De Santis fue interrogado por la corrupción del futbol italiano

El árbitro Massimo De Santis fue interrogado hoy durante cinco horas por el Fiscal Francesco Saverio Borrelli, encargado de indagar el escándalo de corrupción en el balompié italiano.
El árbitro Massimo De Santis fue interrogado hoy durante cinco horas por el Fiscal Francesco Saverio Borrelli, encargado de indagar el escándalo de corrupción en el balompié italiano.
 El árbitro Massimo De Santis fue interrogado hoy durante cinco horas por el Fiscal Francesco Saverio Borrelli, encargado de indagar el escándalo de corrupción en el balompié italiano.

MEDIOTIEMPO | Agencias7 de Junio del 2006

  • Lamentó haber quedado fuera del Mundial de Alemania

El árbitro Massimo De Santis fue interrogado hoy durante cinco horas por el Fiscal Francesco Saverio Borrelli, encargado de indagar el escándalo de corrupción en el balompié italiano.

De Santis, considerado en el centro de la red creada por el ex Director de Juventus, Luciano Moggi, para amañar partidos y "comprar" árbitros, aseguró a la prensa, al término de la sesión, que la misma se desarrolló en un clima "de disponibilidad".

"El Mundial me lo merecía, me lo había ganado en el campo", dijo a la prensa en relación a su suspensión de Alemania 2006 a causa de su relación con el escándalo que ha envuelto al futbol en las últimas semanas.

De Santis, indagado por la Procuraduría de Nápoles luego de que se difundieron conversaciones telefónicas que lo vinculaban con la red de corrupción de Moggi, se presentó al interrogatorio acompañado por su abogada Silvia Morescanti.

"Estamos contentos de haber dicho nuestra versión de los hechos, o sea, la verdad", declaró Morescanti.

Asimismo, fueron interrogados los árbitros Gianluca Paparesta, Paolo Bertini, Salvatore Racalbuto y Marco Gabriele, además del guardalínea Aniello Di Mauro que tras abandonar la oficina del fiscal prefirieron no hacer declaraciones a la prensa.

Borrelli, conocido por haber encabezado el equipo de magistrados que a inicios de la década de los 90 ejecutó la operación anticorrupción "Manos Limpias", que hizo caer a la Primera República, deberá presentar la próxima semana un informe sobre el caso.

En tanto, los ex entrenadores de Roma, Luigi Del Neri y Luigi Di Biaggio fueron interrogados como testigos sobre el caso en una comisaría de la policía de Roma.

También fue llamado a cuentas el comisario extraordinario de la FIGC, Guido Rossi, pero en relación a otro proceso: el de la fallida escalada lanzada por el financiero Stefanno Ricucci (actualmente en prisión) contra el grupo RCS, propietario del diario Corriere della Sera.

[ntx][foto: EFE]

Newsletter MT
Suscríbete a nuestro boletín de noticias deportivas.
No te pierdas
×