La Directiva celeste está inconforme con la resolución del caso Carmona-Galindo

Cruz Azul no quedó conforme con la manera que se manejó la búsqueda del perdón para sus jugadores Aarón Galindo y Salvador Carmona, suspendidos un año por dopaje, pero acatará la decisión, señaló...
Cruz Azul no quedó conforme con la manera que se manejó la búsqueda del perdón para sus jugadores Aarón Galindo y Salvador Carmona, suspendidos un año por dopaje, pero acatará la decisión, señaló el Presidente del club, Guillermo Álvarez Cuevas.
 Cruz Azul no quedó conforme con la manera que se manejó la búsqueda del perdón para sus jugadores Aarón Galindo y Salvador Carmona, suspendidos un año por dopaje, pero acatará la decisión, señaló el Presidente del club, Guillermo Álvarez Cuevas.

MEDIOTIEMPO | Agencias23 de Febrero de 2006

  • Se espera que ambos jugadores den su opinión
  • Sus contratos serán analizados

Cruz Azul no quedó conforme con la manera que se manejó la búsqueda del perdón para sus jugadores Aarón Galindo y Salvador Carmona, suspendidos un año por dopaje, pero acatará la decisión, señaló el Presidente del club, Guillermo Álvarez Cuevas.

El caso sobre una posible reducción del castigo de un año aplicado por la Federación Mexicana de Futbol pasó de un azul celeste por diferentes tonalidades hasta llegar al negro con la resolución que anunció ayer el Consejo Nacional de la FMF de mantener la sanción.

"Se estuvieron contemplando escenarios optimistas y se pensó que en un lapso de seis meses (de la aplicación de la sanción) se podrían tener visos de que el caso podía ser revisado desde esa entrevista que tuvimos el 4 de Julio  pasado, pero ya se hizo un episodio muy largo que fue creando muchísimas corrientes de simpatía y apatía ante el  caso de Carmona y Galindo".

Álvarez Cuevas aseguró que siempre hubo comunicación con las autoridades de la FMF sobre como iba el proceso para la posible reducción a los jugadores celestes, pero que sin duda la manera en que todo concluyó lo deja con una sensación de inconformidad y desacuerdo.

"Ahora no nos queda más que respetar las decisiones. Creo que el manejo de esta situación no fue lo más adecuado, siento que fue del azul celeste a un azul rey pasando a un azul marino, luego un azul oscuro hasta llegar al negro ayer", comentó.

Aseguró que los jugadores y el club son los más perjudicados en este caso por toda la ola de declaraciones que hubo de todos los involucrados en esta situación.

"Creo que eso fue manejado de una manera distinta a como cualquiera de nosotros lo hubiera hecho, no sé ustedes como lo habrían manejado porque sólo nos hacen preguntas pero no nos dan respuesta", mencionó Álvarez Cuevas.

En esta conferencia, el Presidente de Cruz Azul quiere dar por finalizado el tema, aunque todavía falta que Aarón Galindo y Salvador Carmona den su opinión al respecto, toda vez que se mantuvieron en silencio todo el tiempo que llevan de purgar su castigo.

Manifestó también que la directiva brindará total apoyo a ambos jugadores, respaldo que consistirá "en que ambos seguirán entrenando con el equipo y viajando con él cuando se considere, además que se revisarán sus contratos, la Federación no tiene porque pagar sus sueldos aunque en este caso nosotros somos terceros perjudicados".

Para el directivo, "uno de los factores que uno puede inferir que afectaron en esta decisión estaba la imagen internacional (del futbol mexicano) y obviamente que en esa imagen están inmersos los directivos de la federación, pues los jugadores no podían ser sancionados por un periodo mayor y por lo tanto todo lo que significaba la revisión al castigo, sólo veo ese punto (para que no redujeran la sanción)".

Agregó que los directivos de la FMF quisieron "guardar las apariencias y mostrar que se es firme en las decisiones", e insistió en que el club, así como ambos futbolistas, fueron dañados en este sentido desde que se aplicó la pena de un año.

"A nosotros nos ha afectado desde durante el último semestre, inclusive hubo una serie de reportajes que nada tienen que ver con el futbol y donde afectaron la vida institucional de la directiva de Cruz Azul", indicó.

El jerarca de La Máquina comentó que habló con Galindo y Carmona desde ayer miércoles a las nueve de la mañana para notificarles de manera oficial y que de inicio son los jugadores quienes decidirán cuando darán información a los medios de comunicación.

Pero señaló que igual espera no pase de cinco días para que esto suceda, pues piensa que "de hablar se prolongará esta telenovela más de lo que ya se ha alargado".

Por otro lado, ofreció disculpas por el incidente protagonizado la noche del miércoles por el técnico Isaac Mizrahi con varios reporteros, donde el timonel explotó cuando le tomaron unas fotografías a bordo de su camioneta.

"Siempre ha habido una buena relación entre los integrantes de Cruz Azul y los medios de comunicación y si hay algún malentendido con un medio ojalá que la gente del periódico de un pasito adelante para aclarar la situación".

Por último, Álvarez Cuevas anunció que volverán a los entrenamientos de Cruz Azul las entrevistas un día a la semana.

[ntx][foto: Mexsport]

Newsletter MT
Suscríbete a nuestro boletín de noticias deportivas.
No te pierdas
×