Me vi como un llanero: Tomás Campos...He quedado a deber: Lussenhoff

El mediocampista de Cruz Azul, Tomás Campos, aceptó toda la responsabilidad en el error que cometió para que Pumas de la UNAM les empatara momentáneamente el partido del domingo a un gol, y dijo...
El mediocampista de Cruz Azul, Tomás Campos, aceptó toda la responsabilidad en el error que cometió para que Pumas de la UNAM les empatara momentáneamente el partido del domingo a un gol, y dijo que fue una situación que superó pronto.
 El mediocampista de Cruz Azul, Tomás Campos, aceptó toda la responsabilidad en el error que cometió para que Pumas de la UNAM les empatara momentáneamente el partido del domingo a un gol, y dijo que fue una situación que superó pronto.

MEDIOTIEMPO | Agencias28 de Septiembre de 2004

El mediocampista de Cruz Azul, Tomás Campos, aceptó toda la responsabilidad en el error que cometió para que Pumas de la UNAM les empatara momentáneamente el partido del domingo a un gol, y dijo que fue una situación que superó pronto.

"Fue un golpe anímico muy fuerte para mí porque veníamos cometiendo una serie de errores que nos costaron puntos importantes, entonces era obvio que tenía que dejar el partido por esa situación, pues no estaba en condiciones anímicas de seguir", dijo.

Campos explicó que le ayudó mucho a superar ese mal momento el apoyo que tanto sus compañeros como el técnico Luis Fernando Tena le dieron en el vestidor, "y lo importante es que los muchachos lograron sacar el triunfo y los tres puntos al final".

Apuntó que con la actitud que mostraron sus compañeros en el empate por su equivocación, quedó demostrado que existe unión en el seno del equipo "y no estamos partidos como muchos lo han querido hacer ver, es sólo que me tocó vivir esa situación y la acepto".

El moreno jugador señaló que ese error fue un duro golpe para él pero que está consciente en que debe trabajar más duro para evitar cometer errores, al tiempo que descartó una posible falta de Francisco Fonseca.

Ante esa falla, Tomás Campos reconoció que se vio como un "llanero", pero tiene la fe y la confianza suficientes para salir adelante y superar ese mal momento, y que de hecho comenzó a hacerlo desde el vestidor con la ayuda de sus compañeros.

Por otra parte, dijo que el triunfo del domingo pasado les cambió la actitud pero fue sólo una victoria y que todavía les falta mucho por hacer como ganar sus siguientes compromisos para seguir sumando unidades y enfilarse a la calificación.

"La actitud en ese encuentro ante Pumas cambio mucho porque estábamos en una situación difícil y de ninguna manera queríamos seguir así, por eso peleamos cada pelota y corrimos parejo, esperamos seguir así en los siguientes partidos para sumar más puntos", concluyó.

FEDERICO LUSSENHOFF

El defensa argentino de Cruz Azul, Federico Lussenhoff, reconoció que no ha hecho la diferencia en su equipo y que ha quedado a deber, por lo que toma con tranquilidad el ser suplente.

El zaguero comentó que él apoya a sus compañeros que están en la cancha, pues luchan por llevar al equipo a superar el mal momento, y que ser suplente, es una situación que no lo debe distraer sino trabajar para acortar distancias de sus rivales de grupo.

Explicó que todos en Cruz Azul quieren participar para sacar adelante a la escuadra y que cuando fue contratado sabía que era para ayudar y ganar los partidos y no para ser titular, y aceptó que los que entran de cambio lo hacen bien, pues lo importante en este momento es el club.

Lussenhoff dijo que uno siempre quiere jugar pero el técnico es el que decide y de ahí los cambios efectuados para encarar el partido contra Pumas, los cuales funcionaron para conseguir el triunfo y espera que sea el inicio para que el equipo levante.

Apuntó que el jugador trabaja para ayudar donde sea requerido y cuando él estuvo en el cuadro titular cometió algunos errores que costaron varios partidos, aunque cada uno de sus compañeros acepta la parte de culpa que le corresponde.

Reconoció que él fue contratado como elemento extranjero para hacer la diferencia en la zaga cruzazulina, y no ha respondido como tal, debido a que no ha jugado como esperaba, pero trabaja para ayudar en distintas posiciones como ahora lo hará desde la banca.

Comentó que lo importante es que "La Máquina" logró su primer triunfo y si todo le sale bien de aquí al final del campeonato regular, el equipo aún se puede meter a la pelea por un boleto a la liguilla, aunque están conscientes que todo depende de ellos para conseguirlo.

LUCIANO FIGUEROA

El delantero argentino de Cruz Azul, Luciano Figueroa, dijo que por ahora no le interesa estar en la parte alta de la tabla de goleo del presente Campeonato Apertura 2004 del futbol mexicano, sino que el equipo meta goles y mejore.

El sudamericano indicó que en el plantel están conscientes de que se ubican en la parte baja de la tabla general del campeonato, por lo que en estos momentos lo más importante es sumar el mayor número de puntos.

Figueroa destacó la importancia de no volver a cometer los errores que los llevaron a perder partidos en el arranque del torneo y antes de pensar en lo que puedan hacer sus rivales en turno deberán analizar lo que pueda hacer Cruz Azul.

"Cuando a uno le va mal siempre la paga el técnico, ojalá y en esta jornada doble no regresemos a la derrota, sobre todo porque estamos en casa, en donde esperamos ganar para sumar otros tres puntos", señaló el jugador.

Dijo que luego del triunfo 3-1 ante Pumas de la UNAM el domingo pasado, están un poco más tranquilos para disputar su próximo partido contra Atlante, seguir luchando por las victorias y sumar puntos con el objetivo de mejorar y tratar de ir a la liguilla.

Del trabajo de sus compañeros en el partido anterior, Figueroa comentó que lo de Tomás Campos a cualquiera le puede pasar y mientras su compatriota César Delgado siga en el nivel mostrado ante Pumas será bueno tanto para él como para el equipo.

Por otro lado, el jugador se mostró a favor de los festejos del chileno Sebastián González, de Atlante, pues consideró que no se daña a nadie como sucedió con su celebración espontánea del domingo pasado cuando se puso un sombrero que le dio un fotógrafo.

Propuso que tanto la Federación Internacional de Futbol Asociación (FIFA) como la Federación Mexicana (FMF) otorguen 20 segundos para que el anotador pueda festejar su gol, y si se pasa del tiempo establecido entonces se haría acreedor a la tarjeta amarilla.

[ntx][foto: Mexsport]

Newsletter MT
Suscríbete a nuestro boletín de noticias deportivas.
No te pierdas
×