Los 10 mejores extranjeros del futbol mexicano

Ahora se me ocurrió que podría ser divertido establecer a los 10 mejores extranjeros en la historia del futbol mexicano

Es un gusto cuando una de tus columnas no pasa desapercibida. La de la semana pasada, sobre los 10 mejores mexicanos de la historia tuvo más de 100 comentarios y se mantuvo un buen rato como una de las noticias más visitadas de la página. ¡Gracias por participar en el debate!

Antes de presentar la de esta semana debo decir, para todos los que se tomaron el tiempo de sugerirlo que, en efecto, debí haber incluido a Benjamín Galindo entre los 10 primeros, y al “Pirata” Fuente y Horacio Casarín en las menciones honoríficas. Que valga como rectificación.

Ahora se me ocurrió que podría ser divertido establecer a los 10 mejores extranjeros de la historia del futbol mexicano. Aquellos que tuvieron mejor rendimiento en nuestro país, no necesariamente los que llegaron con mayor cartel. Como siempre, que se abra el debate y gracias a todos los que en los días pasados me enviaron sugerencias por Twitter.

 1.- Evanivaldo Castro 'Cabinho' (Brasil):

312 goles en el futbol mexicano. Ocho títulos de goleo ¡en torneos largos! Máximo goleador histórico de Pumas y Atlante. Lo que hizo Cabinho en México no tuvo precedentes ni, probablemente, se repetirá en la historia. Lo más increíble es que llegó a México cuando ya tenía 26 años y una larga carrera en Brasil. Lamentablemente, llegó en el tiempo anterior a los naturalizados, de otro modo hubiera sido el 9 titular de México en 78 y 82.

2.- Carlos Reinoso (Chile):

Ha sido quizá, el mejor volante de creación que ha llegado al futbol mexicano. Tenía un excelente disparo de media distancia además, y pinceladas de genio que llegaban cuando menos se esperaban. Metió goles de todos tipos y complementaba su calidad con un carisma que lo hizo incluso tener romances con varias de las artistas más reconocidas de su tiempo. Curiosamente, en los diez años que pasó en México, sólo fue campeón dos veces.

3.- Miguel Marín (Argentina):

Para que un portero sea el máximo símbolo en la historia de uno de los equipos más exitosos de México, quiere decir que era algo especial. Apodado el “Gato” cuando llegó al país, por sus reflejos felinos, su mote cambió al de “Superman”, a raíz de sus innumerables atajadas en el marco celeste. Se convirtió, además, en ídolo, por sus suéteres multicolores y su gran amabilidad. Ganó cinco títulos con el Cruz Azul y posee el record de menos goles en contra en promedio en el futbol mexicano con .96 goles por juego.

4.- José Saturnino Cardozo (Paraguay):

Fue el mejor jugador que me tocó ver en un estadio en México. Su olfato goleador era increíble y su capacidad de anticipar dónde llegaría la pelota quizá aún más. Su temporada en el Apertura 2002 fue quizá la mejor de cualquier jugador en la historia del futbol mexicano. ¡Hizo 36 goles en 25 partidos! Fue la piedra angular de la última verdadera dinastía del futbol mexicano.

5.- Álex Aguinaga (Ecuador):

Uno de esos jugadores que marcan época. Aquel Necaxa de los noventa estaba lleno de estrellas, que dependían por completo de lo que hacía su líder ecuatoriano. No era particularmente espectacular, pero todo lo hacía bien, tenía una visión de campo increíble y un manejo de tiempos pocas veces visto en México. Un jugador de los que no existen en este momento en México.

6.- Isidro Lángara (España):

Llegó a México como perseguido político y se quedó para tener una corta pero brillantísima carrera. Sólo jugó tres años pero fue campeón de liga en uno y campeón goleador en dos. Regresó a su país tras la desaparición del Club España, pero volvió un par de veces para ser entrenador. Quienes lo vieron dicen que era el mejor delantero que ha pisado México. Fue mundialista en Italia 34 con una extraordinaria selección de España, derrotada (y robada) por la escuadra local.

7.- Miguel Ángel Cornero (Argentina):

Se le recuerda mucho como un tipo duro, de ahí su apodo de “El Confesor”, pero se trataba de un defensa increíblemente sólido, con grandes condiciones físicas y, sobre todo, un gran liderazgo. Era de esos futbolistas que los aficionados aman porque “deja todo en la cancha”. Fue piedra angular de América, Cruz Azul y Toluca y ganó tres títulos del futbol mexicano.

8.- Héctor Miguel Zelada (Argentina):

Pocos extranjeros que han jugado en México pueden darse el lujo de presumir haber sido campeones del mundo. Aunque Zelada no jugó, fue parte del equipo argentino que estuvo en México 86, y lo hizo con todo merecimiento. Era un portero muy sólido, pero capaz de hacer atajadas espectaculares cuando era necesario. Además, tenía un gran carácter y guardaba sus mejores actuaciones para los partidos clave, como cuando atajó el penal de Cisneros en la final entre América y Guadalajara en 1984-85.

9.- Rodrigo Ruiz (Chile):

Normalmente, los jugadores de los que hemos hablado fueron símbolos en uno o dos clubes. Pocos han sido capaces de mantener esa preponderancia en todas las escuadras donde han participado. El “Pony” Ruiz llegó para Puebla, donde fue figura. Fue transferido a Toros Neza, formando un equipo de época. Pasó a Santos y se hizo uno de los más grandes símbolos del club. Se fue a Tecos donde, a los 36 años fue el mejor pasador del futbol mexicano en el Apertura 2008, y luego se retiró en Santos. Un extraordinario extremo.

10.- José Alves 'Zague' (Brasil):

Las nuevas generaciones asocian el apodo al seleccionado mexicano de los noventa, pero es porque no conocieron a su padre, un delantero quizá más completo. Era apodado el “Lobo Solitario” porque cargaba por sí mismo el ataque americanista, con tanto éxito que lo ganó todo con unos cremas que estaban lejos de ser el equipo arrollador de algunas décadas después.

Menciones honoríficas: Butragueño, Verón, Estay, Kalusha, Antonio Carlos Santos, Suazo, Barbadillo, Muñante, Osvaldo Castro, Cabañas, Quintano, Amaury Epaminondas, Mohamed, Basay

¿Qué opinan? Los invito a participar en el mail de arriba, la sección de abajo y en www.twitter.com/martindelp.

 

Newsletter MT
Suscríbete a nuestro boletín de noticias deportivas.
No te pierdas