Cruz Azul 3 - 1 Puebla

COMIENZA EL VIAJE CELESTE

COMIENZA EL VIAJE CELESTEMauricio Cabrera MEDIOTIEMPO Estadio Azul. Sábado 15 de enero de 2005 a las 17:00 hrs. Siempre que inicia una nueve competencia la esperanza y la ilusión renace, el deseo de superar lo realizado en el pasado se incrementa y el optimismo se impone al dolor de los tropiezos recientes. En la Noria existe la convicción de corregir el camino y de tomar el certamen que comienza como un excelente punto de partida para recuperar gradualmente el prestigio perdido y demostrar que la grandeza justificada con base en la historia se puede ver reforzada con actuaciones sobresalientes en el terreno de juego. El reto para los cementeros es mayúsculo. El grado de dificultad que entraña el salir de una crisis tan profunda como aquella por la que están atravesando es directamente proporcional al tiempo que permanecen en ella, por lo que nada garantiza el éxito en el presente. Como de costumbre, la directiva no escatimó esfuerzos ni recursos económicos a la hora de reforzar al equipo, dándole a Rubén Omar Romano algunos de los elementos que solicitó para llevar al cuadro celeste a mejores planos. Contando con un plantel tan llamativo, el actual estratega de los cementeros no tendrá justificación alguna en caso de que las victorias no aparezcan. Para Romano no parece existir un abanico amplio de opciones: o consigue mostrar rápidamente lo acertado de su elección o la ansiedad empezará a apoderarse de los hombres de pantalón largo, quienes se han comprometido a realizar una reestructuración a fondo, misma que no sólo abarcará los estratos meramente deportivos, sino también determinados puestos de abolengo en la cuestión administrativa.  Dentro del gran paquete de responsabilidades que tendrán que soportar los integrantes del Cruz Azul encontramos a un elemento que no puede darse el lujo de fallar, Francisco Fonseca. El exdelantero de los universitarios tendrá dos funciones principales dentro del rectángulo verde. La primera consiste en significarse como el referente del sector ofensivo. La segunda, y probablemente la más importante, es aquella que aceptó al momento de estampar su rúbrica, que radica en convertirse en el ídolo de una entidad urgida de figuras. El “Kikin” deberá entender que no es lo mismo estar en un equipo en el que la mayor parte del quehacer futbolístico está resuelto que llegar a un conjunto que prácticamente tiene el velocímetro en ceros. Puebla tendrá que jugar, una vez más, con la soga al cuello. Su eterna problemática en la tabla porcentual se mantiene, y en cada partido que dispute se estará jugando su permanencia en el máximo circuito, aunque ya sabemos que Francisco Bernat es especialista en solucionar con dinero aquellos asuntos que su equipo no puede resolver sobre la cancha. En la actualidad, la Franja se localiza en el penúltimo sitio de la tabla de cocientes, apenas por encima de los Dorados de Sinaloa, sin embargo, los de la Angelópolis no pueden confiarse, pues los números de  los pupilos de José Luís Real varían rápidamente, tanto a favor como en contra, por lo que la principal misión de los poblanos no debe ser ubicarse por encima del benjamín de la Primera División, sino superar a los Tecos de la Universidad Autónoma de Guadalajara. La escuadra camotera anunció hace apenas unos días la incorporación de Ariel Carreño, delantero proveniente de Boca Juniors, y Gerardo Bedolla, defensor del Colón de Santa Fe. El aporte que lleguen a dar este par de contrataciones podría ser fundamental al instante de evaluar los dividendos obtenidos a lo largo del Clausura, donde no habrá mañana en caso de fracasar, al menos en la elite del futbol mexicano. El partido se inclina claramente a favor del cuadro local. Las individualidades con las que cuenta, sumadas a la imperiosa necesidad que tiene de iniciar con el pie derecho, origina que los pronósticos le sean favorables, no obstante, la lógica en el deporte lejos está de ser un hecho consumado.

Newsletter MT
Suscríbete a nuestro boletín de noticias deportivas.
No te pierdas
×