El 'Negro' Medina salió ovacionado por la Fiel

Juan Carlos Medina, volante del América, regresó al Estadio Jalisco y enfrentó por primera ocasión al Atlas, equipo que lo vio nacer como futbolista y al que defendió por más de cinco años.
 Juan Carlos Medina, volante del América, regresó al Estadio Jalisco y enfrentó por primera ocasión al Atlas, equipo que lo vio nacer como futbolista y al que defendió por más de cinco años.  (Foto: Refugio Ruiz, Notimex)

Rigoberto J. Esquivel | MEDIOTIEMPO (Corresponsal)Estadio Jalisco. 27 de Agosto de 2008

  • Se fue agradecido con el gesto de la afición rojinegra

Juan Carlos Medina, volante del América, regresó al Estadio Jalisco y enfrentó por primera ocasión al Atlas, equipo que lo vio nacer como futbolista y al que defendió por más de cinco años.

Con una actuación buena a secas, el ahora americanista aportó para el empate a un gol que consiguió su equipo ante los rojinegros.

A pesar de que cuando se escuchó su nombre en el sonido local hubo gente que lo aplaudió, al momento de tocar su primer balón fue evidente el abucheo generalizado hacia su persona.

Por su posición el "Negro" tenía casi siempre enfrente de él a Eduardo Rergis; ya sea para marcarlo u ofender, el volante americanista se topaba con el carrilero de los Zorros.

Durante los primeros minutos del encuentro Juan Carlos platicaba constantemente con Germán Villa, "Gringo" Castro y Enrique Vera.

Justo de los botines de Medina Alonso se inició la primera anotación del encuentro. Tras una combinación con José Antonio Castro, éste centró para el remate contundente de Enrique Esqueda. Al momento del festejo, el de Torreón, Coahuila felicitó al "Gringo" Castro por su excelente servicio.

Casi arrancando la segunda mitad el "Negro" por poco pone el 2-0 a favor de los de Coapa. Llegando de atrás y con la pelota a su merced, el volante azulcrema se colocó frente a Jorge Bava, pero su tiro lo estrelló en la humanidad del arquero uruguayo.

En el gol de Hugo Ayala al minuto 65, Juan Carlos sólo miró a lo lejos el festejo rojinegro y alentó a sus compañeros para buscar el segundo tanto de su equipo. Medina era el encargado de cobrar cualquier pelota a balón parado, y a doce minutos del final en un tiro libre directo sacó un susto a su ex equipo pues su disparo se fue apenas por un costado. 

Tras el silbatazo final, la Barra 51 lo despidió con el grito de: "Ole, ole, ole, oleee, Negro, Negro", gesto que agradeció el futbolista señalando con su dedo que los lleva en el corazón. Luego de abrazarse con sus ex compañeros, Juan Carlos intercambió su camiseta con el "Recodo" Valdez.

[mt][foto: R. Ruiz/MEXSPORT][r/anor]

Newsletter MT
Suscríbete a nuestro boletín de noticias deportivas.
No te pierdas
×