Ricardo La Volpe; mitos y realidades

Hablar de Ricardo La Volpe puede desencadenar un mundo de opiniones.

Hablar de Ricardo La Volpe puede desencadenar un mundo de opiniones, pero afortunadamente tuve la oportunidad de conocerlo dentro y fuera de la cancha, conocí al Ricardo exigente y de verdad que fue una de las experiencias más gratas que tuve en mi carrera, nosotros los futbolistas estamos acostumbrados a que se nos hable bien, más cuando te has hecho de un nombre en el círculo del fútbol, pero cuando estuve con Lavolpe entendí que todos los jugadores éramos iguales y teníamos la misma oportunidad que un jugador consagrado.El “bigotón” tenía  su muy particular forma de exigirte, a veces chistosa, a veces excesiva pero siempre buscando la forma de sacar lo mejor de sus jugadores y sobre todo buscando una forma de juego, que con el paso del tiempo y las repeticiones te hacia jugar con los ojos cerrados y conocer a tus compañeros de una manera que sabias a donde se iban a mover o que harían sin necesidad de hablar siquiera.Sin duda tuve la fortuna de estar en clubes importantes y trabajar con grandes entrenadores (Raúl Arias, Vuce, Lapuente) y a todos les aprendí muchísimas cosas, y estoy muy agradecido con cada uno de ellos, pero si tuviera que decir quién me dejo marcado o influyó en mi carrera futbolística, sería el  “bigotes”, ya que fue un entrenador que sacó lo mejor de mí, me dio las bases para explotar el potencial que vio en mi persona pero sobre todo confió en mí desde el primer momento, logrando convertirme en un jugador seguro y confiable.A veces escucho que se quejan de la forma en que habla o cómo trata a los jugadores, pero vuelvo a lo mismo, el futbolista está acostumbrado a que se le hable bien y bonito, no le gusta que le exijan o lo evidencien, pero si somos conscientes esa fue la forma en la que llegamos a ser jugadores de Primera División; sufriendo, aprendiendo y muchas veces siendo evidenciados por nuestros entrenadores de inferiores. No sé por qué tenemos esa idea que ya no puedes ser exigido por algún entrenador de fútbol, esa es mi forma de pensar, habrá gente que no la comparte pero al final gozamos de la libertad de poder expresar lo que sentimos.Pero bueno, regresando al tema del “bigotón”, solo me resta decir que estoy muy agradecido por todo lo que aprendí de él y todo lo que viví con él, en esta etapa de aprendizaje que tengo como DT espero poder llegar a ser un buen entrenador como él, me gusta su estilo de juego y espero poder lograr que mis equipos jueguen de esa manera algún día, si el mismísimo Guardiola gusta del “bigotón” futbolísticamente hablando, es porque algo tiene este señor.Esta es mi humilde opinión y como lo dije al principio, habrán mil formas de pensar y sobre todo habrán todavía más opiniones acerca de La Volpe, pero esta es la mía y como siempre lo dije, tuve la fortuna de convivir con él, conocerlo y sobre todo aprender de él y lo único que le debo al “bigotón” es respeto y agradecimiento.Hoy en el programa “Glorias del deporte” del cual soy parte en la ciudad de Mexicali, más que buscar un estilo de juego con los niños, buscamos darles un mejor estilo de vida y la oportunidad de desarrollarse de una  manera en la sociedad que les permita tener oportunidades buenas en su vida, ya de este lado como DT y con la ayuda de los tutores estamos logrando avances importantes en ese sentido, todo esto con el fin de regresarle un poco al fútbol de todo lo que me dio y me seguirá dando en mi vida.Diego Martínez, ex futbolista mexicano, jugó en Necaxa, Chivas, Monarcas, Tigres, Monterrey, San Luis, Veracruz y Querétaro, además de ser Seleccionado Nacional. Síguelo en @che_diego2

Newsletter MT
Suscríbete a nuestro boletín de noticias deportivas.
No te pierdas