Puebla 2-3 América... Las Águilas vuelan rumbo a la Liguilla

América revivió en la recta final, después de dos estrepitosas caídas ante San Luis y Atlante, Jesús Ramírez logró imprimirle al equipo la serenidad que necesitaba para ganar los juegos. Ante...
América revivió en la recta final, después de dos estrepitosas caídas ante San Luis y Atlante, Jesús Ramírez logró imprimirle al equipo la serenidad que necesitaba para ganar los juegos. Ante Puebla, el equipo obtuvo su tercer juego sin perder.
 América revivió en la recta final, después de dos estrepitosas caídas ante San Luis y Atlante, Jesús Ramírez logró imprimirle al equipo la serenidad que necesitaba para ganar los juegos. Ante Puebla, el equipo obtuvo su tercer juego sin perder.  (Foto: Notimex)
Estadio Cuahtémoc -
  • El equipo americanista logró su tercer partido sin perder
  • Puebla ligó su quinto juego sin vencer a los de Coapa

América revivió en la recta final, después de dos estrepitosas caídas ante San Luis y Atlante, Jesús Ramírez logró imprimirle al equipo la serenidad que necesitaba para ganar los juegos y manejar el marcador. Ante Puebla, el equipo obtuvo su tercer juego sin perder, tras vencerlos 2-3, y se confirmó como uno de los mejores equipos visitantes del Clausura 2009. Las Águilas no se mostraron como un equipo peligroso y sumamente ofensivo, simplemente optaron por ser certeros e implacables a la hora de defender, además, contaron con la gran actuación de su arquero Guillermo Ochoa, para alejarse de la derrota. Los de Coapa con 16 puntos obtenidos, después de 12 Jornadas, lograron afianzarse en el puesto número dos del Grupo 2, a cuatro puntos del líder: Pumas. Puebla con 21 puntos terminó por caer y romper su racha de siete juegos sin hacerlo. El equipo de 'Chelís' que era implacable y certero no pudo con la efectividad de los de Coapa y aunque siempre estuvo ahogando al rival, fue inconsistente en la ofensiva. Los camoteros terminaron quedándose en la posición número dos del Grupo 1 con 21 puntos, y aunque la derrota es dolorosa, en el tema porcentual siguen sin preocuparse de más pues Indios, Necaxa, Tigres y Tecos son los que corren el riesgo severo de irse a Primera División "A". EL PARTIDO A siete puntos de la salvación, Puebla no podía dejar escapar la victoria en casa. Sumar en el Cuauhtémoc es vital para sus aspiraciones, por ello desde el inicio comenzaron a ahogar al América. Bajo el rayo del intenso sol, los camoteros realizaron un ataque prudente, sin dejar espacios en la zaga que al final del encuentro pudieran costarle los tres puntos. La recompensa no tardó en llegar para el equipo de casa, al minuto 6 Alejandro Acosta logró elevarse en el área, dejar atrás la marca de Ortiz e incrustar en la red el balón que Daniel Osorno le mandó de manera oportuna; Ochoa nada pudo hacer. Al minuto 9, Puebla volvió a atacar, Everaldo Ferreira logró sacar a Ochoa de su marco, y sacó un disparo que terminó yéndose flojo después de la proeza, por ello el arquero logró quedarse con el esférico. Los camoteros estaban tratando de asfixiar a las Águilas, recortaron los espacios y comenzaron a correr con mayor intensidad. Pero los de Coapa, afinados como uno de los mejores visitantes de la justa, no estaban dispuestos a entregarse tan rápido. Cabañas comenzó entonces a inquietarlos, al minuto 13 mandó un disparo bombeado que se fue a un costado del marco de Villalpando; al 17 otra vez se hizo presente después de puntear el balón para De Pinho, quien no dudó y disparó con potencia, pero el esférico se fue desviado. El partido comenzó a intensificarse, las Águilas trataban a toda costa de mantener un orden en la última línea y el control en el medio campo, Puebla a base de ganas peleaba y corría por el esférico; pero las llegadas de los poblanos no tenían profundidad, el último toque nunca llegó y el equipo tuvo que comenzar a intentar con disparos de media distancia, pero ni el disparo de Noriega logró que Ochoa sufriera de más. Por ello el gol del América no tardó en llegar. Al minuto 20 Cabañas mandó un pase filtrado por la derecha, que recibió Rojas; el defensa logró controlar e irse hasta línea de fondo para después con una diagonal retrasada dejarle a De Pinho la gloria; el balón no pudo ser detenido por Villalpando. La voltereta se dio en el Cuauhtémoc cinco minuto más tarde. Puebla no se pudo levantar rápido del golpe que De Pinho les propinó, y al minuto 25 Ismael Rodríguez sirvió un balón para Cabañas quien sin marca entró al área para marcar el 1-2. Entonces los camoteros, apoyados por su gente, despertaron como de un mal sueño y comenzaron, una vez más, a atacar y verse agresivos, pero ahí estuvo Guillermo Ochoa para detenerlos. Al minuto 28 en una ofensiva poblana, Pável intentó despejar, pero metió un disparo que Ochoa tuvo que sacar a una mano, al 31 Ramón Núñez disparó de media distancia y el arquero de la Selección realizó una atajada a mano cambiada; al 32’ Ferreira recortó hacia el centro y sacó un tiro raso que Ochoa detuvo con el pie. Al 40’ Núñez le pegó desde fuera del área buscando el poste izquierdo, pero Memo se lanzó para mandar a tiro de esquina. La desesperación de los camoteros por la victoria fue evidente, pues las Águilas apenas volvieron a llegar, en el primer tiempo, con un disparo de Reyna al 44’ que terminó por pegar en el poste. Jesús Ramírez en el medio tiempo calmó a su equipo, les pidió entereza y efectividad a la hora de defender, América lo entendió y con la entrada de Enrique Vera tuvo la posesión del esférico. Puebla sin tener espacios y con la presión de su gente trató de encontrar el gol que los acercara, con un tiro de Sergio Pérez al 53’ buscaron el 2-3, pero Ochoa, una vez más, salvó a los de Coapa con un excelente lance que mandó el esférico a tiro de esquina. América cuidó con cautela su marcador y logró llevarlo al 1-3 con un gol de Ángel Reyna al 71'. Ante la salida de Villalpando, Reyna sólo tuvo que bombear el balón para poder festejar. Puebla volvió a tratar de ahogar al América. Las Águilas con Cabañas sólo en el terreno poblano trataron de defenderse con claridad, pero el esfuerzo de los camoteros era inminente y al minuto 80’ después de un disparo de González que Ochoa atajó, Osorno logró meter el segundo de la tarde. El tiempo terminó por agotársele a los poblanos, las ideas para atacar con profundidad no volvieron a aparecer, y América terminó por matarlos con el equipo echado atrás, defendiendo con orgullo la victoria que los colocó como segundo lugar del Grupo 2 con 16 unidades. ARBITRAJE Jesús Fabricio Morales. Tuvo un trabajo discreto aunque siempre quiso hacer valer su autoridad, por lo que fue implacable con las quejas de Jesús Ramírez a quien terminó por expulsar al minuto 89.

Newsletter MT
Suscríbete a nuestro boletín de noticias deportivas.
No te pierdas
×