Que Guatemala no se queje de lo que dejaron de hacer: Oswaldo

Oswaldo Sánchez  fue contundente y directo, atendiendo a la infinidad de comentarios que señalan a México como vendido ante los trinitarios de parte de los guatemaltecos.
Oswaldo Sánchez  fue contundente y directo, atendiendo a la infinidad de comentarios que señalan a México como vendido ante los trinitarios de parte de los guatemaltecos.
 Oswaldo Sánchez  fue contundente y directo, atendiendo a la infinidad de comentarios que señalan a México como vendido ante los trinitarios de parte de los guatemaltecos.

Alex Jiménez | MEDIOTIEMPO (corresponsal)Guadalajara, Jalisco. 13 de octubre de 2005

Oswaldo Sánchez  fue contundente y directo, atendiendo a la infinidad de comentarios que señalan a México como vendido ante los trinitarios de parte de los guatemaltecos.

"Los de Guatemala para que se quejan, pobrecitos. Ellos debieron de ganar un punto en cualquier otro partido. Yo creo que todos saben que México hubiera querido ganar, desgraciadamente no se pudo y Trinidad se metió al Repechaje", dijo sin ningún empacho e portero de Chivas y de la Selección Mexicana de Futbol.

Es poco digno depender de terceros para lograr metas, en este caso Guatemala dependía de México y "Guatemala no se puede quejar de algo que ellos mismos dejaron de hacer y lo digo con todo respeto para ellos. (Venderse) En el futbol no existe, eso ni siquiera pensarlo y la verdad no existe".

Guatemala requería que México le ganara o empatara con Trinidad y Tobago, ya que ellos ganando, tal como lo hicieron ante Costa Rica, estarían peleando el Repechaje, cosa que no se dio, ya que México perdió y ahí terminó todo.

"NO HAGAN OLAS"

La derrota de la Selección Mexicana de Futbol ante Trinidad y Tobago por 2-1, en el último partido de la Eliminatoria Mundialista rumbo a Alemania 2006, debe tomarse con calma y no "hacer olas", según expresó el arquero del Rebaño Sagrado, Oswaldo Sánchez.

"No hay que perder de vista que el objetivo se cumplió, que era calificar al Mundial y se hizo con mucho tiempo de antelación. Lo que importaba era calificar y de una manera tranquila y muy clara. Era importante quedar en primer lugar pero por diferencia de goles quedas debajo de Estados Unidos, pero no pasa nada, porque los últimos dos partidos México jugó con gente que quería ver y evaluar para sacar conclusiones respecto a su proceso", dijo.

Habrá quien diga que además de calificar, también se tenía que recobrar la posición de primer lugar, para decir que "somos el Gigante de la zona, pero eso se demuestra en el Mundial, México está dentro y tiene que demostrar que está listo, que ha mejorado mucho el futbol mexicano. Yo tengo mucha fe en este grupo, porque en la Copa Confederaciones demostramos que se le puede ganar a cualquiera", manifestó el arquero rojiblanco, que seguramente será el titular en el Mundial de Alemania.

"GRACIAS CHUY"

José de Jesús Corona mencionó que el puesto titular para el Mundial está seguro con Oswaldo Sánchez y que solamente quedaban dos lugares por pelear, "comentario que le agradezco a Chuy Corona pero creo que nadie tiene su lugar seguro, lo que pienso es que no hay que bajar de nivel, hay que seguir trabajando al máximo porque cada partido del torneo se demuestra en que nivel anda uno".

"Yo creo que nadie tiene el puesto seguro para el Mundial, no hay que confiarse y hay que estar bien metidos en el trabajo, porque ha pasado que en procesos (una vez conseguido el pase al Mundial), el jugador baja el nivel y se queda fuera, por eso pienso que nadie tiene el puesto asegurado", siguió Sánchez Ibarra.

José de Jesús Corona, que tuvo una destacada actuación ante Trinidad y Tobago, mencionó también que respeta la jerarquía del arquero del Rebaño, "lo cual también agradezco. En el partido la verdad fue el más rescatable que tuvo el equipo mexicano, mostró mucha seguridad y estuvo muy bien".

DISPUESTO AL SACRIFICIO

Oswaldo precisó que se muere de ganas de estar en el Mundial, qué no le importa el tiempo que se tengan que concentrar previo a la justa, "porque este será mi tercer Mundial y ojalá me toque jugar. Estar en un Mundial es una experiencia sensacional, increíble y no me importa el tiempo que tenga estar concentrado, si por mí fuera, desde este momento me concentraba".

Por lo pronto, Oswaldo esta concentrado cien por ciento en el partido que tiene su equipo el sábado ante los Rayados del Monterrey, porque sabe a la perfección que una derrota los dejaría al borde de la eliminación y de un fracaso consumado desde la salida de Benjamín Galindo.

[mt][foto: Mexsport]

Newsletter MT
Suscríbete a nuestro boletín de noticias deportivas.
No te pierdas
×