Jesús Ramírez y su debut en Primera División

Acostumbrado a dirigir sólo a nivel Selección, mayor y menores, el nuevo técnico americanista se mostró mesurado durante el primer tiempo, justo cuando su equipo fue dominado por Jaguares y...
Acostumbrado a dirigir sólo a nivel Selección, mayor y menores, el nuevo técnico americanista se mostró mesurado durante el primer tiempo, justo cuando su equipo fue dominado por Jaguares y durante mucho tiempo ni siquiera se levantó de la banca.
 Acostumbrado a dirigir sólo a nivel Selección, mayor y menores, el nuevo técnico americanista se mostró mesurado durante el primer tiempo, justo cuando su equipo fue dominado por Jaguares y durante mucho tiempo ni siquiera se levantó de la banca.  (Foto: Miguel Abarca, Notimex)

Héctor Cruz | MEDIOTIEMPO (Enviado)Estadio Víctor Manuel Reyna, 14 de Febrero de 2009

  • La charla con sus jugadores fue constante
  • Se mostró amable al final del partido con prensa y aficionados

Acostumbrado a dirigir sólo a nivel Selección, mayor y menores, el nuevo técnico americanista se mostró mesurado durante el primer tiempo, justo cuando su equipo fue dominado por Jaguares y durante mucho tiempo ni siquiera se levantó de la banca.

Con traje gris a pesar del intenso calor, 21 grados centígrados durante el partido, Jesús Ramírez vistió para su debut en América que también significó su estreno en el Máximo Circuito en el empate de su equipo en Chiapas.

Pero con el transcurrir del partido y durante prácticamente todo el segundo tiempo, Ramírez se apoderó del área técnica y comenzó a hacer movimientos con los brazos, a ver el reloj de manera constante y a charlar con sus jugadores cada vez que el juego era cortado.

Otro rasgo que mostró Chucho en su debut es que no le tiembla la mano para hacer cambios entre los jugadores ni en la formación durante el partido, ya que con cada sustitución modificó su medio campo y su delantera, y cambió de posición a Jean Beausejour en tres ocasiones, lo mismo a Enrique Vera.

Dijo que llegaba al América a hacer amigos y lo cumplió. Al final del partido, Jesús Ramírez se mostró en extremo amable con la prensa, algo poco característico en los timoneles azulcremas que siempre traen la presión en su máximo nivel, lo mismo se mostró condescendiente con los aficionados que le pidieron fotos antes de abordar el autobús de las Águilas que los conduciría a su hotel.

[mt][foto: M.Abarca/MEXSPORT][r/anor]

Newsletter MT
Suscríbete a nuestro boletín de noticias deportivas.
No te pierdas
×