Chivas 1 - 0 Atlante

CHIVAS FUE MEJOR, PERO GANÓ AL POTRO CON PENAL DE OBSEQUIO
 CHIVAS FUE MEJOR, PERO GANÓ AL POTRO CON PENAL DE OBSEQUIO

CHIVAS FUE MEJOR, PERO GANÓ AL POTRO CON PENAL DE OBSEQUIO

Alberto Ramos | MEDIOTIEMPOEstadio Jalisco, 28 de Noviembre ante una buena entrada pero que no llegó al lleno

  • Arredondo fue cruzado por su Asistente y decretó el penal de la diferencia
  • Chivas abrumó al Atlante en el cierre
  • Los Potros dieron un buen primer tiempo y nunca dejaron de pelear

En un emocionante partido, las Chivas terminaron abrumando al Atlante pero ganaron 1-0 gracias a un penal inexistente marcado por Germán Arredondo a una pésima recomendación de su Asistente 1.

El partido tuvo un equilibrado primer tiempo, pero en la segunda mitad el Rebaño fue mejor, sobre todo después de la polémica anotación que convirtió Ramón Morales desde los once pasos. Pese a que el marcador pudo haber sido mucho más amplio para Chivas, la verdad es que los Potros estuvieron a punto de empatar sobre el cierre cuando Maldonado abanicó en el área chica lo que parecía el 1-1.

Lo que es un hecho es que todas las miradas estaban sobre Germán Arredondo debido a que fue designado para este duelo a pesar del serio antecedente de aquellos Cuartos de Final en el 2004 cuando la serie acabó con la eliminación de los azulgrana... y Germán, erró.

Atlante sale furioso por el penal en contra, pero respira luego de haber aguantado la avalancha del Rebaño en el cierre del juego y con este resultado, le bastará con cualquier triunfo en casa el próximo sábado para clasificar a la Final.

EL PARTIDO

Chivas salió a presionar con todo, intentando tomar dormido al Potro y rápidamente logró tres o cuatro arribos importantes al área atlantista aunque sin terminar en remate a puerta. El Rebaño tocaba rápido y entraba por las bandas con gran velocidad.

Sin embargo, Atlante que aguantó con categoría la velocidad local en los primeros minutos, fue el primero en tocar la puerta y bastante fuerte. Fue Giancarlo al minuto 6, el que le dejó claro al Rebaño el potencial ofensivo equino cuando tomó la pelota en tres cuartos de cancha, recortó y se acomodó para sacar un impresionante disparo que superó a Michel pero se estrelló con violencia en el travesaño a la izquierda del arquero tapatío.

Ese disparo fue clave, pues sirvió para recordarle a Chivas que no podía irse tan alegremente al ataque y para relajar a los Potros que comenzaron a jugar con mayor solvencia, metiendo las acciones en un ir y venir constante aunque siempre con un ligero dominio tapatío. La lluvia se hizo presente en el Jalisco de forma sorpresiva, pero sólo fue un chubasco que duró unos 10 minutos y dejó en paz a los involucrados en esta Semifinal.

El Guadalajara tuvo su primera gran opción al 21’ cuando Alberto Medina entró perfecto al área por izquierda, desbordando hasta línea de fondo para sacar un centro que le quedó un poco incómodo a Sergio Ávila que sólo en el área, tuvo que recurrir a una bolea incómoda y voló la pelota.

El partido se trabajó por parte de ambos equipos, había arribos, pero el real peligro se fue controlando. Al 25’, disparo de Pereyra desde el borde del área por izquierda que se va un poco arriba del arco. En tanto, Chivas tuvo una buena al 34'; con el que fue su mejor hombre, el "Venado" Medina quien sacó un buen centro por derecha para Omar Bravo, que ganó por arriba pero en el choque ya no puede mandar el balón más que a dos metros del arco.

El segundo tiempo empezó con nuevos ímpetus rojiblancos. Las Chivas comenzaron a llegar nuevamente con buena frecuencia y Atlante ya no salía tanto; ahora la presión del Rebaño fue de menos a más, al contrario del primer tiempo donde fue de más a menos. Al minuto 54’, Omar Bravo entró al área por la derecha y al sentir el brazo de Mustafá tocando el suyo se tiró al suelo en un clavado artero; de forma increíble el Asistente 1 marcó la falta y metió en un lío al Árbitro Central Germán Arredondo que avaló aparente titubeante, la marcación de su bandera.

