'Chelito' y Pereyra pintaron de blanco a Restrepo y Carmona

Azul, pintado de ¿Blanco?, así salió el mediocampista colombiano John Restrepo al término del entrenamiento del equipo en el Estadio Azul, ya que le vaciaron encima un cubo de pintura blanca.
Azul, pintado de ¿Blanco?, así salió el mediocampista colombiano John Restrepo al término del entrenamiento del equipo en el Estadio Azul, ya que le vaciaron encima un cubo de pintura blanca.
 Azul, pintado de ¿Blanco?, así salió el mediocampista colombiano John Restrepo al término del entrenamiento del equipo en el Estadio Azul, ya que le vaciaron encima un cubo de pintura blanca.

MEDIOTIEMPO | Agencias22 de Agosto de 2005

Azul, pintado de ¿Blanco?, así salió el mediocampista colombiano John Restrepo al término del entrenamiento del equipo en el Estadio Azul, ya que le vaciaron encima un cubo de pintura blanca.

El plantel realizaba sus estiramientos musculares finales tras la práctica realizada este lunes en el Azul cuando de pronto los argentinos César Delgado y Gabriel Pereyra bañaron a Restrepo literalmente con el líquido mencionado.

El jugador cafetero nada pudo hacer ante la ocurrencia de sus compañeros, y entre molesto y sonriente salió de la cancha totalmente pintado de blanco haciéndolo parecer un fantasma que merodeaba por la grama.

La broma parecía buena, pero tanto el "Chelito" como Pereyra se sorprendieron al percatarse de que la pintura que utilizaron era de aceite, pues cuando se lavaron las manos esta no se diluyó como era de esperarse.

Entre los afectados por la acción que realizaron los jugadores argentinos se encontraba también el defensa Salvador Carmona, a quien le llenaron el cabello del mismo esmalte y daba la apariencia de que había envejecido en apenas unos momentos.

El resto de los jugadores junto con los reporteros que cubrieron el entrenamiento quedaron sorprendidos de ver a Restrepo pintado de blanco en su totalidad, quien de inmediato se dirigió al vestidor a desprenderse del uniforme y del liquido.

Restrepo requirió de algunos litros de thiner para poder quedar limpio y sin ninguna mancha, pero para su mala fortuna invadió la zona de vestidores y la sala de conferencias con un olor penetrante que provocó que los reporteros salieran a la cancha a respirar.

De esa forma terminó la broma de Delgado y Pereyra, quienes en lugar de pintar de azul a un azul, como dice la canción, lo pintaron de blanco.  

[ntx][foto: Mexsport]

Newsletter MT
Suscríbete a nuestro boletín de noticias deportivas.
No te pierdas
×