Aarón Padilla celebra el triunfo de su hijo con las Águilas

Aarón Padilla Gutiérrez, directivo de los Pumas de la UNAM y padre del delantero del mismo nombre que resultó flamante campeón con el América, aseguró no sentirse tricampeón por el logro del...
 Aarón Padilla Gutiérrez, directivo de los Pumas de la UNAM y padre del delantero del mismo nombre que resultó flamante campeón con el América, aseguró no sentirse tricampeón por el logro del "Gansito", y que las únicas que celebrarán 3 títulos en fila son

MEDIOTIEMPO | Agencias1 de Junio de 2005

Aarón Padilla Gutiérrez, directivo de los Pumas de la UNAM y padre del delantero del mismo nombre que resultó flamante campeón con el América, aseguró no sentirse tricampeón por el logro del "Gansito", y que las únicas que celebrarán 3 títulos en fila son su esposa y su hija.

"No me siento tricampeón porque hay una rivalidad muy grande entre Pumas y América. Quienes sí se sintieron tricampeones fueron mi esposa y mi hija que me apoyan en Pumas y a mi hijo Aarón con América", dijo, Los azulcremas se erigieron como los nuevos campeones del futbol mexicano tras el triunfo 6-3 (7-4, global) en la Final ante los Tecos el pasado fin de semana, para tomar el lugar que los Pumas habían ocupado en los dos torneos anteriores, y donde Aarón padre es Presidente del Consejo Técnico Deportivo.

"La historia de mis títulos (con Pumas) y la historia de mi hijo con América son diferentes, me dio mucho gusto por él porque a principios de la temporada vivieron una situación difícil con la prensa, pero fueron mejorando, sacando los resultados y la verdad es que merecieron la corona porque ganaron jugando bien y con un sistema muy bien definido", comentó el directivo.

Como buen padre, Padilla celebró los 2 goles que su hijo consiguió en el partido de vuelta por el título del futbol nacional, debido a que quería que su primogénito supiera lo que es la obtención de un campeonato.

A pesar del gusto sentido por el pequeño Aarón, el ex jugador universitario habló sobre las diferencias entre los logros obtenidos por él con la UNAM, y el de su hijo con él archirrival.

"Son alegrías muy diferentes que a fin de cuentas te llevan a un camino, que hay una gran satisfacción, una gran alegría y un gran gusto. En Pumas yo estaba muy metido y con un puesto importante y me vi reflejado en el trabajo que se hizo para ganar los títulos y estaba feliz de la vida", apuntó.

"Cuando mi hijo anotó los goles me puse muy contento, con lágrimas porque fue una gran satisfacción para toda mi familia por todo lo que ha sufrido él en el futbol, así que me dio mucha emoción", aseguró Padilla Gutiérrez.

Al tener en el corazón los colores auriazul de la institución que lo vio nacer como jugador, Padilla confesó que jamás imaginó ver a su hijo lograr un título con uno de los rivales más grandes para los universitarios.

"No, nunca lo pensé, pero las cosas se van dando y me dio mucho gusto que llegara a esta institución como América que es muy seria", reconoció el directivo, quien en alguna ocasión vistió los colores azulcremas, al ser requerido como refuerzo por el cuadro de Coapa para un Hexagonal en 1966 en la Ciudad de México.

Sobre la posibilidad de llamar a su hijo para trabajar dentro del equipo que dirige Hugo Sánchez, Padilla aseguró que él nunca impondrá una decisión sobre el cuerpo técnico del conjunto.

"No, yo voy a dejar que tome tradición mi hijo y no voy a ejercer sobre el cuerpo técnico de Pumas para que lleven a "x" o "z" jugador, he sido muy respetuoso en ese aspecto y nunca me he metido para imponer un jugador, si a Hugo se le ocurre llamarlo algún día pues me daría mucho gusto y nada más", concluyó Padilla. 

[ntx][foto: Mexsport]

Newsletter MT
Suscríbete a nuestro boletín de noticias deportivas.
No te pierdas
×