Agotados en 3 horas los boletos del Tec, entre empujones y sustos

En solo tres horas, los miles de aficionados rayados que hicieron fila por tres días, agotaron los boletos para el juego de vuelta de la Gran Final del futbol mexicano entre Monterrey y Pumas de...
 En solo tres horas, los miles de aficionados rayados que hicieron fila por tres días, agotaron los boletos para el juego de vuelta de la Gran Final del futbol mexicano entre Monterrey y Pumas de la UNAM.

MEDIOTIEMPO | Agencias7 de Diciembre de 2004

En solo tres horas, los miles de aficionados rayados que hicieron fila por tres días, agotaron los boletos para el juego de vuelta de la Gran Final del futbol mexicano entre Monterrey y Pumas de la UNAM.

Poco después de las 10:30 horas quedaron oficialmente agotados los boletos ante la decepción de cientos de personas que no pudieron asegurar su estancia en el estadio Tecnológico de esta ciudad, donde el próximo sábado se jugará la final del Torneo Apertura 2004.

Ante la insistencia de los aficionados, los elementos de la Policía Regia comenzaron a anunciar que los boletos se habían terminado y a tratar de disuadir a las personas para que se retiraran del lugar sin hacer desmanes.

Las taquillas fueron abiertas al público a las 7:30 horas de hoy, ante la gran cantidad de personas que rodeaban las inmediaciones del estadio Tecnológico, localizado al sur de la ciudad, a pesar de que estaban programadas para operar hasta las 9:00 horas.

Los tumultos y la presencia de menores entre la larga fila, obligaron al Club Monterrey a adelantar la venta libre de boletos para la Gran Final, agotándose de inmediato las localidades de General que tuvieron un costo de 120 pesos.

Se informó que los últimos boletos en agotarse fueron los de preferente que se vendieron en 180 pesos, siendo condicionado su venta a uno por persona.

El Club Monterrey puso a la venta tres mil 200 boletos de las localidades de general, preferente, especial, especial numerado, numerado y súper palco, así como otros dos mil que se vendieron a través del sistema Ticket Master.

Las inmediaciones del estadio Tecnológico fueron desalojadas tranquilamente por los cientos de aficionados decepcionados que se quedaron sin su boleto para asistir a la Gran Final del futbol mexicano.

En el lugar solo quedó tirada la malla ciclónica derrumbada por los aficionados que esperaban la apertura de las taquillas y que originó la detención de 25 personas por alterar el orden y el rescate de 12 menores en riesgo de ser lesionados por la avalancha humana.

[ntx][foto: Mexsport]

Newsletter MT
Suscríbete a nuestro boletín de noticias deportivas.
No te pierdas
×