El futbol alemán es analizado sobre su papel en el régimen nazi

El papel del futbol alemán bajo el nazismo, la complicidad de clubes y funcionarios con la dictadura de Adolf Hitler, así como algunos casos en que se intentó ejercer alguna resistencia, son los...
 El papel del futbol alemán bajo el nazismo, la complicidad de clubes y funcionarios con la dictadura de Adolf Hitler, así como algunos casos en que se intentó ejercer alguna resistencia, son los temas de un libro presentado hoy en Berlín por el ministro d

MEDIOTIEMPO | Agencias13 de Septiembre de 2005

El papel del futbol alemán bajo el nazismo, la complicidad de clubes y funcionarios con la dictadura de Adolf Hitler, así como algunos casos en que se intentó ejercer alguna resistencia, son los temas de un libro presentado hoy en Berlín por el ministro de Interior, Otto Schily.

El libro, titulado "El Futbol bajo la cruz gamada" y escrito por el historiador Nils Havemann, es el resultado de un estudio encargado por la Federación Alemana (DFB) sobre los años del nacionalsocialismo después de surgieran críticas por le hecho de que ignorase esa parte de la historia de la organización.

Havemann, tras consultar documentos en más de 40 archivos en diversos países del mundo, llegó a la conclusión central de que principalmente durante los 2 primeros años nazismo, entre 1933 y 1935, la adhesión de los dirigentes al régimen había sido especialmente fuerte.

Ello se debió en buena parte, según el estudio, a que la Federación Alemana de Futbol (DFB) pasaba por una difícil situación financiera, tras las crisis económicas de la República de Weimar, de la que logró salir gracias a los impulsos que dio inicialmente el régimen nazi

Sin embargo, hubo excepciones a esa actitud como la que mostraron en su momento los dirigentes del Bayern Munich que mantuvieron la fidelidad a su Presidente Kurt Landauer pese a que este, por su condición de judío, había sido forzado a dejar el cargo y a marcharse al exilio a Suiza.

"El club siguió viendo a Landauer como Presidente, y jugadores y dirigentes lo visitaron en Suiza pese a saber que con eso se ponían en la mira de la Gestapo", dijo hoy el Presidente de la DFB, Theo Zwanziger, durante la presentación del libro.

Otros clubes, en cambio, tuvieron un comportamiento completamente opuesto y entre ellos el libro de Havemann destaca al Werder Bremen y al 1860 Munich, que fueron cercanos al nazismo hasta el final.

A partir de 1935, el entusiasmo por el nazismo disminuyó en buena parte porque el régimen empezó a entrometerse de forma demasiado clara en la organización de la DFB, a la que los más radicales veían con malos ojos por estar abierta a la comercialización y la internacionalización del deporte.

Sin embargo, la conclusión general es que la mayoría de los funcionarios, algunos por oportunismo y unos pocos por convicción, contribuyeron a la estabilidad del régimen nazi.

Incluso, algunas figuras sagradas del futbol alemán no salen nada bien paradas, como es el caso del seleccionador Campeón del Mundo en 1954, Sepp Herberger.

"Es doloroso pero hay que decir que el estudio arroja una sombra sobre Sepp Herberger", dijo Schily.

La DFB piensa utilizar el estudio para tratar de aumentar la conciencia de entrenadores y jugadores en la lucha contra el racismo y la xenofobia.

Con el mismo propósito, se anunció hoy la creación del Premio Julius-Hirsh, dotado con 20 000 euros, que será entregado por primera vez el 9 de Diciembre de este año al Bayern Munich, por su contribución a la lucha contra el racismo.

El premio es un homenaje al internacional Julius Hirsch, que por su condición de judío fue deportado al campo de concentración de Auschwitz, en donde murió asesinado por los nazis.

Para la DFB, el libro de Havemann -que llena un vacío que había sido objeto de duras críticas durante las festividades del centenario de la organización- no debe ser visto como el final de un trabajo sino como el comienzo de una intensificación de la lucha contra la xenofobia en los estadios.

[EFE][foto: EFE]

Newsletter MT
Suscríbete a nuestro boletín de noticias deportivas.
No te pierdas
×