Domina Dorados en 2007, pero pierde dos finales

Dorados de Culiacán fue el equipo más dominante durante 2007, pues culminó en la primera posición en el torneo Clausura y tercero del Apertura, donde llegó a ambas finales y también peleó por el...
Dorados de Culiacán fue el equipo más dominante durante 2007, pues culminó en la primera posición en el torneo Clausura y tercero del Apertura, donde llegó a ambas finales y también peleó por el ascenso, aunque perdió dos de ellas.
 Dorados de Culiacán fue el equipo más dominante durante 2007, pues culminó en la primera posición en el torneo Clausura y tercero del Apertura, donde llegó a ambas finales y también peleó por el ascenso, aunque perdió dos de ellas.

MEDIOTIEMPO | Agencias21 de Diciembre de 2007

  • Llega a tres finales pero pierde dos, incluida la del ascenso
  • Gana Clausura, pero Ciudad Juárez lo vapulea 7-0 en Apertura

Dorados de Culiacán fue el equipo más dominante durante 2007, pues culminó en la primera posición en el torneo Clausura y tercero del Apertura, donde llegó a ambas finales y también peleó por el ascenso, aunque perdió dos de ellas.

Con el uruguayo Hugo Fernández en la dirección técnica, en la primera mitad del año no sólo impuso marca de puntos con 40, producto de 13 victorias y un empate, a cambio de tres descalabros, sino que se metió hasta la disputa por el título además de pelear por regresar al máximo circuito, donde militó de 2004 a 2006.

Ya en la fase Final del Clausura 2008 los "culichis" debieron enfrentar a Coatzacoalcos, mientras las demás series fueron Puebla-Pumas Morelos, Celaya-Real Colima y Cruz Azul Hidalgo- León.

Los sinaloenses debieron aprovechar su mejor posición en la tabla para superar a su rival, pues después de vencer a domicilio 1-0 a Tiburones Rojos cayeron 1-2 en casa en la "vuelta" para un 2-2 global.

Camoteros, monarca defensor y que buscaba ganar de forma directa su ascenso, eliminó a Pumas Morelos, que había calificado por primera ocasión a Liguilla con global 4-3, luego de vencerlo 3-2 a domicilio y solventar un 1-1 en el estadio Cuauhtémoc en la vuelta el domingo 6 de Mayo.

Real Colima siguió avante sin necesidad de visitar a Celaya en el segundo compromiso tras igualar 2-2 en la "ida", pues el rival cometió un error garrafal porque colocó en el campo al volante Fabián Mares, quien estaba suspendido y por alineación indebida quedó marginado de la competencia.

Y en la otra llave, de donde surgió el rival de Dorados para la Final del Clausura, León hizo lo impensable porque tras perder 1-3 en el Estadio Nou Camp en la ida, goleó 3-0 a domicilio a Cruz Azul Hidalgo para avanzar a Semifinales, situación que al final costó el puesto al estratega de los celestes Carlos Ayala.

Esmeraldas se midió entonces al conjunto de La Franja en la antesala al duelo por el título y tras una ventaja de 2-0 en la ida ante su afición manejó el choque de vuelta en el estadio Cuauhtémoc, que terminó 3-3 para un 5-3 acumulado, mientras Culiacán superó por 1-0 global a Real Colima.

La Final de ida se disputó en el estadio Nou Camp la noche del miércoles 16 de mayo y la ventaja de León de 3-1 parecía suficiente para que los del Bajío se alzaran con el campeonato y volvieran a enfrentar a Puebla, ahora en la final por el ascenso.

Las anotaciones del encuentro fueron marcadas por Bardo Fierros a los 20 minutos, el brasileño Sandro Sotilli (31) y Diego Andrei Mejía (53), por Esmeraldas, mientras el argentino Carlos Casartelli, hizo el tanto de los sinaloenses (74) y tras ser su máximo artillero en la fase regular se fue expulsado (83).

Pero Dorados se levantó de la lona ante su afición el sábado 19 en el Estadio Banorte con una victoria 4-1, gracias a la actuación que tuvieron Tomás Banda y Carlos Hurtado en sus llegadas por las bandas para desquiciar a la zaga poblana.

Mario Padilla a los 23 y 47 minutos, el brasileño Lucas Silva de pena máxima (56) y Rafael Gaytán (61), fueron autores de las anotaciones de los auriazules.

El brasileño Sandro Sotilli dio vida momentánea a la escuadra de Sergio Bueno con su tanto a los 50 minutos que colocó el global  3-4 favorable, aunque el final fue 5-4 para los "culichis".

Ese triunfo dio derecho al cuadro de Culiacán a disputar la Final por el Ascenso frente a Puebla, campeón del Apertura 2006, pero esta segunda Final consecutiva no logró ser ganada por el conjunto dirigido por el uruguayo Hugo Fernández, y los de la Angelópolis retornaron al máximo circuito en medio de algunas controversias.

