Benjamín Galindo se despidió con impotencia y dolor

"Me voy con la frente en alto, porque siempre trabajé con honbestidad". Eso dijo de entrada Benjamín Galindo, quien fuera cesado el jueves por la tarde de su cargo como técnico de las Chivas...
"Me voy con la frente en alto, porque siempre trabajé con honbestidad". Eso dijo de entrada Benjamín Galindo, quien fuera cesado el jueves por la tarde de su cargo como técnico de las Chivas Rayadas del Guadalajara.
 "Me voy con la frente en alto, porque siempre trabajé con honbestidad". Eso dijo de entrada Benjamín Galindo, quien fuera cesado el jueves por la tarde de su cargo como técnico de las Chivas Rayadas del Guadalajara.

Alejandro Jiménez | MEDIOTIEMPO (corresponsal)Guadalajara, Jalisco. 19 de agosto de 2005

"Me voy con la frente en alto, porque siempre trabajé con honbestidad". Eso dijo de entrada Benjamín Galindo, quien fuera cesado el jueves por la tarde de su cargo como técnico de las Chivas Rayadas del Guadalajara.

En la conferencia de prensa que ofreció, el rostro del Benja era tenso, lleno de desilusión, sus ojos estaban rozados y a punto de desahogarse, pero evitó llegar al llanto, se contuvo.

Al despedirse, siempre se refirió con agradecimiento a la institución rojiblanca y a la afición, pero... cada una de sus palabras, llevaban cierta pausa, pues le costaba hablar. Era lógico, estaba triste y  aseguró sentirse "con mucha impotencia" por el divorcio, por el engaño consumado.

No ocultó su dolor de dejar a Chivas, "la verdad me duele porque no pude terminar mis tres años que tenía como proyecto aquí", decía con una voz débil.

Sobre su despido, el hecho le dolió, es evidente, pero "más la forma en como se dio. Me duele la forma por como se dio mi despido y no puedo hablar más, así fue... me dijeron que no comulgaba con la filosofía, punto. Me quedo molesto, lleno de impotencia por las formas, pero sin duda yo creo que tengo que estar conciente de que me voy de una gran institución y eso me cala muy hondo, pero a la vez me hace ser más fuerte para afrontar los obstáculos que se puedan presentar".

Benjamín dijo que se despedía, pero no para siempre, "regresaré, por ahí nos veremos luego".

El "Maestro" trató de ser claro con los medios de comunicación, quiso dar una explicación satisfactoria, que pudiera esclarecer las dudas que giran en torno a su salida de Chivas.

Pero no se pudo. Las explicaciones  no llegaron como él hubiera querido, ya que lo único "que me dijo Néstor de la Torre, es que habían tomado la determinación de cesarme de mi cargo por no comulgar con la filosofía de la institución, que no había compatibilidad con la empresa... eso fue todo lo que me dijeron".

De algo esta completamente convencido el estratega, los motivos de su sorpresiva separación, "seguro estoy, que no es deportivo, eso lo aseguro, porque yo estuve abierto con todo lo que ellos pretendían y por una causa, fui despedido (se refiere a situaciones extra cancha)".

Y es que el "Maestro" siempre le dio "prioridad a lo deportivo (dejando de lado las cuestiones extra cancha), porque yo quería llevar a este equipo a lo más alto, eso me había propuesto, llevar a este equipo al campeonato, porque tiene una gran historia y es una gran institución, por eso siempre pensé en lograr un campeonato", siguió.

El tiempo que trabajó con el Guadalajara, "lo disfruté mucho, porque yo siempre trabajé en el año que estuve, con mucha honestidad y la verdad es que me voy con la frente en alto, porque siempre el equipo respondió a las expectativas y sobre todo, dejando un gran sabor de boca, por el futbol que desarrollaba dentro del campo y que todos lo vieron".

¡AH QUE BAUTISTA!

Adolfo Bautista es especial, su trayectoria  y relación con otros técnicos lo delatan.

