Éxodo Chiva al DF

Antes de la media noche era un reducido grupo, después, poco a poco, comenzaron a llegar en grupos importantes, nutridos, todos listos, cantando y alentando a la distancia al equipo de sus amores.
 Antes de la media noche era un reducido grupo, después, poco a poco, comenzaron a llegar en grupos importantes, nutridos, todos listos, cantando y alentando a la distancia al equipo de sus amores.

José Anguiano | MEDIOTIEMPO (corresponsal)Guadalajara, Jalisco. Domingo 18 de Marzo de 2007

  • Sólo de Guadalajara, se calculan 25 camiones camino al DF
  • Se reunirán en el Monumento a la Revolución

Antes de la media noche era un reducido grupo, después, poco a poco, comenzaron a llegar en grupos importantes, nutridos, todos listos, cantando y alentando a la distancia al equipo de sus amores.

Con los bombos y los trapos, afinando las gargantas, todos estaban listos –y desesperados, pues los líderes de La Irreverente tardaron en llegar a la cita-, pero a final de cuentas, partieron a su tierra prometida, que esta vez era el Estadio Azteca.

Salieron en dos grupos, cada barra se organizó, pero en total cerca de 800 aficionados del Guadalajara se reunieron, tanto en la Fuente Olímpica –a algunos kilómetros del Estadio Jalisco- como en la Glorieta de la Normal, de donde partieron la Legión 1908 y La Estirpe, otras de las barras del Guadalajara.

Llamó la atención que en el punto de reunión cercano al Estadio Jalisco aparecía la custodia policial, y no es para menos, pues se trataba de evitar algún enfrentamiento con aficionados de Atlas, quienes venían encendidos, pues muchos se sentían robados tras el empate ante Santos.

De La Irreverente partieron cerca de 400 integrantes, mientras que 200 aficionados más de la Legión y La Estirpe Sagrada, más 200 más de la Porra Popular y demás grupos de animación; todos ellos tomaron la carretera rumbo al DF.

Se supone que la mañana de este domingo, se encontrarán con sus homólogos barristas del DF en el Monumento a la Revolución, donde llevan a cabo todo tipo de rituales, teniendo como el más curioso y llamativo "la quema de la güila", que es como le llaman a un ritual muy similar al que realizan, una noche antes, aficionados al Poli y la UNAM cuando se enfrentan en el futbol americano y que consiste en quemar a una piñata en forma de águila, denotando un odio que traspasa lo deportivo.

En números redondos, se estima que de Guadalajara, solo de barristas, salieron rumbo a la capital un número aproximado de 16 autobuses más los que acumularon las porras, con lo cual se espera una cifra cercana a los 25 camiones, más los que lleguen al Coloso de Santa Úrsula desde otras partes del país.

[mt][foto: José Anguiano/MEDIOTIEMPO]

Newsletter MT
Suscríbete a nuestro boletín de noticias deportivas.
No te pierdas
×