En la segunda parte del año, en el Apertura 2007, León y la Universidad Autónoma de Tamaulipas libraron una carrera parejera por el liderato general, mismo que fue ganado al final por Esmeraldas, mientras Culiacán culminó en tercer puesto, seguido por Lobos BUAP, que calificó por primera vez en 11 torneos en Primera "A".

Mauricio Romero, atacante mexicano de León, se erigió como monarca de los artilleros con 14 dianas, lo cual consiguó por segunda vez en su trayectoria en este circuito, luego que en el Torneo Apertura 2005 lo hizo con 16 tantos con el desaparecido Coyotes de Sonora.

También ingresaron a la pelea por el título Ciudad Juárez, Atlético Mexiquense, Académicos y Tijuana, quinto al octavo clasificados y salvo Indios, los otros quedaron fuera en la serie de Cuartos de Final.

León dejó fuera a Tijuana con un 4-0 global, Correcaminos avanzó gracias a su mejor diferencia en la tabla tras igualar al cabo de 180 minutos ante Atlético Mexiquense, Culiacán 4-1 a Académicos y Lobos BUAP fue superado por Ciudad Juárez 3-4.

Ya en Semifinales, el cuadro culichi siguió con vida al imponerse 1-0 global a la Universidad Autónoma de Tamaulipas, choque marcado por una serie de incidentes.

La noche previa al partido decisivo, el viernes 7 de Diciembre, un comando evacuó a los integrantes de Dorados de su hotel de concentración en Ciudad Victoria con el argumento de que había una bomba en el edificio, lo cual no fue verdadero.

Y luego de concluido el choque de vuelta se dio un zafarrancho entre integrantes de ambos cuadros, aparte que el auxiliar técnico de los tamaulipecos, Narciso Ramírez, agredió al estratega de Dorados, el uruguayo Hugo Fernández, ante lo cual el primero recibió sanción de seis meses y el timonel de seis juegos.

La otra Semifinal no estuvo exenta de violencia, porque Ciudad Juárez desquició con su orden al máximo favorito al título, León, y lo marginó de la búsqueda por el título aunque León había sido la segunda ofensiva más contundente del certamen con 35 tantos.

Julio Daniel Frías marcó de forma solitaria en la ida (35), mientras el capitán Edwin Santibáñez adelantó en la vuelta (23) y Mauricio Romero emparejó el segundo partido (38).

Aunque Juan Carlos Franco de los fronterizos fue expulsado por el silbante José Abramo Lira (37), los de casa fueron incapaces de empatar el global, derrota que ocasionó la ira de los aficionados locales, quienes invadieron la cancha del Nou Camp, sólo para hacer destrozos y casi cercar a ambos cuadros a la salida.

Todo esto provocó que la Comisión Disciplinaria de la FMF aplicara una sanción de tres partidos de veto a este escenario mundialista, con lo cual las primeras seis fechas del Clausura 2008 León no tendrá el factor de la localía a su favor.

La Final se veía pareja, con un Ciudad Juárez muy ordenado y un Culiacán con ataque fuerte. Indios salió decidido a tomar una ventaja decisiva en el primer capítulo de la final y lo consiguió gracias a la goleada 3-0 con anotaciones de Julio Daniel Frías (8), un autogol de Margarito González (12) y del uruguayo Nicolás Sebastián Maz (55), en juego que dirigió Hugo León Guajardo.

Roberto García Orozco, quien ya había conducido el partido de ida de la final del Torneo Clausura 2007 entre Dorados y León, recibió ahora la oportunidad de conducir el encuentro decisivo del Apertura 2007.

La losa que trajo encima Culiacán fue aprovechada por el visitante, que terminó por aplastar 4-0 (global 7-0) para llevarse el título con la mayor diferencia histórica de una final en la división de ascenso.

El resultado generó la molestia del público que empezó a abandonar el estadio Banorte a los 20 minutos del complemento.

Un error del zaguero Sergio Quiroz al no despejar un balón en su zona a los seis minutos permitió al uruguayo Sebastián Maz marcar el primer tanto del choque de vuelta para presionar más a los culichis, que no hallaron como superar al rival y en su afán de irse al frente a hacer más decoroso el revés cedieron espacios.

El defensa Gilberto Erick Martínez (62), el Capitán Edwin Santibáñez (72) y el charrúa Sebastián Maz (87) cerraron el "baile" de Indios a Dorados, que así perdió su segunda de tres finales que disputó en 2007.

En cambio, el equipo de Sergio Orduña aseguró su derecho a pelear por el ascenso a la Primera División Nacional, contra el conjunto que resulte monarca del Torneo Clausura 2008.

[ntx][foto: Mexsport]

Newsletter MT
Suscríbete a nuestro boletín de noticias deportivas.
No te pierdas
×