Cabañas, sin amor por Jaguares; América goleó en casa

Tantos y tan caros y para que ni los utilice. Aún con sólo un extranjero de inicio, las Águilas del América se lograron imponer a los Jaguares de Chiapas en la romántica Jornada 5 del Clausura...
 Tantos y tan caros y para que ni los utilice. Aún con sólo un extranjero de inicio, las Águilas del América se lograron imponer a los Jaguares de Chiapas en la romántica Jornada 5 del Clausura 2007, por 4-1.

Sergio Álvarez Reiset | MEDIOTIEMPOEstadio Azteca, 14 de Febrero de 2007

  • José Antonio Castro se fue expulsado

Tantos y tan caros y para que ni los utilice. Aún con sólo un extranjero de inicio, las Águilas del América se lograron imponer a los Jaguares de Chiapas en la romántica Jornada 5 del Clausura 2007, por 4-1.

Salvador Cabañas, ex jugador de Jaguares, marcó dos a su ex equipo y el otro par corrió a cargo del defensa Óscar Rojas, pese a que Nelson Cuevas erró un tiro penal.

Así, las Águilas sumaron dos victorias consecutivas, mientras que Jaguares suman una sola victoria en cinco jornadas disputadas. PRIMER TIEMPO

El primer tiempo entre las Águilas y Jaguares fue casi tan desangelado como la nula asistencia que se dio cita en el Estadio Azteca. Y es que fueron escasas las llegadas de peligro de ambas escuadras, aunque con un ligero dominio del cuadro local.

Y no es que el equipo chiapaneco haya estado escaso de productividad ofensiva, sino que, aunque novel, la defensa de las Águilas tuvo hasta ese momento un papel bueno, pese a las bajas de sus titulares Ricardo Rojas y Duilio Davino.

De hecho, fue casi imperceptible el ingreso de Rodrigo Iñigo, quien debutó la semana anterior ante Veracruz y en esta ocasión nuevamente fue parte del cuadro titular con un buen desempeño, acompañado de Diego Cervantes e Ismael Rodríguez, con Castro y Rojas como laterales. El primer tanto del encuentro llegó con una "falta de respeto" del paraguayo Salvador Cabañas para su ex equipo, toda vez que cobró un tiro libre apenas al minuto 15 de acción y gracias a la que barrera se abrió, pero sobre todo a que Javier Cámpora desvió el esférico para que el "Gato" Ortiz se quedara sin oportunidad de atajar el esférico. SEGUNDO TIEMPO

Para desgracia de Luis Fernando Tena, estratega de las Águilas del América, una baja más se ha sumado a su plantel, ya que casi al arranque del complemento tuvo que salir por lesión José Antonio Castro, quien fue sustituido por Carlos Infante.

Este último fue el jugador que más desentonó del cuadro americanista, ya que al menos en dos ocasiones no pudo contener los desbordes de los laterales chiapanecos y fue Diego Cervantes quien llegó para hacerle el quite.

De hecho, la única ocasión que Infante ha participado con el primer equipo en el presente torneo, fue en el juego anterior ante Veracruz, sólo cinco minutos.

Futbolísticamente no cabe duda de que también se requiere de fortuna para obtener resultados positivos. Y es que dos de los cuatro goles del América fueron desviados por jugadores rivales, lo que dificultó la labor de Ortiz para detener los tiros que eran aparentemente fáciles.

Si bien ya había mostrado su calidad y su buen desborde en el primer tanto al minuto 72 cuando aprovechó centro de Cuauhtémoc Blanco, 10 minutos más tarde logró marcar un segundo tanto gracias a un tiro de media distancia que fue desviado por Walter Fretes.

El otro tanto que restaba corrió a cargo de Salvador Cabañas, con un pase bombeado muy similar al que le puso a Rojas.

Por lo anterior, queda claro que el "amor" que en algún momento tuvo el paraguayo Cabañas por los Jaguares, desapareció este día del amor y la amistad, donde también demostró que está entregando su corazón a las Águilas.

Y cuando el encuentro agonizaba, todavía las Águilas se dieron el lujo de fallar un tiro penal por conducto de Nelson Cuevas, a quien le atajaron su disparo en la base del poste izquierdo.

La rotación y dosificación de jugadores parece que no le está costando trabajo a Luis Fernando Tena, quien logró sumar su segunda victoria consecutiva y la siguiente semana deberá viajar a Ecuador para encarar un duelo de Copa Libertadores ante El Nacional de aquel país. EL ARBITRAJE

El arbitraje de Paul Delgadillo no dio de qué hablar, pese a la roja directa que le mostró a Tomás Campos, quien no suele ser un jugador que se caracterice por ser violento.

[mt][foto: C. Palma/MEXSPORT]

Newsletter MT
Suscríbete a nuestro boletín de noticias deportivas.
No te pierdas
×