Ochoa y Ajaccio, en caída libre

Un desangelado Ajaccio que no opuso mucha resistencia cayó 1-3 ante el Valenciennes, que antes del duelo era el último lugar de la Tabla General y que salió de ahí gracias a las concesiones del...
Un desangelado Ajaccio que no opuso mucha resistencia cayó 1-3 ante el Valenciennes, que antes del duelo era el último lugar de la Tabla General y que salió de ahí gracias a las concesiones del cuadro del DT Ravanelli que está en la cuerda floja.
 Un desangelado Ajaccio que no opuso mucha resistencia cayó 1-3 ante el Valenciennes, que antes del duelo era el último lugar de la Tabla General y que salió de ahí gracias a las concesiones del cuadro del DT Ravanelli que está en la cuerda floja.
Ciudad de México -
  • Ajaccio se quedó estancado con siete puntos en la penúltima posición general
  • Guillermo Ochoa disputó los 90 minutos y tuvo pocas intervenciones en el duelo

Un desangelado Ajaccio que no opuso mucha resistencia cayó 1-3 ante el Valenciennes, que antes del duelo era el último lugar de la Tabla General y que salió de ahí gracias a las concesiones del cuadro del DT Ravanelli que está en la cuerda floja para seguir como timonel del Ajaccio.   Los "Osos" se quedaron con siete puntos y se vieron beneficiados por el empate del Sochaux que los igualó en puntos, pero tiene una peor diferencia de goles para no estar en el sótano del futbol francés.   Reflejo de lo que han sido sus temporadas con no más de ocho puntos para el Ajaccio y seis para el Valenciennes, ambos equipos comenzaron el partido con muchas imprecisiones y sin lograr establecer una idea de juego en los primeros 20 minutos, incluso con algunos errores en todos los sectores de la cancha.   Cuando el partido comenzaba a entrar en un letargo apareció la pifia que fue aprovechada. Valenciennes desbordó por el sector izquierdo y metió un centro que Zubar y Crescenzi no lograron despejar y sólo dejaron el balón a Pujol que venció a Guillermo Ochoa con un tiro a tres metros de distancia para poner el 1-0 en el marcador.   Poco le duró el gusto a los visitantes que cinco minutos más tarde se encontraron con la fortuna. Un centro por derecha fue mal rematado por Zubar, pero el balón le pegó a Mater del Valenciennes y se metió a su portería en un autogol que regresó la paridad al marcador.   Las faltas fueron constantes e incluso el árbitro no se tentó el corazón para amonestar a dos jugadores del cuadro visitante en apenas 15 minutos, aunque le tembló la mano al momento de sacar la segunda amarilla que merecía Ducourtioux por una plancha antes del medio tiempo.   Ajaccio comenzó mejor el complemento y de hecho en 10 minutos generó dos de peligro que ni Tallo ni Crescenzi pudieron finiquitar de buena forma dejando escapar la ventaja en el marcador.   Entonces la pesadilla comenzó al minuto 68 cuando Dossevi aprovechó una gran jugada de Pujol quien sacó a Ochoa y luego metió un centro para que su compañero la pusiera en el fondo de la portería.   Vinieron los cambios, llegaron los refuerzos en ataque para el Ajaccio, pero nunca la claridad por lo que el propio Pujol anotó el 1-3 en tiempo de compensación y cuando ya estaba todo perdido para el cuadro de Córcega que la próxima semana podría estrenar estratega.

No te pierdas