El Submarino mojó las Aspirinas del Chicharito

El Submarino Amarillo obtuvo una gran ventaja, con doblete del congoleño Cedric Bakambu, sobre el Bayer Leverkusen de Javier el 'Chicharito' Hernández y se encaminó a los Cuartos de Final de la...
Cuando Javier Hernández fue cuestionado sobre las razones que lo alejaron del Manchester United pese al cariño de la afición, el delantero fue sincero: ya no lo quería el club.
 Cuando Javier Hernández fue cuestionado sobre las razones que lo alejaron del Manchester United pese al cariño de la afición, el delantero fue sincero: ya no lo quería el club.
Estadio el Madrigal, ante 18.000 espectadores (Reuters) -
  • Javier Hernández jugó los 90 minutos en una insípida actuación
  • Jonathan dos Santos no jugó con los del Villarreal

El Submarino Amarillo obtuvo una gran ventaja, con doblete del congoleño Cedric Bakambu, sobre el Bayer Leverkusen de Javier el "Chicharito" Hernández y se encaminó a los Cuartos de Final de la Europa League en un partido en el que los locales siempre controlaron y se mostraron superiores.

Los de Marcelino, de la mano de un gran Bakambu con dos goles, tuvieron incluso más opciones de aumentar esta ventaja este jueves en el Madrigal.

Incluso el Bayer no llegó nunca a complicar al Villarreal en defensa, con un desaparecido delantero mexicano "Chicharito" Hernández y con muy pocas llegadas al área.

Desde el primer minuto el partido se decantó del lado local, que ya a los dos minutos había tenido un remate claro de Soldado. Pero fue en la segunda llegada cuando marcaron el gol, ya que Bakambu aprovechó una asistencia de Soldado al espacio para batir en el mano a mano a Leno.

El ritmo era vertiginoso, el Bayer apretaba arriba, pero no llegaba al área. Y el Villarreal se refugiaba en el resultado y en su buen trabajo defensivo.

A los diez minutos del segundo tiempo, luego de un rechace desde el área amarilla habilitaron a Bakambu de cara a la portería y tras una carrera de cincuenta metros superó una vez más a Leno con un disparo raso entre las piernas.

Un segundo gol que obligaba todavía más a los alemanes a arriesgar buscando el área rival, mientras que permitía al Villarreal seguir controlando el juego y sin arriesgar.

Así los de Marcelino cerraron líneas y ajustaron las marcas, con la idea de tener controlado el partido desde su seguridad defensiva. De esta forma la pelota la tenía el Bayer y tocaba buscando unos espacios que los locales no dejaban, por lo que Areola seguía sin tener problemas, más allá de algún centro y algún disparo muy lejano.

Newsletter MT
Suscríbete a nuestro boletín de noticias deportivas.
No te pierdas
×