No aflojar, ni bajar los brazos: Omar Arellano

La cita es a las 12:50 pm a unos pasos del restaurante y llegó puntual. La comida era a las 13:00 horas y justo el tiempo necesario para hablar del presente de la figura del Rebaño.
La cita es a las 12:50 pm a unos pasos del restaurante y llegó puntual. La comida era a las 13:00 horas y justo el tiempo necesario para hablar del presente de la figura del Rebaño.
 La cita es a las 12:50 pm a unos pasos del restaurante y llegó puntual. La comida era a las 13:00 horas y justo el tiempo necesario para hablar del presente de la figura del Rebaño.

Juan Téllez | MEDIOTIEMPO (Enviado)Manzanillo, Colima. 17 de Diciembre de 2008

  • Espera la llegada de su padre

La cita es a las 12:50 pm a unos pasos del restaurante y llegó puntual. La comida era a las 13:00 horas y justo el tiempo necesario para hablar del presente de la figura del Rebaño.

Omar Arellano Riverón está cansado, pero no pone cara de estarlo; más bien parece estar serio, la realidad es que el jugador de Chivas está trabajando a doble turno con miras a la temporada regular, y el cansancio es el común denominador de los elementos de Chivas, pero eso queda de lado, cuando el tema es buscar la consolidación.

"Creo que me falta el último paso, ese último momento donde no debo de aflojar y debo ser más constante y estoy consciente de que habrá más responsabilidad y ahora que venga mi padre, y este torneo habrá más compromiso por lo que mostré el campeonato pasado y tengo que estar consciente de todo estoy y me gustan esos retos y me gusta este tipo de situaciones".

En los últimos seis meses, el atacante de los rojiblancos dejó con la boca abierta a gran parte de la opinión pública, provocó pasiones y de a poco se encamina a la cima tapatía, por eso señaló que no se puede bajar la intensidad.

"He mejorado bastante en muchas cosas, como el último toque y no perder la pelota tan fácil y sólo es mantenerme y seguir por el mismo canal, no aflojar, no bajar los brazos en ningún momento y confiarse mucho menos".

Omar tiene metas en lo inmediato y una es ser el máximo anotador del torneo mexicano, como lo fue en su momento Omar Bravo Tordecillas, y sabe que la competencia con los extranjeros estará fuerte, y que la diferencia entre los foráneos y los connacionales es la mentalidad ganadora.

"Los objetivos siguen siendo los mismos y hasta que no los cumpla, no los voy a cambiar; (el campeonato de goleo) es un objetivo que uno se puede plantear, de los delanteros mexicanos, porque siempre ha sido difícil para los delanteros mexicanos ser goleadores y en los últimos tiempos sólo recuerdo a mi tocayo Omar y ha sido difícil, pero ser goleador no es imposible. Esto pasa más por el aporte mental, que por la competencia. Yo creo que hay capacidad y talento en México, hay goleadores y pasa más por estas cosas que por otras".

Omar deja de manifiesto que desea darle alegría a sus seguidores, pero en el Jalisco, porque sus mejores actuaciones las dio fuera de casa.

"Uno trabaja para demostrar en tu casa, en tu estadio y con tu gente hacer lo mejor posible, pero hay que ir paso a paso; en ocasiones se da y en tras no, pero ahora sólo queda trabajar y mejorar. Creo que en el Jalisco me ha costado un poco más".

[mt][foto: Departamento de Prensa del Club Guadalajara][r/osra]

No te pierdas