Previo Pumas-Monterrey...Guerra en Ciudad Universitaria

Mauricio Cabrera | MEDIOTIEMPO
Mauricio Cabrera | MEDIOTIEMPO
 Mauricio Cabrera | MEDIOTIEMPO

Mauricio Cabrera | MEDIOTIEMPOEstadio Olímpico. Miércoles 8 de diciembre de 2004 a las 20:30 hrs. El esfuerzo valió la pena. Los Pumas de la Universidad Nacional Autónoma de México y los Rayados del Monterrey encontrarán una justa recompensa al sudor derramado cuando se vean las caras en la batalla final por el título del Apertura 2004. La entidad estudiantil tiene la firme intención de convertirse en el primer monarca consecutivo en torneos cortos, eliminó a un par de rivales que realizaron una mejor campaña regular y muy cerca está de inscribir su nombre en los archivos gloriosos del balompié azteca; los norteños, buscan reconquistar la posición de privilegio tras soportar dos torneos sin conseguir absolutamente nada. Las posibilidades de triunfo son para ambos; a lo largo de la presente liguilla ha sido recurrente que el juego de ida defina las eliminatorias. Habrá que ver si la historia se repite. En el Pedregal han aprendido a no tener límites y a soñar con fundamentos. Hugo Sánchez supo trasladar el liderazgo y la mentalidad ganadora que lo caracterizaron durante su exitosa trayectoria como futbolista a su aún corta carrera como director técnico, logrando que la totalidad del plantel se concentre en un objetivo común y que el hambre de triunfo no decaiga, pese a que en los últimos meses ha saboreado las mieles de la gloria en  circunstancias diversas, que van desde la consecución del torneo casero hasta la sorprendente victoria ante el Real Madrid en el Santiago Bernabéu. Queda claro que el deseo de superación y el convertir cada día en un nuevo reto no es suficiente para escribir proezas deportivas, pero si es un excelente impulso para aprovechar las cualidades que se tienen sobre el rectángulo verde.Saber identificar cuál es la función de cada uno de los elementos y transmitirles la idea acerca del papel que deben desempeñar en la cancha luce como una labor sumamente sencilla, sin embargo, es en este simple ejercicio en el que se basa buena parte de la efectividad o no de un conjunto; una vez que se consigue, los resultados satisfactorios se presentan por inercia, pero muy pocos pueden presumir un acoplamiento total a la filosofía de su timonel, el cuadro felino es uno de ellos. Razón no les falta a quienes aseguran que el equipo estudiantil desplegó un estilo más atractivo en el torneo anterior, no obstante, el equilibrio mostrado en la fiesta grande que discurre lo hace ver más seguro, con mayores argumentos para controlar los momentos psicológicos y con el carácter requerido para salir airoso de los contratiempos que pudieran presentarse. La presencia de referentes en las demarcaciones de mayor importancia en el terreno de juego es un punto que debe elogiarse de los universitarios; Sergio Bernal en la portería, Joaquín Beltrán en la defensa, Jaime Lozano en la creación, Joaquín Botero en el ataque y Diego Alonso como refuerzo de lujo, son tan sólo algunos de los pilares que sostienen el funcionamiento global de los campeones vigentes del futbol mexicano, sin olvidar la garra y motivación de Francisco “Kikín” Fonseca, quien elevó su nivel en el instante en el que más se requería.La ofensividad se reposicionó de la mano de Miguel Herrera. En épocas en las que el orden y la rutina se imponen a la imaginación y a la técnica  resalta el intento de triunfar mediante una propuesta que privilegia el ataque y que satisface la pupila del más exigente de los aficionados. Este no es un fenómeno aislado, de hecho, se presenta en todos aquellos que integran la llamada “Escuela Lavolpista”; la diferencia estriba en que el “Piojo” puede terminar con la sequía de títulos que sufren aquellos que se inclinan por los fundamentos antes mencionados. Ganando o perdiendo, el comandante norteño merece un sincero reconocimiento por mantenerse fiel a sus convicciones y por no traicionarse en la búsqueda de un cetro que lo pondría en los cuernos de la luna. El progreso de los regiomontanos en las instancias decisivas ha sido evidente; a su invulnerabilidad en el Tecnológico se le sumó una aplicación, que en apariencia nunca  llegaría, en sus presentaciones como visitante, lo cual generó que los Rayados se encuentren a un paso de hacer suyo el sitio reservado para los mejores. De no haberse presentado dicha evolución, Monterrey seguramente estaría de vacaciones y pensando en la pretemporada, esa que en la actualidad resulta tan poco deseable como desoladora, basta con preguntarles a los dieciséis que tendrán que disfrutar el partido desde la comodidad de sus respectivas concentraciones o, en el mejor de los casos, de sus hogares. En la actualidad, afirmar que un solo jugador puede definir el rumbo de todo un campeonato pudiera parecer una osadía, pero, conociendo los alcances y la potencia de Guillermo Franco, no sería raro que lo improbable se convierta en realidad. Los fanáticos regiomontanos entonan cánticos en los que mencionan que el “Guille” es “Superman, y, guardando las debidas proporciones, hay que encomiar la casta y la fortaleza del cañonero más importante del Apertura 2004, que, sin duda, se ha convertido en un verdadero héroe para los que inundan las tribunas del Tecnológico. Se habla con insistencia en torno a la falta de un arquero confiable y experimentado en el arco norteño; ni Juan de Dios Ibarra ni Cristián Martínez cuentan con la credibilidad de la que goza su homólogo universitario, sin embargo, la vida pone en el camino situaciones que te pueden convertir en ganador, y las próximas podrían ser determinantes para ambos guardametas. En ocasiones, el futbol es implacable: o triunfas o pasas al tan socorrido mundo de los olvidados; ya de ellos depende. La contienda luce sumamente equilibrada. Ambas escuadras hicieron lo necesario para entrar a la liguilla, mejoraron su nivel en las confrontaciones que así lo demandaban y llegan al escalón más alto en condiciones óptimas. La  muy probable ausencia de Walter Ervitti en el mediocampo de los Rayados incómoda a Miguel Herrera, quien tendrá que elegir bien al sustituto del argentino, de lo contrario, los locales se lanzarán con menores reservas hacia el frente. [mt][foto: Mexsport]

Newsletter MT
Suscríbete a nuestro boletín de noticias deportivas.
No te pierdas
×