'La Furia Roja' subió su autoestima con el triunfo frente a Uruguay

La Selección Española aumentó su autoestima en Gijón y su victoria ante Uruguay (2-0) sirvió para levantar el ánimo de un combinado que caminaba mustio en los últimos meses.
 La Selección Española aumentó su autoestima en Gijón y su victoria ante Uruguay (2-0) sirvió para levantar el ánimo de un combinado que caminaba mustio en los últimos meses.

MEDIOTIEMPO | Agencias18 de Agosto de 2005

La Selección Española aumentó su autoestima en Gijón y su victoria ante Uruguay (2-0) sirvió para levantar el ánimo de un combinado que caminaba mustio en los últimos meses.

Vencer a Uruguay, un equipo que no suele regalar nada en el campo, ha sido un triunfo ponderado y bienvenido en el entorno del equipo nacional español. Doblegar a Pablo García, a Forlán y compañía sirvió de bálsamo a una Selección que comanda Luis Aragonés y que ahora espera con más calma su decisivo enfrentamiento ante Serbia y Montenegro el próximo día 7 de Septiembre.

En ese partido España se juega seguir o no con opciones de estar en el Mundial de Alemania en 2006. El partido se disputará en el Estadio Vicente Calderón. Se prevé un lleno. 55.000 personas se espera que acudan a un recinto donde juega el Atlético de Madrid.

Y precisamente serán 2 de los delanteros del Atlético, los que se puedan encontrar en el terreno de juego. Fernando Torres, por España, y Mateja Kezman por Serbia, dirimirán un encuentro que estará repleto de emoción.

Del partido ante Uruguay, en la hora de la reflexión, España rescató a Vicente. El zurdo del Valencia devolvió la alegría a la “Furia Roja”. Ha estado Vicente muchos meses de baja. Su lesión de tobillo le ha jugado una mala pasada. Ante Uruguay, Vicente demostró que vuelve por sus fueros.

Es Vicente un futbolista directo, vertical, pegado a la banda, valiente en el uno contra uno y Varela puede dar fe de todo ello. En un momento donde en España el brasileño Vanderlei Luxemburgo cuestiona en el Real Madrid el futbol de bandas, Vicente ha demostrado que en el futbol los extremos sí sirven.

Luxemburgo ha dado la baja en el Real Madrid a Figo, a Solari, no ha contado con el extremo de gran proyección en la cantera como Juanfran, cedido esta semana al Espanyol, y en el ambiente “futbolero” español comenzaba a planear que los extremos no tienen sentido en el futbol actual.

Nada más lejos de la realidad. Todos los sistemas son respetables, pero lo que sí dejó claro ayer Luis Aragonés es que España va a seguir apostando por futbolistas de banda como el bético Joaquín y el valencianista Vicente, ambos fijos en el once inicial del equipo absoluto español.

Además de Vicente, España confirmó que detrás de Iker Casillas, el indiscutible portero que defiende la portería del Madrid y de la Selección, también hay recambios de enjundia.

Pepe Reina, ahora portero del Liverpool, recoge el trabajo desempeñado estos últimos años en Villarreal donde al lado de Riquelme y Forlán se ha ganado un sitio de suplente con la Selección. Reina es ya un recambio ideal para Iker.

Ayer, en el Estadio de El Molinón donde juega el centenario Sporting de Gijón, Reina tuvo detalles de buen portero, de la escuela sobria de Zubizarreta, con aciertos en las salidas, y con intervenciones claves a disparos de Forlán o de Recoba.

[EFE][foto: EFE]

Newsletter MT
Suscríbete a nuestro boletín de noticias deportivas.
No te pierdas
×