Morelia 5-0 Indios... Morelia sublime en el Apertura 2009

Morelia aplastó sin piedad a Indios de Ciudad Juárez en el Estadio Morelos y con un 5-0 alcanzó a sumar 10 puntos en el Apertura 2009 para ocupar en solitario el liderato general de la justa...
Morelia aplastó sin piedad a Indios de Ciudad Juárez en el Estadio Morelos y con un 5-0 alcanzó a sumar 10 puntos en el Apertura 2009 para ocupar en solitario el liderato general de la justa mexicana, tras la caída de los líderes: Pachuca y Toluca.
 Morelia aplastó sin piedad a Indios de Ciudad Juárez en el Estadio Morelos y con un 5-0 alcanzó a sumar 10 puntos en el Apertura 2009 para ocupar en solitario el liderato general de la justa mexicana, tras la caída de los líderes: Pachuca y Toluca.  (Foto: Notimex)
Estadio Morelos, ante una buena entrada -
  • El equipo michoacano logró instalarse en el liderato general
  • Los aborígenes siguen con problemas serios de descenso

Morelia aplastó sin piedad a Indios de Ciudad Juárez en el Estadio Morelos y con un 5-0 alcanzó a sumar 10 puntos en el Apertura 2009 para ocupar en solitario el liderato general de la justa mexicana, tras la caída de los líderes: Pachuca y Toluca, en la Jornada 4.

Los michoacanos no encontraron resistencia por parte de los aborígenes, por ello fue fácil aprovecharse de las debilidades de su rival para golearlos, mientras Tomás Boy desde la banca sólo observó con tranquilidad la superioridad de su equipo, la forma tan clara, contundente y fácil con la que se desempeñó.

Morelia ahora tendrá que confirmar que su paso es firme en la Jornada 5 cuando visite al Atlas de Ricardo La Volpe. Indios con un punto en su cuenta tendrá que replantearse los objetivos y comprometerse con ellos, pues el descenso sigue siendo un fantasma que lo persigue como una sombra. Los de La Tribu recibirán en su estadio a San Luis.

EL PARTIDO

Podía no ser espectacular y ni siquiera contundente, pero el orden en Indios siempre era prioridad, Héctor Hugo Eugui con los años de experiencia reflejados en cada línea de su rostro entendió, desde que tomó el mando de Indios, que la prioridad para no descender era guardar el cero en la portería; ser sólidos para poder esperar con paciencia la caída de un gol que les diera un triunfo.

El equipo lo entendió poco a poco, y aunque jamás fue impecable en la zaga, el orden en sus líneas se convirtió en una constante. Pero todo se le olvidó a la escuadra de Juárez en un segundo. Indios se desdibujó, aquel equipo que con poco ilusionó a su afición y a extraños no fue ni la sombra.

A Morelia no le costó trabajo tener el control, comenzar a pasear el esférico y atacar con sincronía, Indios no sabía qué hacer, no entendía por qué sus fuerzas se le escaparon.

Y al minuto 27 cayó el primero. Sabah recibió un pase de Leao, entró al área, encaró al arquero y definió sin problemas para poner el 1-0. Tan sólo dos minutos más tarde, otra vez Sabah, se volvió el protagonista, y con un certero servicio dejó para que Droguett, de pierna izquierda, la metiera cruzada en el marco de César Lozano.

Indios estaba cayendo con la mirada clavada en el césped, era imposible levantar el rostro, no había un argumento válido para hacerlo, pues su zaga daba espacios, su medio campo perdía todos los balones y su delantera ni siquiera tocaba el esférico.

Entonces Morelia concretó el triunfo con una jugada que fue el reflejo perfecto de lo que en la cancha sucedía. Cuando el reloj marcaba el minuto 37 en un jugada a contragolpe Sabah peinó para Leao quien por la banda derecha dejó de sombrerito plantado a un jugador de Indios, sirvió para Droguett a la izquierda y este de primera intención se la puso a Sabah quien ante la presión de dos zagueros cuchareo y metió el balón cruzado por abajo.

El Estadio Morelos estalló en la locura por la obra de arte sucedida en lo que pareció un instante, y sedientos de gloria, le pidió más a los guerreros michoacanos que en la cancha ganaban la batalla sin problemas.

El segundo tiempo llegó como un exceso de tortura para los aborígenes quienes recibieron los regaños de Eugui en el vestidor, pero no pudieron reaccionar pese a que comenzaron a tener el balón por lapsos más grandes de tiempo.

Pero Morelia era mejor y los Indios ya no tenían ganas de pelear, el 3-0 era aplastante y el 4-0 terminó por matarlo. En contragolpe, al minuto 52, Elías Hernández sirvió para Droguett quien frente al marco no dudó y la dejó en el fondo.

El 5-0 cayó cuando Medina decidió marcar un penal inexistente al minuto 62. Barrera barrió sobre Sabah en los linderos del área, el delantero de Morelia cayó dentro del rectángulo y por ello el árbitro marcó penal. Elías Hernández cobró sin problemas engañando al arquero de Indios. Morelia se ensañó con Indios para conseguir así proclamarse el mejor del Apertura 2009.

EL ARBITRAJE

Román Rafael Medina. Tuvo un mal desempeño pues marcó un penal que no era cuando al 62 Barrera cometió falta sobre Sabah; la falta fue fuera del área, pero como el delantero michoacano cayó dentro del rectángulo, marcó penal que se convirtió en el quinto gol de los purépechas.

Newsletter MT
Suscríbete a nuestro boletín de noticias deportivas.
No te pierdas
×