Las proteínas y el corredor: mitos y realidades

¿Como corredor necesito más proteína que alguien que no hace ejercicio? ¿Debo tomar algún suplemento? Son muchos los mitos que giran alrededor de este tema.

¿Como corredor necesito más proteína que alguien que no hace ejercicio? ¿Debo tomar algún suplemento? Son muchos los mitos que giran alrededor de este tema, por eso queremos explicarte los más comunes para que no te agarren de bajada. Juguemos al verdadero o falso. 1. El corredor requiere una mayor cantidad de proteínas que una persona sedentaria. VERDADERO. La cantidad de proteína que necesitamos al día depende principalmente de tres factores: peso, porcentaje de grasa corporal y nivel de actividad física. A mayor duración e intensidad del ejercicio, mayor será la dosis que debemos ingerir. 2. El consumo excesivo de proteínas dañará mis riñones. FALSO. En personas con un buen estado de salud, no se ha demostrado que un alto consumo de proteínas pueda causar daños. (Si tienes algún problema renal, por supuesto que será perjudicial). Sin embargo, te recomendamos que evites los excesos para no hacer trabajar de más a tus riñones. 3. La falta de proteínas en la dieta puede ser dañina para el corredor. VERDADERO. Las proteínas nos ayudan a reparar el músculo que se destruye durante el ejercicio, además, ayudan a almacenar los carbohidratos en forma de glucógeno (principal fuente de energía). Si no consumimos suficientes proteínas, además de perder músculo bajará nuestro rendimiento en la carrera. 4. Las proteínas son el combustible ideal para el corredor. FALSO. Recuerda que el principal combustible para correr, son los carbohidratos. Sin embargo, si estos son pobres en tu dieta, tus reservas se terminarán muy rápido. Tu cuerpo, al no tener gasolina, no tendrá otra opción más que recurrir a tus músculos, destruirlos y obtener de ahí la energía que necesita. Por eso debes tener mucho cuidado con las dietas bajas en carbohidratos. 5. Entre más proteína consumo puedo ganar más músculo. FALSO. Una vez que el músculo tiene la cantidad de proteínas que necesita, llegará el momento en que ya no se estimule el crecimiento muscular. Y ¿a dónde crees que se van todas las proteínas que comes en exceso? ¡A la barriga! 6. Los corredores NO requieren suplementos de proteínas. VERDADERO. Puedes cubrir fácilmente tu requerimiento de proteínas con la alimentación, sin necesidad de tomar ningún suplemento. Sí, sabemos que a veces por la practicidad, es más fácil tomarte un batido de proteína después de correr, que llevarte un sándwich de atún a donde entrenes. Si lo vas a hacer, no olvides consultarlo antes con tu nutriólogo. 7. Los suplementos de proteínas son seguros. VERDADERO. Casi todos los suplementos que se venden sin receta parecen ser seguros si se toman en las dosis recomendadas. Sin embargo, recuerda que hay suplementos que se etiquetan de manera incorrecta, y contienen sustancias que no se mencionan y que sí pueden presentar un riesgo para tu salud. Ahora ya lo sabes, no te dejes engañar y ¡cuida tu salud! ¡A correr se ha dicho!

Newsletter MT
Suscríbete a nuestro boletín de noticias deportivas.
No te pierdas