En medio de una fuerte molestia entre los azulgrana, Ramón Morales cobró y convirtió en gol para el 1-0, en una jugada que en lugar de ser el gol que definió el partido, debió haber sido segunda amarilla para Omar Bravo quien incluso ya estaba todo nervioso reclamando en el césped.

Atlante se calentó unos minutos pero se metió pronto al juego. Al 61’, Pereyra respondió por los Potros con un cabezazo ante el arco que para su mala fortuna salió a las manos de Michel. Parecía que la visita metería seria presión, pero la realidad fue que Chivas no lo dejó revivir y en cambio, el Rebaño apretó de tal forma que debió haber logrado una buena ventaja de dos o tres goles.

Un factor que pesó en la zaga azulgrana fue la lesión de Fernando López quien se tironeó y acabó dejando el campo al 65’ y el Profe Cruz aprovechó para meter a Alain Nkong. Sin embargo, la zaga del Atlante no se pudo reacomodar y comenzó a sufrir ante la velocidad de los locales, saliendo bien librados de milagro. Alberto Medina estaba imparable y ya Chivas comenzaba a encimar totalmente. Sin embargo, al 69’, un balón que no había podido despejar Mejía fue prendido por Pereyra pero el propio "Chore" la rozó de nuevo y el esférico pasó a milímetros del travesaño en lo que parecía la igualada equina.

Las llegadas de Chivas en los últimos 20 minutos fueron muchas. Al 71’, Clemente Ovalle sacó milagrosamente con el pie un balón recentado por el "Maza" que Magallón estaba a punto de mandar a las redes, al 74’, Magallón quedó solo ante el arco en una mala salida en línea de los Potros, pero no atinó a definir y con mucho dramatismo y luego de tres rebotes ante el arco, Vilar atrapó la pelota en una jugada en la que se cantaba el segundo gol chiva.

Lo que pudo ser uno de los goles más bellos del torneo acabó en sólo un alarido cuando al 84’, con una gran jugada Arellano arrancó a velocidad e hizo un recorte tremendo en la esquina derecha del área para sacar un disparo con efecto que estuvo a milímetros de ser un golazo impresionante, pero la pelota se estrelló en el poste a la derecha de Vilar.

Al 85’, "Venado" en otro contragolpe, hizo una jugada similar a la de Arellano pero por la izquierda y con su disparo rechazado por Carevic. Y al 88’, de nuevo Medina llegó por derecha gracias a gran pared con Bravo luego de un resbalón de Mustafá, pero cuando ya había sacado a Vilar, su disparo fue suave y despejado por Ovalle en el área chica. Por si fuera poco, al 89’ en el enésimo buen centro del "Venado", Magallón cabeceó directo al travesaño.

El cierre fue espectacular, Chivas arrollaba, pero Atlante sabía de su poderío ofensivo y cazaba una jugada que les diera el empate. Al 90, un disparo de Giancarlo en un tiro libre desde 25 metros pasó arribita del arco pero al 90+2 el Jalisco se quedó mudo cuando un centro raso del "Hobbit" fue abanicado en el área chica por Giancarlo.

El partido acabó, no sin antes otro centro que Vilar vio pasar sobre la línea de gol, con Chivas sacando una ventaja que parece corta y una nueva polémica arbitral que afectó a los Potros.

ARBITRAJE

Malo de Germán Arredondo que iba aceptablemente bien hasta que su Asistente 1 le marcó un penal inexistente que él avaló. La jugada fue un claro clavado de Omar Bravo que merecía la segunda amarilla para el atacante chiva, pero gracias al descuido arbitral, significó el gol de la diferencia en el partido. Por ahí, también perdonó una amarilla a Mustafá por una falta en la media luna.

[mt][foto: R.Ruiz/MEXSPORT]

Newsletter MT
Suscríbete a nuestro boletín de noticias deportivas.
No te pierdas
×