Tecos 3 - 3 Cruz Azul

LA LOCOMOTORA CELESTE VISITA ZAPOPAN

LA LOCOMOTORA CELESTE VISITA ZAPOPANMauricio Cabrera | MEDIOTIEMPOEstadio Galería. Domingo 17 de abril de 2005 a las 16:00 hrs. Su presencia impone y genera respeto. La Máquina azul está convertida en la sensación del balompié azteca. En un principio, se aceptaba que los cementeros mostraban buen futbol, pero las dudas en torno a su capacidad para sostener el nivel no se hacían esperar. Hoy, tras doce jornadas discurridas, ha quedado en claro que el equipo de Rubén Omar Romano es una realidad. Le da lo mismo jugarse las tres unidades en casa que visitar el Universitario y derrotar contundentemente a los Tigres de San Nicolás de los Garza. El inminente boleto a la fiesta grande no es obra de la casualidad. Los Tecos, su rival en turno, tendrán que apelar a su encomiable efectividad defensiva para aspirar a la obtención de un resultado satisfactorio; de lo contrario, el ferrocarril capitalino seguirá pitando.  La escuadra dirigida por Daniel Guzmán tiene motivos de sobra para estar satisfecha con su actuación en el corriente certamen. Los problemas porcentuales que le preocupaban en los primeros suspiros de la vigente competencia quedaron rápidamente en el olvido. Como si nunca hubieran existido, como si el eternamente traicionero fantasma del descenso jamás hubiera rondado la atmósfera emplumada. El desempeño de los de Zapopan alcanza un grado de eficiencia tal que la liguilla es un escenario factible y hasta cierto punto cercano, aunque un tropiezo a estas alturas podría ser suficiente para marcar el adiós definitivo. Sea como sea, la meta principal, evitar el descenso, fue superada por amplio margen. El pase a la fiesta grande no sería más que un merecido premio al plausible esfuerzo desplegado sobre el rectángulo verde. El sector bajo del equipo de casa tendrá una prueba de fuego en la treceava jornada. Cualquier equivocación, el mínimo error, bastaría para que la peligrosísima artillería rival haga de las suyas. Si es capaz de vencer el durísimo escollo cruzazulino, Tecos demostrará que tiene argumentos para pelear dignamente por el título del torneo casero. Los celestes no se han dejado llevar por los interminables elogios recibidos. Contrario a lo que suele acontecer en el medio balompédico, Cruz Azul mantuvo los pies en la tierra, se aceptó como un protagonista de la competencia y trabajó responsablemente para resolver los mínimos detalles que restaban para la puesta a punto. El gran mérito del cuerpo técnico capitalino radica en el privilegio que le da al trabajo colectivo sobre el individual, permitiendo que las figuras resalten, pero siempre en beneficio del conjunto. Queda muy claro, ni César Delgado, ni Fonseca, ni cualquier otra individualidad es más importante que la suma de los once hombres que saltan a la alfombra verde. “Kikín” y el “Chelito” pueden ausentarse sin que el rendimiento general sufra un declive de proporciones considerables. La Máquina es implacable; también inteligente. Frente a los Tigres, la locomotora azul mantuvo la calma, permitió que el contrincante hiciera el gasto y golpeó a base de velocidad y jugadas de táctica fija. Esa exitosa mezcla entre la voracidad de sus hombres y el intelecto cotiza muy alto el color azul. Jugando así, la corona puede estar muy cerca…[mt]

Newsletter MT
Suscríbete a nuestro boletín de noticias deportivas.
No te pierdas
×