía por un supuesto afiliado a la Camorra (organización criminal mafiosa), y...
El delantero italiano, Mario Balotelli, vendió droga como parte de una broma, según el testimonio prestado ante la Fiscalía por un supuesto afiliado a la Camorra (organización criminal mafiosa), y que recogieron hoy los medios de comunicaci
 El delantero italiano, Mario Balotelli, vendió droga como parte de una broma, según el testimonio prestado ante la Fiscalía por un supuesto afiliado a la Camorra (organización criminal mafiosa), y que recogieron hoy los medios de comunicaci  (Foto: Reuters)
Roma, Italia (Reuters) -
  • Medios italianos sospechaban del jugador del Milan, por lo que fue llamado a declarar

El delantero italiano, Mario Balotelli, vendió droga como parte de una broma, según el testimonio prestado ante la Fiscalía por un supuesto afiliado a la Camorra (organización criminal mafiosa), y que recogieron hoy los medios de comunicación. Balotelli supuestamente vendió droga en el barrio napolitano de Scampia, según el relato del camorrista, Armando De Rosa, quien colabora con la Justicia italiana en el marco de una investigación sobre lavado de dinero. La nota se difundió rápidamente entre los medios de comunicación italianos, provocando la reacción inmediata del jugador a través de su cuenta de Twitter. “Jajajaja ahora trafico con droga. Antes me iba de put.. Avergüéncense!”, indicó Balotelli en la red social. En junio del 2011 el diario italiano ‘Il Mattino’, de Nápoles, publicó un artículo basado en un supuesto informe policial en el que se afirmaba que el futbolista había visitado meses antes el barrio de Scampia, zona tradicionalmente controlada por la Camorra y conocida por el tráfico de droga. “Balotelli se encontraba en el barrio de Scampia la mañana del 8 de junio de 2010, en compañía de dos miembros importantes de dos de los clanes más poderosos de la periferia norte de Nápoles, Salvatore Silvestri, del clan 'Lo Russo', y Biagio Esposito, del clan de los 'escisionistas'", dice el informe de ‘Il Mattino’. El delantero, quien jugaba en el Manchester City entonces, negó tener relación con el crimen organizado y reconoció que fue “ingenuo” al visitar Scampia. En septiembre de 2011 la Fiscalía de Nápoles llamó al delantero del Milan a declarar  sobre aquella visita.

Newsletter MT
Suscríbete a nuestro boletín de noticias deportivas.
No te pierdas
×