Crónica del arresto de los integrantes de FIFA

El lobby del Baur au Lac, un hotel cinco estrellas de 171 años en el centro de Zurich, estaba tranquilo a las seis de la mañana cuando más de una docena de oficiales en ropa de calle entraron sin...
La Comisión Europea pidió este miércoles 'un cambio fundamental' en la FIFA, estimando que la dimisión de Joseph Blatter representa sólo 'una etapa en un largo proceso que deberá continuar para restablecer la confianza'.
 La Comisión Europea pidió este miércoles 'un cambio fundamental' en la FIFA, estimando que la dimisión de Joseph Blatter representa sólo 'una etapa en un largo proceso que deberá continuar para restablecer la confianza'.
Zúrich, Suiza -
  • El periódico The New York Times relató los hechos paso a paso desde en la madrugada de este miércoles

El lobby del Baur au Lac, un hotel cinco estrellas de 171 años en el centro de Zurich, estaba tranquilo a las seis de la mañana cuando más de una docena de oficiales en ropa de calle entraron sin escándalo a través de la puerta.En la recepción presentaron los documentos que los acreditaban como representantes de la ley y por eso pudieron obtener los números de los cuartos de los integrantes de FIFA que estaban hospedados ahí.En inglés, el encargado del hotel acompañó a los oficiales a cada uno de los cuartos y dijo: “Señor, sólo llamo para decirle que vamos a necesitar que abra la puerta o vamos a tener que patearla”, describió el Times en su edición web.Así fue como aprehendieron a seis ejecutivos del futbol que fueron arrestados por cargos de corrupción en una operación en la que no se usaron esposas o armas sólo una sabana blanca. La policía esperó incluso a que se vistieran y recogieran sus maletas.Todos fueron sacados por diferentes puertas del hotel, sólo uno fue conducido por la puerta principal.En el caso de Eduardo Li, el Presidente de la federación de Costa Rica que estaba hospedado en el cuarto piso, se le permitió llevar una maleta con cosas personales.Después de que todos los arrestos se llevaron a cabo, uno de los oficiales le preguntó al hombre de la recepción si alguien había preguntado por los ejecutivos de la FIFA. “Su esposa no sabe qué hacer o dónde está”, respondió.A las 9 de la mañana, las esposas y las novias de los hombres que habían sido arrestados se encontraban sentadas juntas en una sala mientras veían la transmisión por internet de Walter de Gregorio, el portavoz de FIFA, quien aseguraba “hoy es un buen día para la FIFA” decía, porque debían combatir la corrupción. Una de ellas comenzó a llorar.

Newsletter MT
Suscríbete a nuestro boletín de noticias deportivas.
No te pierdas
×