Jozabed, héroe y villano del Rayo Vallecano

El Getafe, por quinto año consecutivo, no pudo ganar al Rayo Vallecano en el Coliseum Alfonso Pérez y sumó un empate a un gol en el que Jozabed Sánchez, autor de los dos tantos del choque, uno en...
 El Getafe, por quinto año consecutivo, no pudo ganar al Rayo Vallecano en el Coliseum Alfonso Pérez y sumó un empate a un gol en el que Jozabed Sánchez, autor de los dos tantos del choque, uno en propia meta, se convirtió en el héroe y en el villano.
Madrid, España (Reuters) -
  • El jugador del Rayo anotó los dos tantos del choque, uno en propia meta

El Getafe, por quinto año consecutivo, no pudo ganar al Rayo Vallecano en el Coliseum Alfonso Pérez y sumó un empate a un gol en el que Jozabed Sánchez, autor de los dos tantos del choque, uno en propia meta, se convirtió en el héroe y en el villano del duelo.

Ambos equipos, con los puestos de descenso al acecho, necesitaban una victoria que buscaron con tranquilidad, a un ritmo tedioso, sobre todo durante la primera parte.

El Rayo Vallecano, un auténtico "coco" del Getafe desde que ambos equipos coinciden en Primera División (ha ganado siete de los ocho enfrentamientos que han disputado), saltó al campo a hacer lo que sabe y habitualmente intenta con mayor o menor éxito: controlar la posesión del balón.

Esa apuesta sólo le valió durante el primer cuarto de hora, en el que dominó el choque y dispuso de su única ocasión clara en el primer tiempo. La tuvo Trashorras, que a punto estuvo de celebrar con un gol su partido número 150 en Primera División. Sin embargo, su disparo desde fuera del área lo salvó Vicente Guaita con una estirada de mérito.

A partir de ese momento, el Getafe se adueñó del partido con mucha timidez aunque con efectividad. Sin demasiados alardes, se hizo dueño del choque y poco a poco fue acorralando a su rival, que pudo marcharse por detrás en el marcador al descanso si el cuadro azulón hubiese acertado en alguna de las tres ocasiones de las que dispuso.

Las protagonizaron Víctor Rodríguez, con un lanzamiento lejano que rozó la escuadra de Juan Carlos; Álvaro Vázquez, con una falta que despejó el portero del Rayo Vallecano; y Carlos Vigaray, que no acertó tras completar una internada desde el lateral derecho que finalizó con un disparo flojo que detuvo sin problemas el meta del equipo de Paco Jémez.

El técnico del Rayo, como ya hizo con Lass hace varias jornadas, señaló a Bebe y antes del descanso le sustituyó por Ebert. Sin embargo, su apuesta tampoco cambió la historia. El Getafe siguió dominando sin éxito y el 0-0 lució en el marcador después de 45 minutos.

El partido se aceleró un poco en la reanudación. El Getafe, para alivió del público presente en el gélido Coliseum Alfonso Pérez, cambió de velocidad y el juego fluyó con un poco más de alegría que en el anterior acto.

Fruto de ese ímpetu, el cuadro de Fran Escribá consiguió adelantarse con un gol en propia meta de Jozabed. Si no había puntería, la ayuda de un rival valía. Y así lo hizo Jozabed, que metió dentro de su portería un centro de Víctor Rodríguez desde la línea de fondo.

El 1-0 alimentó la ansiedad del Rayo, que, por fin, reaccionó y durante unos minutos consiguió volver a mandar en un duelo que tenía pinta de convertirse en un correcalles. Entonces, apareció Carlos Vigaray para, en su regreso después de una lesión, volver a cometer un penalti absurdo después de los dos que hizo hace tres jornadas en el estadio Ramón Sánchez Pizjuán.

El canterano del Getafe sacó a pasear su mano de manera descarada dentro del área y el árbitro, Ricardo de Burgos Bengoetxea, no dudó en pitar penalti. Guaita se lo paró a Trashorras, pero el rechace lo recogió Jozaved para enmendar su error del principio de la segunda parte.

Con el empate, el Getafe, más necesitado de puntos, volvió a intentar ir a por la victoria. La pudo conseguir con un gol fantasma de Juan Rodríguez que el árbitro decidió que no entró y con la iniciativa de Pablo Sarabia y de Víctor Rodríguez, que se echaron el equipo a la espalda sin éxito.

Los últimos empujes del cuadro azulón no fructificaron y el derbi acabó con un punto para cada equipo que vino mejor al Rayo, ahora a cuatro del descenso y tres por encima de su rival. De momento, según la clasificación, el tercer equipo de la comunidad de Madrid es el Rayo Vallecano.

Newsletter MT
Suscríbete a nuestro boletín de noticias deportivas.
No te pierdas
×