Ahora Galindo también lo reconoció, "porque siempre tuve un vestidor lleno de unión. Nunca tuve un problema nadie. Salvo lo ya comentado por todos y sabido, que el Bofo caía en indisciplinas, pero todo estaba controlado".

Negó cualquier problema más allá, por el contrario, "porque siempre se dieron cosas en el vestidor (la unión de grupo), es lo bonito, eso me lo llevo". Manifestó que de ninguna manera, tratará de "hablar con él (Jorge Vergara), porque a mí quien me dio la noticia de que ya no seguía en el equipo es Néstor de la Torre y nunca hablé con Vergara".

Es de dominio público y para nadie resulta una sorpresa, que la Directiva de Chivas estuvo negociando con Xavier Azkargorta desde el pasado mes de enero. Los motivos que llevaron a la Directiva a buscar desde entonces a un técnico, los desconoce Galindo. "Eso habrá que preguntárselo a Vergara, él es el dueño del balón, él es quien manda y ahora decidió que ya no esté y así es esto".

EL ERROR QUE DIO SU SALIDA

En el contrato de cada jugador, de cada integrante del Cuerpo Técnico, se establece que además de que trabajar en lo deportivo, es decir, de tener su entrenamientos, también deben cumplir con ciertas obligaciones, como presentaciones en eventos o en compromisos que la Directiva tuviera.

Galindo dijo que nunca estuvo en contra de eso, "pero había ocasiones en que el equipo trabajaba doble y yo le fundamentaba a la Directiva que el equipo necesitaba descanso. Ahí la verdad es que asumo la responsabilidad, porque fue una decisión mía, pero siempre pensando en el equipo. Eso creo que vino a cambiar las formas", señaló.

Sin embargo reconoció un error, al dar la orden al equipo de no asistir a un evento del equipo y eso, desde su punto de vista, es lo que lo dejó fuera. "Cuando se tuvo la presentación de la moneda de Chivas por el centenario, querían que asistiera todo el equipo, pero al final solamente fuimos todo mi Cuerpo Técnico y eso creo que fue el punto importante. Porque no fue todo el equipo, pero tenían que descansar, el evento fue en viernes y nosotros teníamos partido. Ahí si se dio una discusión, porque no entendieron que el equipo había entrenado doble y necesitaban descanso. La decisión de que no fuera al evento fue mía, pero lo hice siempre pensando en el equipo".

AGRADECIÓ

"Me voy, pero antes quiero agradecer a Jorge Vergara por la posibilidad que me dio de dirigir al Guadalajara, porque siempre confío en mí y ahora que vino el cese, me viene a la mente el día en que firmé, siempre lo voy a recordar. Yo creo que le tengo que agradecerle al confianza que depositó en mí y me voy, con la frente en alto. Me voy bien porque siempre trabajé con honestidad".

Quien le diera tantas alegrías a la afición rojiblanca, aseguró que no se dejará caer, no se refugiará en la tristeza, porque "la vida sigue, tengo que prepararme para dar lo mejor de mí. Si algún día vuelvo  a llegar a esta institución, mis pensamientos seguirían siendo los mismos, mis metas seguirían siendo las mismas. Para concluir, quiero agradecer de manera especial... (se le comienza a quebrar la voz) la solidaridad de Daniel Ipata. Para mí él es el mejor Preparador de México, de eso no tengo duda y a uno de mis Auxiliares, Guillermo de Alba. Ellos serán parte de mi equipo en un futuro que yo tenga trabajo y muchas gracias por sus atenciones".

-¿Volverías a dirigir a Chivas?- Eso espero, regresar algún día. La verdad si volvería con mucha ilusión de terminar lo que dejé empezado, de darle a la afición lo que quieren y que ahora ya no podré, porque ya no estoy. Le deseo mucha suerte al equipo, le pedí a Oswaldo que apoyen mucho al técnico que llegue, que den todo como siempre lo hicieron conmigo".

[mt][foto: Mexsport]

Newsletter MT
Suscríbete a nuestro boletín de noticias deportivas.
No te pierdas
×