Fue cateada la sede del Juventus por la Policia Hacendaria

La sede de la sociedad futbolística Juventus en Turín fue cateada este jueves por agentes de la Guardia de Finanzas en relación a una indagación por falsedad en balance y fraude fiscal,...
La sede de la sociedad futbolística Juventus en Turín fue cateada este jueves por agentes de la Guardia de Finanzas en relación a una indagación por falsedad en balance y fraude fiscal, confirmaron fuentes de la Procuraduría turinesa.
 La sede de la sociedad futbolística Juventus en Turín fue cateada este jueves por agentes de la Guardia de Finanzas en relación a una indagación por falsedad en balance y fraude fiscal, confirmaron fuentes de la Procuraduría turinesa.

MEDIOTIEMPO | Agencias18 de Mayo del 2006

  • El motivo fue por una falsedad en el balance y fraude fiscal

La sede de la sociedad futbolística Juventus en Turín fue cateada este jueves por agentes de la Guardia de Finanzas en relación a una indagación por falsedad en balance y fraude fiscal, confirmaron fuentes de la Procuraduría turinesa.

Dijeron que también fueron cateadas las casas del ex Director General juventino, Luciano Moggi y del ex Administrador delegado, Antonio Giraudo.

Ambos renunciaron la semana pasada por el escándalo de partidos arreglados y árbitros comprados, que ve a la Juventus como la principal escuadra involucrada.

Según las fuentes, los agentes buscaban documentos relacionados con la investigación abierta por el fiscal turinés, Bruno Tinti, sobre presunta falsedad presupuestal de la Juventus.

Este equipo italiano corre el riesgo no sólo de perder el "scudetto" apenas conquistado, sino también de descender de la Primera División.

El título de la sociedad, cotizado en la bolsa de Valores de Milán, caía cuatro por ciento al inicio de las contrataciones, luego de que en los últimos cuatro días ha sufrido pérdidas que suman más del 40 por ciento de su valor.

En la indagación de la Procuraduría de Nápoles, Moggi aparece como el líder de una cúpula que controlaba arbitrajes y decidía partidos, al punto de que se hipotiza que condicionaba también a la Selección Nacional.

Por ello los magistrados convocaron para interrogar entre este jueves y el viernes al entrenador de la Selección, Marcello Lippi y a su hijo Davide, colaborador de la GEA, la sociedad que representa a jugadores y árbitros.

La hipótesis es que los dos últimos campeonatos de la Primera División han sido un fraude, porque los resultados se decidían por Moggi, quien en días pasados fue interrogado por los magistrados a quienes, entre lágrimas, aseguró sufrir las presiones de "los poderes fuertes".

Pero el Juventus ahora aparece en el banquillo de los acusados también por fraude fiscal y falsedad presupuestal, mientras el miércoles se informó que, además, es indagado por presunto dopaje en algunos de los jugadores.

Se trata de un escándalo que según los expertos podría llevar al desmantelamiento del actual sistema futbolístico italiano, corrompido hasta la médula.

El caso fue destapado luego de que la prensa publicara interceptaciones telefónicas en las que Moggi presionaba para la designación de árbitros.

Otras cuatro procuradurías de otras tantas ciudades italianas indagan diversos capítulos del escándalo futbolístico, como el de apuestas ilegales en las que es investigado, entre otros, el portero de la Selección Nacional, Gianluigi Buffon.

[ntx][foto: EFE]

Newsletter MT
Suscríbete a nuestro boletín de noticias deportivas.
No te pierdas
×