Lo bizarro del futbol en plena Final

Justo donde Cruz Azul y Toluca se enfrentarán buscando una corona, la gente puede perderse, dejar salir su verdadero yo, esa identidad secreta que pocos conocen pero que el futbol le permite...
Justo donde Cruz Azul y Toluca se enfrentarán buscando una corona, la gente puede perderse, dejar salir su verdadero yo, esa identidad secreta que pocos conocen pero que el futbol le permite sacar. Como en un mundo paralelo, la afición se deja llevar por
 Justo donde Cruz Azul y Toluca se enfrentarán buscando una corona, la gente puede perderse, dejar salir su verdadero yo, esa identidad secreta que pocos conocen pero que el futbol le permite sacar. Como en un mundo paralelo, la afición se deja llevar por  (Foto: Agustín Cuevas, )

Diana Pérez | MEDIOTIEMPOEstadio Azul, 11 de diciembre de 2008

  • A las afueras de la casa de La Máquina todo puede suceder

Justo donde Cruz Azul y Toluca se enfrentarán buscando una corona, la gente puede perderse, dejar salir su verdadero yo, esa identidad secreta que pocos conocen pero que el futbol le permite sacar. Como en un mundo paralelo, la afición se deja llevar por la magia del balompié.A las afueras del Estadio Azul todo se puede encontrar, desde un concurso de actuación donde el aficionado en unos minutos pasa de la tristeza por ver perder a su equipo a la alegría por verlo anotar un gol; todo por ganarse una playera de La Máquina. La fila para actuar parece interminable, la verdadera vocación de los seguidores celestes sale a la luz.O no falta aquel que por ganarse unos pesos se pone la playera de los celestes, un bote colgado al cuello y comienza a realizar dominadas sin cesar mientras porta un letrero que pide una moneda por el pequeño espectáculo permanente que realiza.Entonces también aparecen los que se sienten animadores profesionales y con gorros pintorescos alientan a los que están a su alrededor, claro siempre y cuando las cervezas hayan hecho su trabajo sobre el individuo.Pero el colmo aparece justo en el medio campo del terreno de juego cuando las boinas rojas aparecen bailando en la cancha, pues las pobres por no tener cuerpos esculturales difícilmente son tomadas por los profesionales de la lente, que justo en ese momento se concentraron para fotografía a las modelos de las cervecerías y marcas de celular.[mt][foto: A. Cuevas/MEDIOTIEMPO][r/edsag]

No te pierdas