Chivas tuvo un entrenamiento Irreverente en Verde Valle

Marco Fabián bailaba y aplaudía. Javier Hernández movía las caderas, mientras que Ramón Morales, a ritmo de los tambores que llevó la Barra Irreverente, metía soberbios goles de tiro libre.
 Marco Fabián bailaba y aplaudía. Javier Hernández movía las caderas, mientras que Ramón Morales, a ritmo de los tambores que llevó la Barra Irreverente, metía soberbios goles de tiro libre.

Alejandro R. Jiménez | MEDIOTIEMPO (Corresponsal)Zapopan, Jalisco. 16 de Mayo de 2008

  • La Barra Irreverente acudió al entrenamiento para apoyar a su equipo

Marco Fabián bailaba y aplaudía. Javier Hernández movía las caderas, mientras que Ramón Morales, a ritmo de los tambores que llevó la Barra Irreverente, metía soberbios goles de tiro libre.

Y es que la Barra Irreverente acudió al trabajo que realizó el Rebaño Sagrado en la cancha Fausto Prieto, para apoyar a su equipo con cantos, brincos, bailes y demás. El apoyo fue durante todo el trabajo que hizo el equipo, lo cual agradó al equipo, pues fue un día diferente.

Gonzalo Pineda estaba contento al ver el apoyo de los más de 200 personas que acudieron a Verde Valle. El "Negro" Omar Esparza no dejaba de sonreír y la barra no dejaba de cantar.

El equipo de seguridad del club Guadalajara fue insuficiente, trataban de contener a la barra, que lo único que hacía era cantar, bailar y brincar, y esto último era lo que la seguridad interna no quería, para evitar cualquier problema.

Fue un día diferente en Verde Valle, donde Chivas cerró su preparación para enfrentar a Monterrey mañana por la noche, en el Estadio Jalisco, donde tratarán de remontar la desventaja de cuatro goles a uno.

[mt][foto: Mexsport]

Newsletter MT
Suscríbete a nuestro boletín de noticias deportivas.
No te pierdas
×