Necaxa 1 - 2 Santos

EL RAYO CAMBIÓ, PROPUSO PERO PERDIÓ CON UN SANTOS CALCULADOR
EL RAYO CAMBIÓ, PROPUSO PERO PERDIÓ CON UN SANTOS CALCULADOR
 EL RAYO CAMBIÓ, PROPUSO PERO PERDIÓ CON UN SANTOS CALCULADOR

EL RAYO CAMBIÓ, PROPUSO PERO PERDIÓ CON UN SANTOS CALCULADOR

Alberto Ramos | MEDIOTIEMPOEstadio Victoria, 15 de Mayo de 2008 ante una buena entrada

  • Los laguneros tendrían que perder por dos en la vuelta para quedar fuera
  • Barbosa salió lastimado por imprudente barrida de Vuoso

Necaxa atacó, jugó proponiendo, tuvo la pelota y jugó en campo rival, pero en una especie de "cambio de cuerpo", Santos le anotó un gol tempranero, jugó a aguantar 70 minutos, pero apretó los últimos 20 para llevarse el triunfo 1-2 que lo pone a un pie de la fiesta grande.

El juego fue parejo, con mucha pelea en el medio campo y un desarrollo sorpresivo. Quedó claro que Santos no quería que por ningún motivo le pasara lo mismo que en la Liguilla pasada cuando Pumas le ganó en la ida de Semis y los laguneros ya no pudieron reponerse. Así, Daniel Guzmán paró a su equipo con mesura, paciente y buscando, ante todo, no perder el duelo de ida.

De esta forma, los Rayos tendrían que ganar por dos goles en el estadio Corona el próximo domingo, para poder echar a Santos, el segundo general, que por cierto, sólo ha perdido un juego como local en los últimos dos torneos.

EL PARTIDO

El juego arrancó parejito, con Necaxa intentando adelantar líneas y tomar la pelota para no quedar a merced del excelente momento de Santos. Y lo consiguió el local, pues los laguneros se agruparon bien en el medio campo y no tuvieron esa frecuencia ofensiva que ostentaron durante todo el torneo.

Sin embargo, la gran calidad que tiene Santos al frente, hizo que a la primera oportunidad abrieran el marcador. Fue un tiro libre unos ocho metros fuera del área que Ludueña cobró impecable, con potencia y a un metro del ángulo, aprovechando que el "Gato" Ortiz se cargó mucho sobre su derecha y cuando quiso llegar al balón, pese a recorrer muy bien no llegó a la pelota. Un golazo y 0-1 al 6';.

El juego no cambió, con el gol de ventaja, Santos no tuvo empacho en seguir trabando el juego en el medio campo, complicándole a los Rayos el generar jugadas de peligro. Tanto así que la primera grande de Necaxa llegó al 32'; cuando  Ángel Reyna entró al área por izquierda tras peinada de Rodallega, pero perdió en el mano a mano con Oswaldo. Sin embargo, sería un presagio del gol del empate.

Fue en un corner que se igualó el marcador. Al 35’, Reyna cobró pasado desde la izquierda exacto para la cabeza de Rodallega que le ganó a su marcador y remató ante arco abierto, pues Oswaldo había quedado lejos de la acción. El 1-1.

Los Rayos eran ligeramente mejores. Intentaban ir al frente, pero les costaba generar. Al 42'; un tiro centro de Fernando López desde la izquierda que no alcanzó a rematar Rodallega, siguió su camino hacia el arco y exigió a Oswaldo que la sacó con un gran manotazo.

Necaxa despidió el primer tiempo con un jugadón, la tocaron rápido en una triangulación que dejó a Rodallega con ventaja en la derecha del área, pero este intentó un nuevo pase en lugar de definir y todo quedó en una bonita acción y no en gol.

Para la parte complementaria las cosas siguieron igual. Viendo los antecedentes del torneo, resultaba extraño que Necaxa tuviera la pelota, jugara tocando en campo rival y en tanto, Santos se limitara a agruparse bien en propio terreno, con muy poca participación de "Lorito", Arce y Ludueña en la generación de futbol. Tal vez los laguneros tenían en la cabeza que no les sucediera lo mismo que la Liguilla.

Sin embargo, el primer aviso del complemento corrió a cargo de los laguneros cuando el "Guti" Estrada sacó un gran disparo lejano que por poco sorprende al "Gato" Ortiz al 50’, pero el portero eléctrico reaccionó y la sacó del ángulo.

Ante el cierre de espacios, los Rayos respondieron de la misma forma cuando Rodallega le pegó de lejos, raso y potente. La pelota iba dando peligrosos botes, por lo que Oswaldo mandó a corner con algunos apuros.

Los Rayos continuaban su pelea contra el dispositivo defensivo de Santos. Tocaban la pelota de un lado a otro pero el cambio de ritmo en el último tercio no alcanzaba a ser preciso. Sin embargo, sufrieron un duro golpe cuando en una barrida terriblemente imprudente, Vuoso le cayó encima a Fabiano y lo sacó del campo con riesgo de una lesión importante. No hubo intención de Vicente Matías, pero sí una imprudencia reprochable.

Conforme fue pasando el tiempo y Necaxa se quedaba al borde de crear real peligro, Santos buscó adelantar un poco sus líneas y por poco les da un rápido fruto. Al 75';, Juan Pablo Rodríguez se zafó de su zona de marca y desbordó por izquierda; había quedado solo ante Ortiz obligándolo a achicarle y ahí le puso tres cuartos de gol a Edgar Castillo, pero el habilidoso "Chicano" no pudo hacer buen contacto y ante arco abierto, rebanó la pelota y la mandó por un costado.

Pero Santos, que había tenido la paciencia para aguantar a Necaxa 70 minutos, sabía que en la recta final podía encontrar el triunfo con la calidad de sus hombres y los constantes arribos de Rodríguez y Jiménez. Así, al minuto 85’, en una jugada confusa la pelota le cayó a Luis Omar Hernández en su área y el defensa necaxista se hizo un lío, quiso recortar en lugar de despejar y acabó regalándole el esférico al "Lorito" Jiménez que quedó solito ante el arco y ante la salida de Ortiz, cuchareó la pelota para mandarla a guardar pese a la angustiante chilena de Marvin Cabrera. El 1-2 para Santos.

Curioso, Necaxa en este arranque de la Liguilla jugó partido proponiendo, fue mejor y tuvo la pelota, pero pese a que Santos no tuvo la frecuencia ofensiva que se esperaba, apretó los últimos 20 minutos se llevó la victoria con la gran calidad de su ataque.

Todavía Necaxa fue por el empate, pero lo más cercano que consiguió fue al 87’, cuando Rodallega cobró un tiro libre de buena forma, pero la pelota pasó apenas arribita del ángulo a la derecha de Oswaldo.

ARBITRAJE

Bueno de Marco Antonio Rodríguez, quien controló algunos conatos de bronca con tarjetas oportunas. Por ahí queda la duda de si la imprudente barrida de Vuoso merecía algo más que la amonestación.

[mt][foto: I.Ortiz/MEXSPORT]

Newsletter MT
Suscríbete a nuestro boletín de noticias deportivas.
No te pierdas
×