La Real empató sin goles; Carlos Vela jugó los 90'

La Real Sociedad abrió con empate sin goles ante el Deportivo de La Coruña la etapa del escocés David Moyes, que vio desde el banquillo cómo sus jugadores perdonaron al rival en la primera mitad y...
La Real Sociedad abrió con empate sin goles ante el Deportivo de La Coruña la etapa del escocés David Moyes, que vio desde el banquillo cómo sus jugadores perdonaron al rival en la primera mitad y acabaron sufriendo para conseguir su primer punto.
 La Real Sociedad abrió con empate sin goles ante el Deportivo de La Coruña la etapa del escocés David Moyes, que vio desde el banquillo cómo sus jugadores perdonaron al rival en la primera mitad y acabaron sufriendo para conseguir su primer punto.  (Foto: Reuters)
La Coruña, España. (Reuters) -
  • Con este resultado, Vascos y gallegos continúan empatados en la clasificación con diez puntos

La Real Sociedad abrió con empate sin goles ante el Deportivo de La Coruña en el Estadio de Riazor la etapa del escocés David Moyes, que vio desde el banquillo cómo sus jugadores perdonaron al rival en la primera mitad y acabaron sufriendo para conseguir su primer punto.

El resultado apenas les sirve a los vascos y a los gallegos, que continúan empatados en la clasificación, ahora con diez puntos en doce partidos, y ven demasiado cerca las plazas de descenso.

En su debut, el técnico escocés mantuvo el estilo que había aplicado su ayudante, Asier Santana, en el partido que dirigió como interino a la Real Sociedad, ante el Atlético de Madrid (2-1), aunque con cuatro novedades en el once, tres de ellas obligadas por las bajas de los defensas Íñigo Martínez y Mikel González y el centrocampista Xabi Prieto.

Moyes eligió a Elustondo y Ansotegi para la zaga, Canales reforzó el centro del campo y De la Bella regresó al once en detrimento de Yuri en el lateral izquierdo.

El Deportivo también hizo cambios para dar la bienvenida a Moyes, modificó el sistema, formó con cinco defensas, centrocampistas más creativos que destructivos y repitió en la punta con los portugueses Hélder Postiga y Cavaleiro.

Víctor había trabajado el esquema que el deportivismo recuerda por los éxitos que le aportó en los últimos veinte años, especialmente en la época del SúperDepor, a principios de los noventa, pero en el campo fue un desconcierto.

La Real, que en defensa dejó sensación de fragilidad, explotó las virtudes de su ataque y llegó con facilidad al área coruñesa, donde Agirretxe pidió a los diez minutos penalti por un claro agarrón de Alberto Lopo en un saque de esquina.

El equipo vasco encimó al Deportivo, Fabricio salvó con la cara un disparo de Canales que se encontró de repente y la Real descubrió las vergüenzas del rival en un contragolpe que desperdiciaron Agirretxe, Canales y Vela ante el lateral Juanfran, que exhibió velocidad y aguante para echar por tierra una ocasión inmejorable.

El equipo vasco era el dueño del partido, que tuvo un pico de tensión a la media hora, a raíz de un remate de Vela en presumible fuera de juego.

Lo protestó el preparador físico del Deportivo, que acabó expulsado, y que antes de enfilar el camino al vestuario se encaró, a tres metros de distancia, con David Moyes, que le estaba pidiendo tranquilidad con los brazos y se llevó el primer aviso de un árbitro en España, aunque pudo seguir en el banquillo.

El encuentro se reanudó con intensidad y la Real mantuvo el dominio, volvió a dejar en evidencia al Deportivo al contragolpe tras una falta a favor de los gallegos, pero Vela malgastó la ocasión.

El equipo coruñés, en una de sus pocas llegadas claras, probó a Zubikarai con un disparo de Luisinho, pero fue algo aislado en una primera parte que acabó con otras dos oportunidades marradas por la Real: un mano a mano de Chory con Fabricio y un despeje de Sidnei que botó en el área pequeña del meta gallego y se fue por encima de la portería.

Víctor Fernández cambió el cerebro de Juan Domínguez por el músculo del polaco Wilk y el equipo contuvo mejor a la Real Sociedad, aunque no evitó que Vela y Canales armara la pierna desde la frontal para obligar a Fabricio a intervenir.

El Deportivo avanzó metros, Insua tuvo el gol en un saque de esquina que cabeceó en el segundo palo a las manos de Zubikarai, y Vela respondió colándose entre Luisinho e Insua para acabar enviando el balón al lateral de la red.

No era ya el correcalles de la primera parte y el partido se le hizo largo a la Real Sociedad porque el Deportivo buscó con más determinación el gol, que acarició, pero no encontró, José Rodríguez.

No te pierdas