Hiber Ruiz admitió que el torneo de Monterrey fue un fracaso

Cuando Hiber Ruiz salió del Puebla y llegó como refuerzo a Monterrey se ilusionó con un equipo protagonista y con aspiraciones de conseguir el título. El jugador había vivido el sufrimiento de...
Cuando Hiber Ruiz salió del Puebla y llegó como refuerzo a Monterrey se 
ilusionó con un equipo protagonista y con aspiraciones de conseguir el título. 
El jugador había vivido el sufrimiento de pelear el descenso con el equipo de La 
Franja y supuso e
 Cuando Hiber Ruiz salió del Puebla y llegó como refuerzo a Monterrey se ilusionó con un equipo protagonista y con aspiraciones de conseguir el título. El jugador había vivido el sufrimiento de pelear el descenso con el equipo de La Franja y supuso e  (Foto: Notimex, )

Jaime Luna | MEDIOTIEMPO (Corresponsal)Monterrey, Nuevo León. 10 de Noviembre del 2008

  • Considera jugador rayado que es un torneo para el olvido

Cuando Hiber Ruiz salió del Puebla y llegó como refuerzo a Monterrey se ilusionó con un equipo protagonista y con aspiraciones de conseguir el título. El jugador había vivido el sufrimiento de pelear el descenso con el equipo de La Franja y supuso entrar a la gloria al enterarse de su cambio a Rayados.

Lamentablemente, el mediocampista se encontró con un estratega confundido en sus ideas, con un plantel sin rumbo y finalmente eliminado de la Liguilla. Hiber encontró las palabras perfectas para describir el torneo rayado: "que podemos decir, fue un fracaso total".

-¿Decepcionado?- "Mucho, porque quedamos a deber. No estuvimos a la altura, tuvimos muchos altibajos, en mi caso muchas lesiones, estamos en deuda con el entrenador, con la Directiva, con la afición; esperemos en Dios que el día de mañana se reviertan las cosas", dijo resignado.

El futbolista espera quedarse en Monterrey para buscar una revancha personal y con el conjunto regiomontano, "no se pudo hacer nada y bueno, hay que hacer conciencia de lo que se hizo, y auto analizarse cada quien de lo que hizo bien o mal. No se dieron las cosas, así es esto y bueno, hay revanchas.

"Esperemos en Dios que se den pronto, y de esto (fracaso) darle vuelta a la página. Creo que después de la tempestad vendrá la calma, por ahora la realidad es esta y hay que verlo de la mejor manera”.  “Si es aquí (con Rayados), bienvenido, y si no, esto continúa y hay que seguir adelante; analizar qué hicimos o dejamos de hacer y esperar el día de mañana", mencionó.

Aunque desea continuar con La Pandilla, Hiber no encuentra argumentos sólidos para mantenerse en el equipo, al afirmar que no cumplió como refuerzo, "es como lo dije en entrevistas anteriores, aquí es de resultados. Creo que todo mundo se quiere ver aquí el próximo torneo, pues esto es de revanchas, pero hay que ser conscientes que no hicimos lo debido.

“Como refuerzos no estuvimos a la altura de un equipo grande. Hay que verlo por ese lado, y si Dios quiere estemos aquí, trataremos de hacer lo mejor y buscar esa revancha, y si no, pues donde estemos ya que esto continúa.

"Entonces no puedo decir si me veo o no me veo. Todos queremos estar en un equipo de Primera División, y si es aquí, pues es un buen club que te abre las puertas y te da todo. Esperamos estar, y si no, pues donde estemos", dijo.

-¿Qué te faltó como refuerzo?- "Quizá me faltó ser más consciente o inteligente. Los números están ahí y esa es la realidad. Quedamos a deber, nos trajeron para dar resultados y no hubo resultados, qué puedo decir", se sinceró.  PREOCUPA TABLA PORCENTUAL

Hiber explicó que el plantel rayado debe estar consciente que el triunfo es el único resultado que importa frente a Pumas, en el cierre del torneo, porque si bien ya no tienen nada qué pelear, el tema del descenso es una situación que preocupa al equipo.

"Cada partido hay que tomarlo como si fuera el último, porque tomando ese tema del descenso no sabes si el día de mañana estarás en Primera División. Me sucedió así con Puebla en el torneo anterior, que no podíamos ni dormir.

"Lamentablemente no se dieron las cosas (en Rayados) y también fue sufrido. El equipo no estuvo a la altura o nosotros no nos comportamos como tal. Por momentos el equipo tuvo idea futbolística, se trabajó con lo que quería el entrenador.

"Era un equipo para mayores cosas, pero fuimos vulnerables o pecamos en nuestros propios errores y eso fue lo que nos mató", declaró.

[mt][foto: Mexsport][r/apva]

No te pierdas