Schüster está triste pero tenemos que levantar la cabeza: Pepe

Pepe, central brasileño del Real Madrid, admitió la tristeza del vestuario y de su entrenador, Bernd Schüster, tras perder la Supercopa de España y encajar cinco goles en el estadio Santiago...
Pepe, central brasileño del Real Madrid, admitió la tristeza del vestuario y de su entrenador, Bernd Schüster, tras perder la Supercopa de España y encajar cinco goles en el estadio Santiago Bernabéu, y admitió que tienen "que levantar la cabeza".
 Pepe, central brasileño del Real Madrid, admitió la tristeza del vestuario y de su entrenador, Bernd Schüster, tras perder la Supercopa de España y encajar cinco goles en el estadio Santiago Bernabéu, y admitió que tienen "que levantar la cabeza".

MEDIOTIEMPO | Agencias20 de Agosto de 2007

  • "Hay que estar todos al cien por cien para poder ganar ese partido"

Pepe, central brasileño del Real Madrid, admitió la tristeza del vestuario y de su entrenador, Bernd Schüster, tras perder la Supercopa de España y encajar cinco goles en el estadio Santiago Bernabéu, y admitió que tienen "que levantar la cabeza".

"Schüster está triste por el resultado de ayer. Fue una decepción. No era lo que esperábamos pero ocurrió, tenemos que quitarnos la presión, levantar la cabeza, y pensar que el sábado tenemos un derbi importante contra el Atlético de Madrid. Hay que estar todos al cien por cien para poder ganar ese partido", manifestó.

Pepe destacó que el Real Madrid necesita tiempo para acoplar los numerosos fichajes que ha realizado. "Han llegado muchos jugadores nuevos y es complicado. Estamos en un proyecto nuevo pero somos profesionales. Tenemos que trabajar muy fuerte durante la semana para mejorar el juego cuanto antes, porque hemos visto que es complicado llegar contra el Sevilla con cuatro nuevos".

El central brasileño, que recientemente se ha nacionalizado portugués y ha dejado de ocupar plaza de extracomunitario, admitió que nunca en su carrera había encajado cinco goles.

"Es complicado que te metan cinco goles pero el equipo estuvo bien. Es verdad que sufrir cinco goles en casa es algo triste. Es algo que nunca me había pasado en mi carrera. Todos estábamos tristes dentro del campo por esta situación, pero somos profesionales, tenemos que levantar la cabeza para poder pensar en el próximo partido, responder bien y darle al Real Madrid lo que se merece", reconoció.

Tras su expulsión de ayer y después de protagonizar un incidente con Medina del Cádiz, Pepe aclaró todo y dijo que no está nervioso en el terreno de juego.

"No estoy nervioso. En Cádiz no escupí, sólo hice el gesto. Sé que hice mal. Estoy jugando tranquilo, ayer comencé bien el partido y en el penalti fui empujado. No quise dar con mi brazo a la pelota, fue el gesto de la caída. El árbitro decidió pitar penalti y le respeto, pero es mi trabajo entrenar para mejorar", afirmó.

Por último, mandó un mensaje a la afición madridista. "Particularmente no me gusta perder, por eso mismo tengo esa manera de ser dentro del campo. Soy un jugador muy comprometido y espero que los aficionados tengan un poco de calma, que los jugadores estamos trabajando fuerte para poder dar satisfacciones pronto", concluyó.

[EFE][foto: EFE]

Newsletter MT
Suscríbete a nuestro boletín de noticias deportivas.
No te pierdas
×