Por fin, Maradona viaja a Cuba a seguir su tratamiento

El ídolo del futbol argentino Diego Armando Maradona partió hoy rumbo a Cuba con el objetivo de superar la adicción a las drogas que ensombreció su carrera y de dejar atrás el tiempo que...
 El ídolo del futbol argentino Diego Armando Maradona partió hoy rumbo a Cuba con el objetivo de superar la adicción a las drogas que ensombreció su carrera y de dejar atrás el tiempo que permaneció en Argentina al borde de la

MEDIOTIEMPO | Agnencias20 de Septiembre de 2004

El ídolo del futbol argentino Diego Armando Maradona partió hoy rumbo a Cuba con el objetivo de superar la adicción a las drogas que ensombreció su carrera y de dejar atrás el tiempo que permaneció en Argentina al borde de lamuerte.

Luego de dos confusas semanas en las que se puso en duda su viaje, el astro pudo dejar Argentina con sus problemas legales resueltos pero con la advertencia de que, de no continuar su tratamiento, podría ser devuelto a Buenos Aires.

El "Pelusa" se fue al mediodía de este lunes en un vuelo comercial de la aerolínea Copa a pesar de la oposición de su familia, que quería que continuara su tratamiento en Argentina para tener más control sobre él.

Por órdenes de la justicia argentina, que tiene una custodia médica sobre el astro, Maradona tuvo que viajar acompañado de su doctor personal, Alfredo Cahe, y sus dos hermanas mayores.

El ex capitán de la Selección Nacional de Futbol de Argentina, será internado en el Centro Nacional de Salud Mental (Censam) de Cuba, en donde tendrá que seguir un estricto tratamiento para terminar con su adicción a la cocaína.

En caso de rebelarse contra el proceso médico, un juez cubano tendrá que informar a la justicia argentina para que ésta, a su vez, realice los trámites pertinentes a fin de que el ex jugador regrese a la capital argentina.

Sin embargo, ello se ve poco probable, porque la víspera en entrevistas con la radio la televisión, Maradona aseguró que acatará el tratamiento, pero también advirtió que junto con ello "seguiré haciendo mi vida".

Maradona dejó tras de sí una de las etapas más tormentosas de su vida, y en la cual las drogas estuvieron a punto de cobrarle un alto precio.

El ídolo volvió a su país el pasado 23 de marzo, tras un año y siete meses de ausencia, y fue recibido con el cariño que siempre le han dispensado miles de fanáticos del futbol argentino.

El llamado "D10S" estuvo en Buenos Aires para solucionar unos problemas legales con su ex apoderado Guillermo Coppola, a quien acusó de fraude, pero el 18 de marzo este juicio quedó suspendido cuando Maradona fue internado en estado de gravedad.

Diego Armando fue internado en la Clínica Suizo Argentina con una grave crisis cardiaca e hipertensión y en medio de la expectación de la sociedad argentina sobre el estado de salud de quien consideran como el mejor futbolista que ha tenido este país.

Grande fue la sorpresa cuando el 29 de abril el campeón del Mundial México 86 abandonó por voluntad propia la clínica para hospedarse en una hacienda de un amigo, desde donde incluso dio una entrevista a la televisión para asegurar que estaba bien.

Estaba claro que seguía enfermo y, por eso, el 5 de mayo sufrió una recaída y tuvo que volver a ser internado, pero ahora en una clínica neurosiquiátrica porque ningún otro centro lo quiso admitir como paciente por los conflictos que conlleva su celebridad.

Ahí estuvo contra su voluntad, ya que su familia pidió una tutela para que la justicia se hiciera cargo de obligarlo a seguir un tratamiento debido a sus condiciones de gravedad que lo hacían incapaz de decidir por sí mismo.

El mes pasado, Maradona y su médico iniciaron una campaña para lograr que se permitiera su traslado a Cuba, que incluyó una audiencia personal con el presidente Néstor Kirchner.

Luego de idas y vueltas, "El 10" pudo partir por fin a la isla en donde, asegura, no padece la misma presión mediática que en Argentina.[ntx]

Newsletter MT
Suscríbete a nuestro boletín de noticias deportivas.
No te pierdas
×