A. de Madrid 2-3 Espanyol... Un golazo de Osvaldo mató a los 'Colchoneros'

Atlético de Madrid y Espanyol ofrecieron un partido trepidante en el Vicente Calderón, un choque de altura entre dos aspirantes a la Champions League, decidido a favor de los visitantes en el...
Atlético de Madrid y Espanyol ofrecieron un partido trepidante en el Vicente Calderón, un choque de altura entre dos aspirantes a la Champions League, decidido a favor de los visitantes en el tramo final por un golazo del argentino Pablo Daniel.
 Atlético de Madrid y Espanyol ofrecieron un partido trepidante en el Vicente Calderón, un choque de altura entre dos aspirantes a la Champions League, decidido a favor de los visitantes en el tramo final por un golazo del argentino Pablo Daniel.  (Foto: Reuters)
Estadio Vicente Calderón ante unos 30,000... -
  • El Espanyol se pone en línea rumbo a la Champions League

Atlético de Madrid y Espanyol ofrecieron un partido trepidante en el Vicente Calderón, un choque de altura entre dos aspirantes a la Champions League, decidido a favor de los visitantes en el tramo final por un golazo del argentino Pablo Daniel Osvaldo (2-3).

Ese tanto dejó en nada el gran esfuerzo del equipo rojiblanco, que logró empatar en dos ocasiones un marcador adverso, que se sintió durante casi todo el encuentro con tantas opciones para ganar el partido como su contrincante, pero que finalmente fue superado por un equipo con muy buena pinta y que apunta con firmeza a la Champions.

Así lo demostró hoy en un partido intenso, del ritmo exigible a dos aspirantes a la cuarta plaza, dos buenos conjuntos que saltaron al césped con ambición, dispuestos a lograr el triunfo en sus retos más inmediatos: el Atlético en la búsqueda de puestos más altos; el Espanyol para seguir entre los mejores de la tabla.

No defraudó el duelo, que cumplió con las expectativas de tensión, equilibrio y ocasiones desde el comienzo, con una opción de gol en cada portería en dos minutos, sin pausa para el Atlético, vertical en ataque pero intermitente y sin puntería al inicio, y para el Espanyol, un bloque compacto, convincente e inconformista.

Sin dueño en el centro del campo, a veces por la imprecisión y otras por el devenir incontrolable del partido en esa zona, ni en el marcador transcurrió el choque hasta que un discutible penal, en un lanzamiento de falta de Callejón que chocó en el brazo de Reyes, pegado al cuerpo, lo transformó Luis García en el 0-1 (m. 20).

Un contratiempo importante para el Atlético, más aún en un partido con tal escenario de igualdad, pero la reacción del conjunto rojiblanco fue prácticamente inmediata. De nuevo encontró las vías hacia la portería rival, primero con el punto de mira desviado y después con el camerunés Carlos Kameni como un férreo obstáculo.

El guardameta, brillante en cada intento local, resistió hasta los segundos previos al descanso, en un saque de esquina en el que logró salvar dos remates al borde del área pequeña, pero no el tercero, el del portugués Tiago Mendes sin oposición a unos centímetros de la línea y que se convirtió en el 1-1 (m. 45).

Pero la segunda parte reabrió el sufrimiento para el Atlético, que arrancó la reanudación con buenas sensaciones y nuevas oportunidades, pero que se vio de nuevo a remolque, en una jugada del argentino Osvaldo. Le ganó la partida al colombiano Perea, algo blando en esa acción, se perfiló hacia De Gea, que falló al detener su disparo, y el rechace lo aprovechó Verdú para empujar el 1-2.

Vuelta a empezar para los rojiblancos contra un rival notable, que demostró en el Calderón que su posición en la tabla no es casualidad y que tuvo el 1-3 instantes después, salvado por De Gea, en un duelo sin aún nada resuelto, como confirmó el Atlético con el 2-2, un pase magnífico del uruguayo Forlán culminado por Agüero.

Un merecido empate en un encuentro vibrante, repleto de emoción, que relanzó las aspiraciones de los locales, pero que tampoco apagó al Espanyol, en un buen espectáculo de fútbol, al que aún le quedaban 25 minutos por delante y que podía caer para cualquiera de los dos, igual de intensos que en el primer segundo de partido.

Y acabó en poder del equipo blanquiazul, con un golazo de Osvaldo, que enganchó un centro desde la banda de Luis García en una volea extraordinaria, imparable para De Gea, que llegó a tocar el balón, y decisiva para un duelo trepidante que frenó al Atlético y que ratificó la firme candidatura del Espanyol a la Champions.

- Ficha técnica: 2 - Atlético de Madrid: De Gea; Ujfalusi, Perea, Godín, Filipe Luis; Reyes, Tiago (Raúl García, m. 66), Mario Suárez, Simao (Fran Mérida, m. 82); Forlán y Kun Agüero. 3 - Espanyol: Kameni; Javi López, Amat, Forlín, Dídac Vilà; Baena, Javi Márquez; Luis García, Verdú (Sergio García, m. 73), Callejón (Datolo, m. 59); y Osvaldo (Raúl, m. 90). Goles: 0-1, m. 20: Luis García, de penalti. 1-1, m. 45: Tiago aprovecha un rechace en el área pequeña, tras dos paradas de Kameni. 1-2, m. 53: Verdú aprovecha un rechace de De Gea a tiro de Osvaldo. 2-2, m. 65: Agüero bate por bajo a Kameni tras un pase perfecto por encima de la defensa de Forlán. 2-3, m. 77: Osvaldo empalma un centro de Luis García. Árbitro: José Antonio Teixeira Vitienes (C. Cántabro). Amonestó a los locales Reyes (m. 20), Simao (m. 43) y Tiago (m. 48) y a los visitantes Javi López (m. 23), Baena (m. 25), Amat (m. 38) y Verdú (m. 45). Expulsó a Quique Sánchez Flores, entrenador del Atlético de Madrid, en el minuto 90. Incidencias: partido correspondiente a la decimotercera jornada de Liga en Primera División disputado en el estadio Vicente Calderón ante unos 30.000 espectadores. Los jugadores de ambos equipos saltaron al césped con camisetas de apoyo a la candidatura de España y Portugal para acoger el Mundial 2018.

Newsletter MT
Suscríbete a nuestro boletín de noticias deportivas.
No te pierdas
×