Pereyra piensa sólo en Atlante y cierra capítulo con La Máquina

Por un año, Gabriel Pereyra le dará carpetazo a la etapa que vivió con La Máquina de la Cruz Azul. Cerrará todos los recuerdos buenos, los malos y el más difícil, la eliminación de la Liguilla del...
 Por un año, Gabriel Pereyra le dará carpetazo a la etapa que vivió con La Máquina de la Cruz Azul. Cerrará todos los recuerdos buenos, los malos y el más difícil, la eliminación de la Liguilla del Clausura 2007 debido a la alineación indebida de su compañ

Karina Xicotencatl | MEDIOTIEMPOCiudad de México, 18 de Junio de 2007

  • Siente coraje por la manera en que quedaron fuera de la Liguilla

Por un año, Gabriel Pereyra le dará carpetazo a la etapa que vivió con La Máquina de la Cruz Azul. Cerrará todos los recuerdos buenos, los malos y el más difícil, la eliminación de la Liguilla del Clausura 2007 debido a la alineación indebida de su compañero de equipo, Salvador Carmona.

Al terminar la práctica de este día en el Centro de Alto Rendimiento y bajo una intensa lluvia, el "Místico" Pereyra reconoció que no hay rencores hacia el ex jugador ya que le conoce y sabe que algún día la verdad del caso de doping y la descalificación de Cruz Azul saldrá a la luz pública.

La espinita que se quedó clavada fue el hecho de no haber disputado la vuelta de Semifinales ante los Tuzos de Pachuca, duelo al que habrían llegado con una desventaja de 3-1.

"Mi coraje (con Cruz Azul) es porque perdimos el primer partido y no tuvimos la posibilidad de poder defendernos dentro del campo de juego (en el duelo de vuelta). Teníamos mucha vergüenza deportiva tras haber perdido y queríamos plasmarla en el juego, creíamos que era posible darle la vuelta al resultado con el potencial que tenía el equipo que había, pero ya no fue así, eso fue lo que más me dolió.

"Yo confío mucho en Salvador, él es mi amigo y en verdad que Dios quiera que algún día se pueda defender y pueda decir lo que piensa y lo que la gente no sabe", señaló el jugador.

Pereyra aseguró que está agradecida con la Directiva cementera y con la atlantista por darle la oportunidad de seguir trabajando en México, y a pesar de que no conoce la ciudad Cancún, tiene la mejor disposición para adaptarse a las nuevas condiciones, todo para corresponder a manos llenas a quien le abrió la puerta en los Potros de Hierro.

"Quiero recuperar mi nivel, estoy tranquilo y confío en mis condiciones. Quería venir a Atlante para demostrar el porqué desde hace tres años estoy en México. Estar aquí será de nuevo volver a trabajar desde las bases, de aprovechar la oportunidad de estar en una institución de prestigio.

"Este club se ha quedado en la orilla de la Liguilla, pero le pusieron muchas ganas, son chicos que trabajan mucho y con humildad, así que el compromiso es darle alegría a toda la gente que confía en Atlante. Hoy  estoy listo para poder aceptar todo lo que viene, en Cruz Azul ya me pasaron viarias cosas y tengo espalda para soportar lo que venga y simplemente quiero que las cosas salgan bien", compartió el atlantista.

[mt][foto: R.Ascencio/MEXSPORT]

Newsletter MT
Suscríbete a nuestro boletín de noticias deportivas.
No te pierdas
×