¿Seguirá el rojo profundo?

Después del 2-0 del jueves, el Toluca ve cerca la Liga, pero el trofeo aún no está en sus vitrinas. Y bien hará en tener absoluta conciencia de ello, cuando salga el domingo para enfrentar a un...
Después del 2-0 del jueves, el Toluca ve cerca la Liga, pero el trofeo aún no 
está en sus vitrinas. Y bien hará en tener absoluta conciencia de ello, cuando 
salga el domingo para enfrentar a un Cruz Azul gravemente herido, pero no muerto 
todavía.
 Después del 2-0 del jueves, el Toluca ve cerca la Liga, pero el trofeo aún no está en sus vitrinas. Y bien hará en tener absoluta conciencia de ello, cuando salga el domingo para enfrentar a un Cruz Azul gravemente herido, pero no muerto todavía.  (Foto: Notimex)

Alfredo Naime Padua | MEDIOTIEMPO13 de Diciembre de 2008

  • Para el domingo hay ventaja pero nada está decidido

Después del 2-0 del jueves, el Toluca ve cerca la Liga, pero el trofeo aún no está en sus vitrinas. Y bien hará en tener absoluta conciencia de ello, cuando salga el domingo para enfrentar a un Cruz Azul gravemente herido, pero no muerto todavía.

Para que el Diablo levante su novena Copa, Hernán deberá seguir "en Cristante"; Ponce, defender con la misma concentración que muestra cuando ataca; Da Silva, seguir entregando su solvencia en rojo (aunque algunos zopilotes ya quieren que piense en amarillo); Dueñas, no "colgarse" de algún rival en los linderos del área, porque suele pasarle; y Manolo de la Torre, repetir el perfecto partido que ofreció ante Santos ocho días antes.

Romagnoli e Israel, aplicar la misma fórmula, si tú sales yo me quedo, para tener llegada, pero también seguridad; Sinha, seguir de "titiritero", manejando los hilos y ritmos del partido, metiendo además servicios de gol; y el joven Calderón, pesar de nuevo en la Bombonera -como contra Santos- porque muy poco lo hizo en el Azul.

Finalmente, Carlitos Esquivel, completar por fin sus jugadas, porque tienen planteo y desarrollo, pero bajo índice de culminación; y Mancilla -con todo y el reconocimiento a su cetro de goleo- olvidarse de su estigma de pecho-frío, para matarse en la finalísima, que con el título en la mano no volverá a regañarlo el "Chepo".

Si en lo individual Toluca hace eso -además de todo lo que por oficio cumple como conjunto- de todas formas deberá esperar a aquello que le oponga Cruz Azul. Y es de esa colisión (de esa tensión de fuerzas, de ese duelo de calidades, temperamentos y estilos) que nacen las grandes batallas que conocemos como Finales. Faltan muy pocas horas para vivir una extraordinariamente interesante y que, al menos hasta este momento, está pintada de rojo; de rojo profundo.

[mt][foto: Mexsport][r/wago]

No te pierdas