Vive River Plate crisis sin campeonato y con escándalos

El club River Plate, el segundo más popular de Argentina, vive una de las mayores crisis de su historia ante la carencia de Títulos, una dirigencia cuestionada y los violentos y mafiosos...
 El club River Plate, el segundo más popular de Argentina, vive una de las mayores crisis de su historia ante la carencia de Títulos, una dirigencia cuestionada y los violentos y mafiosos enfrentamientos de sus hinchas.

MEDIOTIEMPO | Agencias11 de Agosto de 2007

  • El equipo tiene el 30 por ciento de los fanáticos argentinos 

El club River Plate, el segundo más popular de Argentina, vive una de las mayores crisis de su historia ante la carencia de Títulos, una dirigencia cuestionada y los violentos y mafiosos enfrentamientos de sus hinchas.

Esta semana, el equipo rojiblanco que es idolatrado por el 30 por ciento de los fanáticos argentinos del futbol -según todas las encuestas- volvió a ser noticia por hechos extrafutbolísticos y no por algún destacado hecho deportivo.

En este caso fue una tragedia, ya que Martín Gonzalo Acro, un joven que formaba parte de los grupos que se disputan el manejo de la porra de River, fue baleado el martes y murió después de horas de agonía.

Su sepelio se llevó a cabo el viernes y sólo sirvió para evidenciar la fuerte pelea que existe entre quienes intentan controlar la "barra brava" de River, llamada "Los borrachos del tablón", pues hubo enfrentamientos entre ellos y un grupo des periodistas.

La justicia tuvo que intervenir y citó como imputados del crimen a los hermanos Alan y William Schlenker, quienes manejan a una hinchada que extorsiona a dirigentes y futbolistas para conseguir empleos, entradas y viajes al extranjero para ver los partidos del equipo.

"La pelea es por el dominio de la barra, pero creo que esto no es el resorte más importante que ha hecho saltar por los aires todo lo que ocurre en River, sino que es el dinero que hay en juego", advirtió el prestigiado periodista Víctor Hugo Morales.

"Los borrachos del tablón se han vuelto célebres de una manera triste y hay que tomarlos como ejemplo de lo que no se debe hacer en un club y lo que no se debe hacer en el manejo de la violencia en el fútbol", afirmó, por su parte, el periodista Martín Castilla.

El escándalo renovó las exigencias para que el Presidente de River Plate, José María Aguilar, renuncie a un cargo que comenzó a ocupar en 2001 y que ha marcado una de las etapas más oscuras para el club.

Desde entonces, los riverplatenses sólo ganaron tres Torneos locales, el último de ellos hace ya tres años, mientras que vieron como su acérrimo rival, Boca Juniors, acumulaba Campeonatos Nacionales e Internacionales.

Con miras al Torneo Apertura 2007 que comenzó hace apenas una semana, el propio entrenador Daniel Pasarella hizo patente su inconformidad con la integración del equipo. Y es que tanto River como Boca Juniors están siempre obligados a ganar.

El problema es que mientras este año los xeneizes se alzaron con su sexta Copa Libertadores y se convirtieron en favoritos para el Apertura, River se ganó más planas por el alcoholismo de su estrella Ariel "el Burrito" Ortega y los pleitos de su hinchada.

Ya en Febrero el club había sido sancionado por una pelea que hubo entre Los borrachos del tablón y que reveló los acuerdos irregulares aceptados por Aguilar, para proteger a los hinchas violentos.

Es tanta la presión, que el partido que mañana deben disputar ante Newell´s en la segunda fecha del campeonato local estuvo a punto de ser suspendido, ante el riesgo de que haya nuevos ajustes de cuentas entre hinchas.

[ntx][Foto: Mexsport]

Newsletter MT
Suscríbete a nuestro boletín de noticias deportivas.
No te pierdas
×