Tarde de reconocimientos y goles en el Jalisco

La alegría de este negocio, sin duda, la traen los goles. Chivas y Jaguares los hicieron y la concurrencia disfrutó un encuentro vibrante y con anotaciones en los dos arcos.
La alegría de este negocio, sin duda, la traen los goles. Chivas y Jaguares los hicieron y la concurrencia disfrutó un encuentro vibrante y con anotaciones en los dos arcos.
 La alegría de este negocio, sin duda, la traen los goles. Chivas y Jaguares los hicieron y la concurrencia disfrutó un encuentro vibrante y con anotaciones en los dos arcos.

Juan Téllez | MEDIOTIEMPO (Corresponsal)Estadio Jalisco. 10 de Noviembre de 2007

  • La gente coreó al "Bofo"

La alegría de este negocio, sin duda, la traen los goles. Chivas y Jaguares los hicieron y la concurrencia disfrutó un encuentro vibrante y con anotaciones en los dos arcos.

Sólo los escépticos tenían dudas. El regreso del "Bofo" al Jalisco no podía ser de otra manera, y no fue de otra manera.

Ese romance inconcluso entre Adolfo Bautista y los rojiblancos se volvió a manifestar sobre el césped del coso de la Calzada Independencia.

Cuando el sonido local presentó al "Bofo", un alud de aplausos bajó de las gradas al terreno de juego. El reconocimiento para el ex de Chivas fue muy cálido, la gente no lo olvida y saben que el último título conseguido en Diciembre pasado, Bautista fue pieza importante.

Otro de los homenajeados que trajo esta tarde fue Ramón Morales, a quien su Directiva le entregó una placa en conmemoración de sus 400 partidos en Primera División, por cierto, el Capitán Morales festejó a lo grande con un gol. Morales decretó el empate a dos goles. Para el de La Piedad, Michoacán, fue festejo completo.

Antes del medio tiempo la gente ya estaba bien recompensada. Los que pagaron su boleto, fueron premiados con siete goles y un partido emotivo en el Jalisco, los de Chivas sufrían para no ser quintos y los Jaguares porque querían un triunfo, pero hasta la primera mitad los aficionados al futbol eran los que salían ganando.

El intermedio llegó justo para que los excitados aficionados tuvieran 15 minutos de remanso. Fueron muchas las emociones y el complemento prometía más y más goles.

Para ser el juego que le ponía el telón ala temporada regular no podía estar mejor la situación.

Si Ramoncito hizo su gol, para que la noche terminara plena para los homenajeados, sólo faltaba que el “Bofo” hiciera su tanto.

Así fue, el guanajuatense se les diluyó a los marcadores y con un tiro a ras de césped anotaba la octava anotación del encuentro.

El marcador era tan raro, nueve goles. Chivas ganaba y retomaba la ventaja. La afición estaba vuelta loca. Como si en la cancha estuviera el Maestro de Galapagar, José Tomás, se coreaban los olés con estruendo y los jugadores respondían a la entrega de la afición.

Al final la felicidad se quedó en Jalisco. Los rojiblancos festejaban su triunfo y su cuarto lugar general; lo cierto es que en algunos lapsos del partido los puso en aprietos el equipo de René Isidoro García, lo que tiene que analizar el Rebaño es que este equipo que puso en aprietos ya estaba eliminado y no estará en la Liguilla.

Cuando el partido estaba por concluir, los agradecidos seguidores de los locales, despidieron en medio un fuerte grito "olé, olé, olé ';Bofo';, ';Bofo';, olé olé, olé ';Bofo';, ';Bofo';", mientras que el ex técnico y algún directivo lo dejaron libre, muchos seguidores, por no decir que todos, extrañan a Bautista.

[mt][foto: R. Ruiz/MEXSPORT]

Newsletter MT
Suscríbete a nuestro boletín de noticias deportivas.
No te pierdas
×