Fallos a favor de demanda de socio culé podría impedir reelección de Laporta

La junta que preside Joan Laporta no podría presentarse a la reelección si el Juzgado de Primera Instancia da la razón al socio que demandó a la actual directiva por "incumplimiento grave de los...
 La junta que preside Joan Laporta no podría presentarse a la reelección si el Juzgado de Primera Instancia da la razón al socio que demandó a la actual directiva por "incumplimiento grave de los estatutos" en materia electoral y si una nueva denuncia ante

MEDIOTIEMPO | Agencias12 de Julio de 2006

  • Laporta no podría presentarse a la reelección junto al resto de su equipo

La junta que preside Joan Laporta no podría presentarse a la reelección si el Juzgado de Primera Instancia da la razón al socio que demandó a la actual directiva por "incumplimiento grave de los estatutos" en materia electoral y si una nueva denuncia ante el Tribunal Catalá de l´Esport (TCE) desembocara en una sanción por inhabilitación.

El TCE acaba de archivar la denuncia que otro socio del FC Barcelona puso contra la junta directiva del club por no convocar elecciones en 2006 y en la que solicitaba la apertura de un expediente sancionador.

El Tribunal Catalá de l´Esport argumenta en su resolución que, pese a considerar que la directiva de Laporta ha cometido "un incumplimiento flagrante de los estatutos" y que las elecciones deberían haberse celebrado en el primer semestre de 2006, y no el año que viene como sostiene la actual junta, criterios de "prudencia e intervención mínima" le hacen archivar la denuncia a la espera de que se pronuncie la justicia ordinaria.

El TCE, por tanto, se declara incompetente para obligar a la directiva azulgrana a cumplir con la norma y convocar elecciones. No obstante, sí se declara competente para depurar responsabilidades e imponer la sanciones pertinentes si el Juzgado de Primera Instancia coincide en que se ha producido un incumplimiento grave de los estatutos del club.

La sentencia del Juzgado de Primera Instancia número 30 se hará pública en unos días y, en el supuesto de que el Magistrado Roberto García fallase a favor del demandante y ordenase a la junta de Joan Laporta que diese por finalizado su mandato y convocase inmediatamente elecciones, cualquier socio podría interponer una nueva denuncia ante el TCE para pedir la inhabilitación de la actual directiva con posibilidades de éxito.

Fuentes del Tribunal Catalá de l´Esport han adelantado que, pese a no poder sancionar de oficio, una nueva denuncia del mismo u otro socio del FC Barcelona avalada por una sentencia favorable del Juzgado Número 30, podría desembocar en la inhabilitación (la sanción por incumplimiento estatutario grave va de un año a perpetuidad) de la actual junta directiva azulgrana.

Esto significaría que Laporta no podría presentarse a la reelección junto al resto de su equipo, a no ser que lograra del Tribunal Superior de Justicia de Cataluña la suspensión cautelar de la sanción antes de que se celebren las próximas elecciones.

La sentencia del Juzgado de Primera Instancia número 30 puede resultar, por tanto, decisiva en este proceso electoral, si la misma no da la razón a la directiva del FC Barcelona.

El equipo dirigente del club catalán insiste en cumplir su mandato de cuatro años naturales pese a que el artículo 29 de los estatutos deja claro, tal como advierte el TCE, que los ocho primeros días antes del cierre del ejercicio 2002-03 corresponden a un año de mandato y que, por tanto, el mismo expiraba el 30 de Junio de 2006.

[EFE][foto: EFE]

Newsletter MT
Suscríbete a nuestro boletín de noticias deportivas.
No te pierdas
×