Chivas 1 - 1 Cruz Azul

Chivas 1 - 1 Cruz Azul Chivas 1 - 1 Cruz Azul

LA MÁQUINA BUSCA ARRROLLAR AL REBAÑOMauricio Cabrera | MEDIOTIEMPOEstadio Jalisco. Sábado 19 de febrero de 2005 a las 19:00 hrs. Ambos viven actualidades placenteras y emotivas. Chivas y Cruz Azul se ven las caras en medio de un ambiente de tranquilidad y regocijo. En la mira, tienen metas distintas. Los dos marchan por el camino correcto en sus respectivos proyectos y pisan con fortaleza los dominios que desean dominar. Para los jaliscienses, las tres unidades ampliarían el cúmulo de alabanzas en el que se hallan; para los capitalinos, serían un paso tremendo rumbo a la temprana consecución del boleto a la fiesta grande. La escuadra comandada por Benjamín Galindo se cotiza alto a nivel continental. La magnífica demostración futbolística ante Cobreloa en el desierto de Calama le ha traído cualquier cantidad de elogios por parte de los diferentes medios especializados en la materia, y cómo no, si fue inteligente, aprovechó las oportunidades que tuvo y se impuso en todo momento al actual monarca del balompié andino. El éxito más allá de nuestras fronteras no le garantiza un presente satisfactorio en el certamen local, por el contrario, da la impresión de que terminará enfocándose por completo en la lucha por la cúspide continental, esa que fue acariciada hace algunos años por su rival en turno. Lo que hasta hace algunas semanas era incertidumbre y desconfianza se ha convertido en alegría y optimismo. Con los resultados satisfactorios que ha cosechado en fechas recientes, el conjunto rojiblanco recuperó la mística y el sello propio, elementos que en las jornadas iniciales del Clausura 2005 habían desaparecido. A los constantes cuestionamientos en torno a la falta de plantilla para enfrentar con posibilidades de éxito los dos torneos, las Chivas han respondido mediante la práctica de un futbol efectivo, contundente y letal, dejando sin argumentos a quienes auguraban un inminente fracaso. Todo tiene un costo en este deporte, eso queda claro. La excesiva cantidad de viajes y partidos que han tenido que efectuar los jugadores del Rebaño podría acarrear consecuencias muy pronto. El cuerpo técnico ha ideado toda una estructura de trabajo para evitar este tipo de complicaciones; sin embargo, han sido numerosos los casos en los que las instituciones se ven obligadas a deslindarse de una competencia para apostarlo absolutamente todo en la que es prioritaria para sus intereses. Cruz Azul acapara los reflectores del torneo casero. La consecución de cinco victorias en fila es motivo suficiente para que sea considerado como uno de los grandes candidatos al titulo, aunque bien dicen que lo importante no es llegar, sino mantenerse. En la Noria existe plena convicción respecto al trabajo que se está realizando; cada uno de los que integran el comando celeste luce convencido de lo que hace, acepta sus responsabilidades y juega por un objetivo común, que no es otro que devolverle el prestigio y el honor a una entidad que había entrado en una crisis profunda y dolorosa. El arrollador paso del ferrocarril cementero encuentra una valiosa explicación cuando se analiza su producción ofensiva, ya que es, junto a las Águilas del América, el equipo más goleador de la justa con catorce anotaciones en cinco partidos. En esta notable efectividad frente a la puerta rival juegan un papel fundamental Francisco “Kikín” Fonseca y César “Chelito” Delgado, quienes vertiginosamente entablaron una comunicación futbolística inalterable, construyendo una sociedad atractiva para su causa y sumamente preocupante para los rivales, que sufren enormidades cuando de marcarlos se trata. La derrota llegará tarde o temprano para el cuadro capitalino. Será en ese instante cuando se podrá decir analizar con cierto fundamento el porvenir del Cruz Azul en la competencia que discurre. Los triunfos son amores, pero una sola derrota podría cambiar por completo el panorama, dependiendo de qué tan preparado se encuentre para los tropiezos, que forman parte de las leyes del balón. El cotejo  se presenta como el platillo más atractivo de la jornada. Mientras que los visitantes tienen la mente puesta en la corona casera, los locales cumplen profesionalmente con el compromiso, pero la mente y el corazón, están a kilómetros de distancia, en territorio sudamericano. Creemos en la victoria del Cruz Azul.[mt]

Newsletter MT
Suscríbete a nuestro boletín de noticias deportivas.
No te pierdas
×