Detienen a Desábato, jugador del Quilmes, por insultos racistas

El futbolista argentino Leandro Desábato, zaguero del club Quilmes, fue arrestado hoy aquí por insultos raciales contra Grafite, delantero del Sao Paulo, quien presentó una denuncia al término del...
 El futbolista argentino Leandro Desábato, zaguero del club Quilmes, fue arrestado hoy aquí por insultos raciales contra Grafite, delantero del Sao Paulo, quien presentó una denuncia al término del juego entre ambos equipos.

MEDIOTIEMPO | Agencias14 de Abril de 2005

El futbolista argentino Leandro Desábato, zaguero del club Quilmes, fue arrestado hoy aquí por insultos raciales contra Grafite, delantero del Sao Paulo, quien presentó una denuncia al término del juego entre ambos equipos.

Desábato fue arrestado la madrugada de este jueves al término del partido donde el Sao Paulo goleó 3-1 al Quilmes por el Grupo 3 de la Copa Libertadores, y luego de la queja presentada en el mismo estadio Morumbí por Grafite.

El delegado policial Osvaldo Nico Goncalves, del Grupo Armado de Represión a Robos y Asaltos (Garra), encargado de coordinar el operativo de seguridad en el estadio Morumbí, confirmó el arresto de Desábato, quien permanecerá detenido en el Distrito 34.

El defensor se negó a presentar declaración de lo sucedido, esperando la presencia de su abogado, mientras que los directivos de la delegación argentina buscaban que los cargos fueran retirados para evitar el arresto.

El Presidente del Sao Paulo, Marcelo Portugal, y el técnico Emerson Leao, sin embargo, manifestaron que eran solidarios y respetaban el derecho de Grafite, quien también en Argentina, durante el partido de ida, recibió insultos del mismo jugador.

El incidente ocurrió el miércoles cuando concluyó el primer tiempo entre Sao Paulo y Quilmes, donde Grafite y el argentino Carlos Arano fueron expulsados por doble agresión y Desábato se acercó al brasileño y le dijo "negro macaco" (mono negro).

Incluso el argentino Desábato argumentó que en su país este tipo de insultos son cotidianos y no representan un delito, un argumento bastante reprobable. En cambio, no hay que olvidar que en Brasil este tipo de agresión verbal si representa un delito de racismo.

[ntx]

Newsletter MT
Suscríbete a nuestro boletín de noticias deportivas.
No te pierdas
×