Hacen magia directivos con quejas de árbitros, Padilla seguirá

En la tarde la decisión era tajante: los árbitros no pitarían los partidos del fin de semana en las tres Divisiones profesionales si Aarón Padilla no era cesado como su titular, pero al final...
En la tarde la decisión era tajante: los árbitros no pitarían los partidos del fin de semana en las tres Divisiones profesionales si Aarón Padilla no era cesado como su titular, pero al final todas las quejas desaparecieron por arte de magia.
 En la tarde la decisión era tajante: los árbitros no pitarían los partidos del fin de semana en las tres Divisiones profesionales si Aarón Padilla no era cesado como su titular, pero al final todas las quejas desaparecieron por arte de magia.

MEDIOTIEMPO | Agencias10 de Noviembre de 2006

  • “Llegó a muy buenos términos todo": Padilla

En la tarde la decisión era tajante: los árbitros no pitarían los partidos del fin de semana en las tres Divisiones profesionales si Aarón Padilla no era cesado como su titular, pero al final todas las quejas desaparecieron por arte de magia.

Tras siete horas y media de negociaciones entre los silbantes, encabezados por los nazarenos con gafete internacional de FIFA, por un lado, y Justino Compeán, Presidente de la Federación Mexicana de Futbol, y Decio de María, Secretario General del organismo, quienes debieron llegar a reforzar a Aarón Padilla, el conflicto se resolvió con varios acuerdos pero muchas dudas.

Aparte de confirmarse la continuidad de Aarón Padilla en la Presidencia de la Comisión de Arbitraje, se tocó el tema de quitar el sorteo en las designaciones para cada Jornada en el Máximo Circuito, punto que Justino Compeán prometió se analizará a fondo, pero seguirá por acuerdo de Asamblea hasta que concluya el Torneo Apertura 2006.

Lo que sí se canceló fue la concentración especial de elementos que se había planeado de cara a la Liguilla, misma que arrancaría a partir del próximo lunes 13 del presente.

Aproximadamente a la 1:30 de la madrugada, las puertas del Centro de Capacitación fueron abiertas para una rueda de prensa que, tras los acontecimientos previos, fue lo más similar a una farsa, donde los "actores" sonrieron de dientes para afuera y aseguraron que "fueron resueltas todas las inquietudes que existían" en el gremio previo a este negociación obligada.

Cuando se esperaba se aclararan las razones de la exigencia del gremio arbitral por destituir a su recientemente nombrado titular, el propio Aarón Padilla, así como Armando Archundia en voz del gremio y en específico de los silbantes con gafete de FIFA, y el jerarca de la FMF, Justino Compeán, comentaron que todo se resolvió en buen término.

Desde el ingreso al auditorio donde se reunieron árbitros y directivos se sintió un ambiente denso, una elevada temperatura, los rostros serios de una gran cantidad de silbantes de varias Divisiones, mientras el jerarca del organismo se colocaba el saco como si recién hubiese concluido una complicada y larga negociación.

Padilla fue lanzado al ruedo por el propio Compeán, para que fuera él quien informara a qué acuerdos habían llegado ambas partes. Lejos de serenidad, su rostro transmitía todavía los estragos de la postura arbitral de pedir su destitución, cuando apenas asumió el cargo el pasado 29 de Septiembre.

De entrada afirmó que desconocía la existencia de un pliego petitorio donde "sus" pupilos exigían su cabeza para dirigir los partidos de este fin de semana, en particular los correspondientes a la Fecha 17 del Torneo Apertura 2006 del Máximo Circuito, donde se definirá al resto de equipos que buscarán el título, pero cayó en contradicciones.

"Yo no conozco el documento. Platicamos en muy buenos términos y desconozco lo que estoy viendo ahorita. Yo no tengo ese papel, no llegó a mis manos, pero se leyó punto por punto y cada uno lo íbamos discutiendo, platicando y todo, y repito que llegó a muy buenos términos todo", señaló con rostro adusto en la conferencia.

Aseveró también que "parecerá muy extraño, pero afortunadamente estamos en muy buenos términos y siento que vamos a sumar para hacer bien las cosas y eso de lo que hablan (la exigencia de su salida) las desconozco, para mí fue una novedad llegar y ver a tanta gente aquí".

En torno a la presencia de Compeán Palacios y de Decio de María en el lugar, negó que se debiera a arreglar la situación o suavizar el enojo de los árbitros y asistentes y quiso reducirlo a una visita para resolver dudas que tenían dentro de su trabajo.

"Ellos tenían inquietudes y querían que se las despejara el Presidente de la Federación, yo me comuniqué con él y se presentó de muy buena gana y habló de las inquietudes que tenían los miembros de la Comisión", manifestó Padilla.

Nervioso en su hablar, como autopresionado para no equivocarse en sus respuestas, buscó la ayuda de un colaborador al preguntársele sobre si conocía a Antonio Lascurain, quien por la tarde habría sido quien entregó a la prensa el pliego petitorio donde se exigía su salida para dar paso a que un ex árbitro tomara el mando.

"Sí lo conozco, él iba a estar en estos días, le íbamos a hacer un contrato pero no se había llevado a cabo, él tiene un acercamiento con la Comisión desde hace aproximadamente dos años", dijo de quien más tarde fue reconocido como el encargado de llevar estadísticas de los silbantes.

[ntx][foto: Mexsport]

Newsletter MT
Suscríbete a nuestro boletín de noticias deportivas.
No te pierdas
×