Pereyra quedó dolido por no jugar ante el América

No es el mismo Gabriel Pereyra que hablaba con la mirada levantada y siempre con una sonrisa. El semblante del mediocampista ha cambiado porque dejó de ser un jugador indiscutible en la alineación...
 No es el mismo Gabriel Pereyra que hablaba con la mirada levantada y siempre con una sonrisa. El semblante del mediocampista ha cambiado porque dejó de ser un jugador indiscutible en la alineación de La Máquina, y sobre todo porque se perdió el partido qu

Sergio Guzmán | MEDIOTIEMPOMéxico, Distrito Federal. 20 de Septiembre de 2006

  • Dice que apoya al técnico Isaac Mizrahi

No es el mismo Gabriel Pereyra que hablaba con la mirada levantada y siempre con una sonrisa. El semblante del mediocampista ha cambiado porque dejó de ser un jugador indiscutible en la alineación de La Máquina, y sobre todo porque se perdió el partido que más ganas tenía de jugar: ante el América.

Pereyra tuvo que ver desde la banca cómo su equipo era superado por las Águilas por séptima ocasión consecutiva.

"Me sentí muy frustrado, me sentí muy mal anímicamente, sentí impotencia al no poder hacer nada para que el equipo revirtiera esa situación, pero son cosas que ya lo hablé con el técnico (Isaac Mizrahi) y entiendo también que soy parte de un grupo, por ahí él ve que algún otro jugador le podría brindar algo más al equipo, entonces voy a trabajar duro para que sea yo el que tenga la confianza del técnico.

"Tenía muchas ganas de jugar, son partidos que yo no me quiero perder, yo sí declaré que tenía muchísimas ganas de jugar, muchísimas...", comentó Pereyra con la cabeza agachada,

Es evidente su molestia por estar fuera del gusto del entrenador, pero prefiere ofrecer palabras de respaldo hacia Mizrahi.

"Yo soy parte del grupo que el técnico puede elegir para jugar o no. Y el grupo está muy unido, el grupo se siente muy identificado con este cuerpo técnico y vamos a tratar de defendernos todos: cuerpo técnico, dirigentes y jugadores dentro del campo de juego.

"No sé quién ponga en duda la continuidad de Isaac, acá se está a cuatro puntos de los líderes de nuestro grupo, sí se perdieron partidos importantes porque yo también lo veo así, yo sé que el América es el rival a vencer de Cruz Azul, lo entiendo así y me duele mucho perder, pero no hay que desviar el objetivo que es ser campeón y todavía tenemos posibilidades y no nos vamos a desviar de ese camino", expresó.

Pereyra consideró que ya llegó la hora de que los jugadores de La Máquina disputen los partidos con más corazón en lugar de jugar “bonito”.

"Sí tenemos que mejorar, sí tenemos que ganar y jugar bien, pero todavía tenemos muchísimas posibilidades y no nos hemos desviado del camino de ir por el campeonato. Yo creo que es el momento de jugar con el corazón, ya van a venir partidos donde uno se va a poder lucir. Para volver a agarrar confianza, para volver a creer en el equipo debemos dejar el alma y el cuerpo en el terreno de juego, no creo que sea solamente hacer una buena jugada o hacer el mejor del torneo sino trabajar el partido los 90 minutos, mencionó.

[mt][foto: Sergio Guzmán]

Newsletter MT
Suscríbete a nuestro boletín de noticias deportivas.
No te pierdas
×