Piden en el América sentido común a la Disciplinaria

Apostando al sentido común del organismo, la Directiva de las Águilas del América apeló a la Comisión Disciplinaria la suspensión que impuso por seis juegos a tres de sus jugadores.
Apostando al sentido común del organismo, la Directiva de las Águilas del América apeló a la Comisión Disciplinaria la suspensión que impuso por seis juegos a tres de sus jugadores.
 Apostando al sentido común del organismo, la Directiva de las Águilas del América apeló a la Comisión Disciplinaria la suspensión que impuso por seis juegos a tres de sus jugadores.

Sergio Álvarez Reiset | MEDIOTIEMPOCiudad de México, 19 de Marzo de 2008

  • "El castigo nos parece exagerado"

Apostando al sentido común del organismo, la Directiva de las Águilas del América apeló a la Comisión Disciplinaria la suspensión que impuso por seis juegos a tres de sus jugadores.

Pedro Portilla, Vicepresidente del club de Coapa, explicó este miércoles que para argumentar su apelación enviaron un video en el que se evidencia que ningún jugador, tanto de América como de Cruz Azul, intentaron agredirse entre sí.

El pasado domingo, al finalizar el juego entre Cruz Azul y América, los jugadores Miguel Sabah y Diego Cervantes comenzaron una riña en la terminaron involucrados varios elementos de ambos equipos, situación por la que la Comisión Disciplinaria suspendió por seis juegos a los americanista Juan Carlos Mosqueda, Óscar Rojas y Hermilo Villegas, así como a Sabah y Nicolás Vigneri.

"El castigo nos parece exagerado, lo que hemos revisado en todo momento en los videos, creo firmemente que los jugadores de los dos equipos mantienen la calma, no hay en ningún momento la intención de agredir, de lastimar a algún compañero, hay algunos empujones, algunos manotazos, algunos tropezones accidentales, es algo que yo no calificaría como una bronca, es algo que calificaría como un conato".

"Después de cinco segundos de estos empujones, manotazos, caídas, entran en calma todos los jugadores con la intención de separarse y con base en eso sí nos parece exagerado que se planteen seis partidos de suspensión", mencionó Portilla.

Debido a que el reglamento no especifica lo que es una riña, la cual se debe de castigar con seis juegos, el directivo solicitó a la Disciplinaria que diferencia entre un conato en el que hubo manotazos a una trifulca en la que pudo haber lesionados.

"Se le está dando una interpretación textual al reglamento que habla de que un jugador o un individuo que participe en una riña colectiva se le dan seis partidos. Yo creo que aquí no se puede catalogar un manotazo o un empujón (como) descalabrar a un contrario a patadas en el piso. Se habla de riña pero el reglamento no define qué es una riña", detalló.

El directivo aclaró que en su recurso de inconformidad no solicitaron que se sancione a más jugadores de Cruz Azul, ni siquiera al Preparador Físico Gonzalo Barreiro, quien agredió por la espalda al portero Armando Navarrete.

"Nosotros ya enviamos un documento con nuestros motivos y enviamos un video para mostrar las imágenes. Tenemos mucha confianza en que la Comisión Disciplinaria tendrá sentido común y aplicará un juicio a este sentido".

"En la apelación que hicimos llegar a la Comisión Disciplinaria no estamos pidiendo que se castigue a ningún jugador adicional de Cruz Azul, simplemente pidiendo que se reduzca drásticamente los partidos de suspensión a nuestros jugadores", dijo.

Aunque reconoció que la Directiva ya habló con sus jugadores sobre lo ocurrido, Portilla no quiso informar si es que la multa por suspensión la pagarán los jugadores involucrados o el club.

[mt][foto: Mexsport]

Newsletter MT
Suscríbete a nuestro boletín de noticias deportivas.
No te pierdas
×