Fanáticos brasileños, vigilados por sus mamás

Ni el mejor cuerpo policiaco podría apaciguar a los fanáticos exacerbados del futbol como una madre a sus hijos. Justo eso fue lo que sucedió en Brasil.
Ni el mejor cuerpo policiaco podría apaciguar a los fanáticos exacerbados del futbol como una madre a sus hijos. Justo eso fue lo que sucedió en Brasil.
 Ni el mejor cuerpo policiaco podría apaciguar a los fanáticos exacerbados del futbol como una madre a sus hijos. Justo eso fue lo que sucedió en Brasil.
Ciudad de México -
  • Este nuevo sistema debutó el pasado 8 de febrero en el duelo ante el Náutico

Ni el mejor cuerpo policiaco podría apaciguar a los fanáticos exacerbados del futbol como una madre a sus hijos. Justo eso fue lo que sucedió en Brasil.

Alrededor de 30 madres de los aficionados con mayor fanatismo del Sport Club do Recife fueron contratadas por el equipo para hacerse cargo de la seguridad de sus vástagos.

Y es que al equipo de la Primera División brasileña le interesa tanto disminuir la violencia en las gradas, que le pareció adecuado contratar a su propio cuerpo de seguridad enfocado en estos grupos conflictivos.

Y así, luego de una capacitación para mantener el orden durante los encuentros en la Arena Pernambuco, las mamás fueron ubicadas estratégicamente para cuidar a sus "querubines", identificándolas con un chaleco naranja que en la espalda porta la leyenda "madres de seguridad".

Este nuevo sistema debutó el pasado 8 de febrero en el duelo ante el Náutico, que terminó 1-0 para el Sport Club. No se registraron incidentes.

No te pierdas